Autor: Goñi, Fermín. 
 Ante la postura de los conserveros de bajar los precios. 
 Los agricultores navarros inician una campaña de venta directa de tomate     
 
 El País.    29/09/1978.  Página: 44. Páginas: 1. Párrafos: 4. 

Ante la postura de los conserveros de bajar los precios

Los agricultores navarros inician una campaña de venta directa de tomate

FERMÍN GOÑl, Pamplona

A partir del próximo martes, la Unión de Agricultores y Ganadores de Navarra (UAGN) comenzará una

campaña de venta directa, a través de las asociaciones de vecinos, de 100.000 kilos de tomate en diversos

puntos del País Vasco ante la imposibilidad dé vender parte de la cosecha tomatera a los conserveros de la

ribera Navarra, que no están respetando el precio por kilo acordado después de varias reuniones entre

agricultores, conserveros y directivos del FORPPA.

El problema principal radica en que el precio acordado por las tres partes indicadas —seis pesetas kilo—

para la venta de la campaña de este año, que supone doscientos millones de kilos, está siendo incumplido

por los conserveros, que, aprovechando la gran cosecha de tomate, están comprando a precios inferiores.

El precio de diez-once pesetas kilo al que se venderá el tomate en San Sebastián y Bilbao incluye los

gastos de transporte y envase, ya que los agricultores navarros sólo piden que se respete el precio

acordado de seis pesetas kilo. Varios pueblos de la zona baj a de Navarra se están sumando a la iniciativa

de la venta directa y sus ofertas serán atendidas a medida que aumenten los pedidos. Por el momento el

primer pueblo que ha iniciado el nuevo sistema sin intermediarios ha sido Murchante que posee una

importante agrupación de productores tomateros, que habían apoyado la iniciativa desde el primer

momento. La idea se va extendiendo entre los agricultores de la ribera de Navarra, que ya piensan en

adoptar la misma fórmula de venta con el pimiento morrón, la manzana. Para solucionar el problema del

precio de venta a las conserveras, una delegación de la UAGN se entrevistó ayer con el gobernador civil

de Navarra, quien prometió que denunciará al FORPPA a todas aquellas empresas que no respeten los

precios acordados. El FORPPA concede una subvención de seiscientos millones de pesetas a agricultores

y conserveros de tomate de la ribera del Ebro.

 

< Volver