Autor: Triviño López, Ricardo. 
 Tierno Galván, en Valencia. 
 El ejercito es de la nación  :   
 Está al servicio del pueblo y no de una clase. 
 Pueblo.    16/01/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 5. 

10/01/77 PUEBLO

TIERNO GALVAN, EN VALENCIA

"EL EJERCITO ES DE LA NACIÓN"

"Está al servicio del pueblo y no de una clase"

VALENCIA. (PUEBLO, por Ricardo TRIVIÑO)—El profesor Tierno Galván ha viajado este fin de

semana a Castellón y Valencia con fines preelectorales. En ambas capitales de provincia el profesor

Tierno presentó las directrices y programas del Partido Socialista Popular, junto a un abundante bagaje

ideológico del socialismo marxista que propugna. Como la visita del profesor socialista ha sido

preelectoral.

PUEBLO preguntó sobre sus previsiones como candidato a las próximas elecciones: «Me presentaré. Será

ineludible. Pero no lo voy a hacer por mi mismo, tengo mis sospechas sobre el poder y las corrupciones

que ofrece, pero las exigencias del partido me lo plantean. Mi presentación será como diputado, no como

senador.»

No está dispuesto el presidente del P. S. P. a abandonar la empresa de la unificación de los socialistas. Así

se manifestaba en una rueda de Prensa mantenida con los periodistas valencianos el pasado sábado. «La

unificación de los socialistas no es obsesión —dijo el profesor—, sino una gran preocupación.

Especialmente y en un primer paso, es necesaria una unificación para las elecciones, con el fin, al menos,

de no dárselo todo servido con bandeja de plata a la derecha. Seria un buen primer paso que hicieramos

propaganda conjunta, que nos conociéramos personalmente los militantes de los distintos partidos

socialistas.»

El profesor Tierno Galván se mostró crítico en la rueda de Prensa, pero nunca negativo. PUEBLO

preguntó al profesor su opinión sobre el viaje de tres líderes de Alianza Popular al Parlamento Europeo de

Estrasburgo: «Creo que la derecha irá a Estrasburgo con mentalidad democrática, de lo contrario es

inconcebible que lo haga, más si lo que quiere presentar es su pasado, esto ultimo sería contradictorio y

desconsolador. Aunque al fin de cuentas conviene que vayan; el país tiene un variado espectro político e

interesa que se conozca, mas cuando siempre ha privado el monopolio político.»

El profesor Tierno Galván, además de notificar el interés del P. S. P. de crear una Conferencia de

Izquierdas Socialistas Europeas, se refirió a su partido como puente entre la socialdemocracia y el

comunismo, especialmente cuando los socialistas europeos están cansados de un socialismo

complaciente, tolerante y enfermo. No le atribuía el profesor al P. S. P. una función catalizadora y

exclusiva a su partido de un Frente Popular. «Seria desmedida esta pretensión, entre otras cosas porque

eso lo ha de hacer toda la izquierda», sino la función de actuar de puente y centro entre las tendencias

socialistas ligeras y duras, socialdemocracia y comunismo.

Se le planteó al señor Tierno Galván, por parte de uno de los i n f o r m a dores a la rueda de Prensa, la

cuestión sobre si el Ejército era retardador del proceso democrático del país. «Las Fuerzas Armadas —

respondió el profesor Tierno— no condicionan tanto como se ha dicho el proceso democrático español,

como no lo condiciona el ´"bunker". Dije que el "bunker" era un elefante de papel, y lo ha sido. Ahora, de

forma inteligente y ante los hechos, ha sabido callar. El Ejercito, dice, no es fascista. Tiene un profundo

espíritu de cuerpo y un gran respeto a las ordenanzas, y esto es natural, pero cada vez más esta

impregnado del sentido democrático de la vida. Nuestras Fuerzas Armadas no son ya las fuerzas de los

pronunciamientos. El Ejército obedecerá al Poder civil como una rama más del Poder ejecutivo. Lo digo

sin rebozo y con el mayor de los respetos: el Ejercito lo es de la nación. No me atrevo a decir que es del

pueblo pero es de la nación y está al servicio del pueblo, nunca al servicio de una clase. No pasara mucho

tiempo sin que veamos que el Ejercito es una garantía del orden democrático.»

 

< Volver