Autor: Bayón, Miguel. 
 Presentando un libro sobre el millonario. 
 Durísimos ataques de Tierno Galván a Juan March     
 
 Diario 16.    01/03/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 11. 

Presentando un libro sobre el millonario

Durísimos ataques de Tierno Galván a Juan March

Miguel Bayón

MADRID. 1 (D16). Bernardo Díaz Nosty periodista. autor de "La comuna asturiana, revolución de

octubre de 1934" y de "El affaire de las autopistas", presentó ayer en el Club Internacional de Prensa su

libro "La irresistible ascensión de Juan March".

Pieza fundamental en la presentación fueron las palabras previas de Enrique Tierno Galván, líder del

Partido Socialista Popular (PSP), del que es militante Díaz Nosty.

"Juan March es un personaje que entra de lleno en la delincuencia, por sus implicaciones contrabandistas

—dijo Tierno—. No tiene sentido engrandecerle, puesto que ni siquiera fue un héroe negativo. Venció a

sus compatriotas por la falta total de escrúpulos que poseía. Aún quedan numerosos cabos sueltos en

tribunales españoles y extranjeros relacionados con su actuación. Deliberadamente eludo el "don" al

hablar de él, para colocarle en su verdadero marco, sin tratamiento de respeto."

Dificultades para investigar

Díaz Nosty no quiso ser muy explícito en cuanto a problemas prácticos a la hora de redactar el libro, pero

dejó caer algunos detalles. "En todo momento traté de despistar —d i j o—, de no aparecer demasiado a la

luz. Mucha hemeroteca. Anécdotas hay varias, pero una sintomática fue que en Palma en las bibliotecas,

se me sentaba al lado siempre una persona y me seguía."

El libro, al decir de Tierno, es sumamente meticuloso, y viene a demostrar cómo March jugaba a todas

1as bandas, con tal de ganar, "Discreto con la República —dijo Tierno—. Parece que anduvo cerca de

don Juan, apoyando a la monarquía exilada. A veces, antes del 18 de julio, habló de revolución, y sufragó

Casas del Pueblo. Personajes como Gil-Robles tuvieron relación con el."

Tierno habló del apoyo decisivo de March en el levantamiento militar da Franco. Y siguió diciendo:

"Superó March el nivel de gángster, puesto que no luchaba contra el orden establecido o a las claras, sino

que utilizaba el Estado a su servicio. Después de él ya no hubo sitio para su estilo de corrupción, puesto

que la corrupción se instaló en el propio Estado. A partir de él vienen los que diríamos corruptores

sosegados; muchos de ellos viven, e incluso conviven con nosotros, y citarles sería cuando menos

descortés."

Pirata y cultura

March contrabandeó con tabaco, con armas, con todo lo que pudo. Llegó a comprar ediciones e incluso

los derechos de autor de "El último pirata de1 Mediterráneo", libro de Manuel Benavides, publicado en la

República y que glosaba las andanzas de un tal Juan Albert.

"Contra lo que se dice —matizó Díaz Nosty— es una obra que, por debajo de su estilo farragoso, es

absolutamente veraz en lo que cuenta,"

Tierno opinó sobre la Fundación March. "Sé de casos de catedráticos que aceptaron millones de la

Fundación —dijo—. La inteligencia es una de las cualidades más susceptibles de corromperse antes. La

Fundación, culturalmente, no añade nada, sus memorias no son ni citadas en anuarios Internacionales, Y

además encubre bajo esa pretensión de mecenazgo parte de los impuestos que tendría que pagar," Por

último, el líder del PSP habló de temas preelectorales: "La oposición teme la influencia de los grandes

grupos económicos. A la izquierda no le han propuesto ayuda, y no la aceptaría. En cuanto a la

legalización del PCE, el Tribunal Supremo ha tenido que cargar con un mochuelo en el que un jurista

puro no tiene nada que hacer. Ciñéndonos al presente, no veo motivo para no legalizar al PCE. El otro día

opiné públicamente que el PCE es el más socialdemócrata de los partidos. Azcárate me dijo; Tiene usted

razón."

 

< Volver