Los partidos de centro, pendientes del presidente Suárez. 
 Hermetismo tras la dimisión de Areilza     
 
 Informaciones.    26/05/1977.  Página: 3. Páginas: 1. Párrafos: 12. 

26 de marzo de l977

VIDA POLÍTICA

LOS PARTIDOS DE CENTRO, PENDIENTES DEL PRESIDENTE SUAREZ

HERMETISMO TRAS LA DIMISION DE AREILZA

MADRID, 26 (INFORMACIONES).

SUAREZ RECIBIO AYER A LOS LÍDERES LIBERALES CAMUÑAS Y GARRIGUES

A LO LARGO DE LA SEMANA EL PRESIDENTE SE HA ENTREVISTADO CON TODOS LOS

DIRIGENTES DE CENTRO DEMOCRÁTICO

EL hermetismo es la nota dominante que ha seguido a la dimisión de don José María de Areilza como

vicepresidente y miembro del Partido Popular, grupo integrado en la coalición Centro Democrático. De

las breves y concisas declaraciones de políticos o partidos no puede desprenderse otra cosa que la

conocida ya como «remodelación» del Centro Democrático y la intervención del presidente Suárez en

esta operación. Cualquier otro intento de interpretación específica de la maniobra en curso es recibido con

toda clase de precauciones, vaguedades o presuntas ignorancias. Como dato objetivo destacable hay que

referirse a la entrevista que mantuvieron ayer, con el presidente Suárez, don Ignacio Camuñas

—secretarlo general del Partido Demócrata Popular (P. D. P.)— y don Joaquín Garrigues Walker,

presidente de la Federación de Partidos Demócratas y Liberales (F.P.D.L.). No fue facilitada información

alguna sobre el contenido del encuentro.

Ambos líderes liberales —dirigentes, igualmente de Centro Democrático— llegaron al palacio de la

Moncloa a las cinco de ayer tarde y abandonaron el despacho del presidente —que les acompañó hasta el

vestíbulo—, hacia las seis y media. Al final de esta reunión, el señor Camuñas declaró sucintamente:

«Todo ha sido muy agradable.» Luego, se negó a comentar nada sobre la postura del presidente, en

relación con las elecciones. Por su parte, un portavoz de la Federación de Partidos Demócratas y

Liberales, en nombre del señor Garrigues Walker, comunicó que el partido en cuestión no facilitaría

información sobre lo tratado en la entrevista, entendiendo que debería ser Presidencia del Gobierno quien

lo hiciera, si así lo creía oportuno. Presidencia del Gobierno, en efecto, facilitó una nota dando cuenta de

la celebración de la entrevista, sin añadir más detalles.

LOS LÍDERES DEL CENTRO, CON EL SEÑOR SUÁREZ

La agencia Europa Press refiere de fuentes del C.D. que el presidente del Gobierno, señor Suárez, se

reunió a lo largo de esta semana con los principales líderes de la mencionada coalición. El lunes recibió a

don Fernando Alva-rez de Miranda (presidente del Partido Popular Demócrata Cristiano) y a don

Francisco Fernández Ordóñez, del Partido Social Demócrata. El martes, el señor Suárez se entrevistó con

don Pío Cabanillas, presidente del Partido Popular. El miércoles acudieron a La Moncloa don José María

de Areilza y don Pío Cabanillas y ayer viernes visitaron al presidente los dirigentes liberales ya citados.

Comentaristas y clase política coinciden en afirmar que en estas entrevistas se habría planteado una

reestructuración a fondo del Centro Democrático que, de cara a los comicios, podría estar respaldado por

el presidente del Gobierno, según refirió ya INFORMACIONES el pasado día 23. La dimisión del conde

de Motrico habría servido para facilitar esta amplia operación política. Es de destacar que el mismo día en

que los señores Areilza y Cabanillas vistaron la Moncloa, el diario «El País» publicada un editorial en el

que se argumentaba contra la intervención del señor Suárez en las elecciones. El editorial fue seguido, al

día siguiente, de un artículo del director del periódico, señor Cebrián, en el mismo sentido. Es curioso

recordar también que en INFORMACIONES del jueves pasado, el señor Alvarez de Miranda reclamaba

un «reforzamiento» de Centro Democrático que lo hiciese «mas apetecible a otros grupos». Hablaba ya de

un Frente Democrático y manifestaba que le parecía «impensable» en estos momentos un cambio de

frente electoral por parte de su partido, P. P. D. C., en relación con un hipotético «arrastre» del mismo

fuera de Centro Democrático, hacia el resto de los partidos demócrata cristianos. Si las fuentes de Europa

Press son fidedignas, cuando el señor Alvarez de Miranda hacia estas declaraciones a NFORMACIONES,

ya había sido recibido por el presidente Suárez.

REACCIONES

El señor Ortega y Díaz Ambrona, del Comité político del Partido Popular y jefe de filas de los «tácitos»

—demócrata cristianos, integrados en el seno del P. P.—, reaccionó del siguiente modo ante la noticia de

la dimisión del conde de Motrico: «No sé nada. Ha sido una sorpresa, algo así como una bomba. No

puedo, por tanto, comentar nada porque ignoraba que Areilza fuera a tomar esta decisión.» El señor

Ortega hizo estas breves declaraciones desde Badajoz, en cuyo Gobierno Civil acababa de presentar los

Estatutos del Partido Popular Extremeño, aunque ayer mismo regresó a Madrid. En parecido sentido se

manifestaron otras fuentes del Partido Popular al ser consultadas por Logos: «Una sorpresa inesperada y

contraria a lo previsto.» AI parecer, la postura del conde de Motrico se iba a tratar colectivamente en una

reunión del Comité Político del Partido Popular, que fue prevista para el próximo miércoles.

«El partido no opina nada», manifestaron a Logos fuentes del Partido Demócrata Cristiano, refiriéndose a

los motivos de la dimisión del conde de Motrico del partido Popular. Sin embargo, insistieron las citadas

fuentes en que tal dimisión podría tener como consecuencia un cambio estratégico en Centro

Democrático, que le permitiera constituir una coalición más amplia. Las mismas fuentes manifestaron que

el señor Areilza protagonizaba de un modo destacado C. D. y lo convertía en una alternativa de

significación muy concreta, que restringió la posible entrada de otros grupos políticos. «La propia

dinámica de Centro Democrático —se añade— hará que sus integrantes se aglutinen en una sola

formación y que fuerzas que se habían retraído ante el color que tomaba C. D. estén dispuestas ahora a

integrarse.» Se trataría del regreso de C.D. a una alternativa «que nunca debió abandonar», según las

fuentes mencionadas del P. P. D. C. Estas consideran la dimisión del señor Areilza, en cualquier caso,

como acto digno de elogio, que, en algún momento, podría tener consecuencias similares a las que en el

seno del Equipo D. C. está provocando la dimisión del señor Gil-Robles. Sin embargo, estiman en el

P.P.D.C. que ambas decisiones obedecen a un ánimo distinto. «La decisión del señor Gil-Robles es

política, adoptada por él en persona. La del señor Areilza es personal con consecuencias políticas»,

concluyeron dichas fuentes.

Por su parte, don Enrique Larroque, presidente del Partido Liberal también integrado en Centro

Democrático— hizo unas declaraciones a Europa Press en las que manifiesta que no le sorprendió la

dimisión del señor Areilza, «porque la evolución política de los últimos días me hacia suponer con

fundamento que habría una decisión importante por parte de este líder político.» «Evidentemente

—agrega—, la salida de Areilza tiene una gran importancia para el rumbo del Partido Popular y es a este

partido a quien corresponde tomar las decisiones que cree oportunas sobre su estrategia de cara a las

elecciones. Luego, el Partido Liberal y me imagino que todos los demás miembros del Centro

Democrático también definirán en breve plazo la estrategia a adoptar.» El señor Larroque dice también:

«Cual-quiera que sea la decisión, irá a las elecciones una gran coalición de centro, porque éste es

fundamental para conseguir una auténtica democracia. Sin duda, la muy probable presencia del presidente

Suárez en la lucha electoral será un factor de la máxima importancia en la estructuración política

definitiva de las coaliciones electorales.»

El Partido Social Demócrata, que preside el señor Fernández Ordóñez, tampoco ha tomado postura oficial

sobre la decisión del señor Areilza, y no se pronunciará en este sentido hasta la próxima semana,

probablemente. En cambio, sí que se han producido en el partido reuniones informales acerca del tema en

cuestión, y se ha analizado si ello podría modificar la actitud del P.S.D. en el seno de Centro

Democrático.

FELIPE GONZÁLEZ: PISTA DE ATERRIZAJE PARA EL GOBIERNO

Para don Felipe González (P.S.O.E.-r), en declaraciones a la Prensa canaria, la dimisión del señor Areilza

«parece ser el resultado de una operación tendente a que el Partido Popular no cristalizara en torno al

tándem Areilza-Pío Cabanillas. Creo que forma parte de una operación global a partir de la cual se

pretendería crear una plataforma de aterrizaje para la posición electoral del Gobierno.»

Respecto a la posibilidad de que el presidente Suárez se presente a las elecciones, don Felipe González

manifestó: «Creo que más que una posibilidad es casi una realidad. En definitiva, el problema

fundamental no está en si se presenta o no se presenta, sino, sobre todo, en si se utilizan o no los residuos

autocríticos del Poder dentro de la campaña electoral. Si se utilizan, se colocará al país ante una situación

muy difícil que habría que contestar y denunciar.»

LA F.S.I., DISPUESTA A INTEGRARSE EN CENTRO DEMOCRÁTICO

En medios próximos a la Federación Social Independiente —partido que desmintió su supuesto carácter

proguberna-mental al surgir del grupo parlamentario independiente, hace unas semanas, se ha

manifestado a Europa Press que, como otros partidos, F.S.I. está a la expectativa de la actitud que tome el

presidente Suárez ante las elecciones.

Según los mismos medios, si, tras la salida del señor Areilza de Centro Democrático, don Adolfo Suárez

decidiera presentarse a las elecciones, la Federación Social Independiente se situaría en el Centro

Izquierda de la gran coalición del Centro, capaz de aislar al continuismo y al marxismo e impedir que

ambos bipolaricen la situación política.

 

< Volver