Autor: Jáuregui, Fernando. 
 PSOE y UCD buscan desesperadamente pactos subterráneos. 
 Älvarez de Miranda-Gómez Llorente, batalla para presidir el Congreso     
 
 Diario 16.    09/07/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 6. 

PSOE y UCD buscan desesperadamente pactos subterráneos

Álvarez de Miranda-Gómez Llórente, batalla para presidir el Congreso Femando Jáuregui

MADRID, 9 (D16), — La Unión del Centro Democrático y el Partido Socialista Obrero Español (PSOE)

se han lanzado desesperadamente a la búsqueda de alianzas en el Parlamento, tratando de imponer sus

respectivos presidentes para el Congreso. El candidato de UCD es el democristiano Fernando Álvarez de

Miranda, y el del PSOE, Luis Gómez Llórente, de la Comisión Ejecutiva del Partido Socialista.

La elección del presidente del Congreso significará el primer enfrentamiento fuerte entre los

parlamentarios gubernamentales y los de la oposición, y servirá para hacer un recuento de fuerzas cara a

las futuras alianzas en el Parlamento.

El PSOE parece haber conseguido la alianza tácita de los once parlamentarios del Pacte Democratic

Catalán, aglutinado por Jordi Pujol, que ha manifestado su deseo de "permanecer en la oposición. El

centro ha gestionado la adhesión, para la candidatura de Álvarez de Miranda, de los dos diputados

democratacristianos catalanes Antón Cañellas y Carlos Güell.

En medios centristas se teme que el Partido Nacionalista Vasco, ocho escaños, conceda su voto al

candidato socialista Gómez Llórente. Con lo que, de votar toda la izquierda, el Pacte y el PNV, el nombre

propuesto por el PSOE, Gómez Llórente, obtendría un total de 165 votos para su candidatura a la

Presidencia, mientras Álvarez de Miranda obtendría una exigua victoria con 169 votos. Si los

democristianos catalanes reconsideras en su idea de apoyar al candidato del centro y concediesen su voto

al socialista se produciría un empate a 167 votos, situación peligrosa, que sólo podría ser resuelta, en últi-

mo término, con una solución poco grata a los centristas: el apoyo de los 16 diputados de Alianza Popular

al hombre de UCD.

Filtraciones de las reuniones más recientes de los dirigentes de AP señalan que la coalición de Fraga

quiere reconvertir su imagen, presentándose como una opción de centro-derecha. Así es previsible un

apoyo de Alianza a los parlamentarios de la Unión de Centro Democrático en cuantas cuestiones

espinosas se presenten.

La lucha por la Presidencia del Congreso —subterránea, hasta el momento— mostrará que las discusiones

en el Parlamento no están ganadas de antemano por la coalición aglutinada por el presidente Adolfo

Suárez, y que la lucha para imponer un determinado tipo de Constitución puede ser enconada.

 

< Volver