Giscard d´Estaing, en Barajas. 
 España puede participar en la construcción de la Unión Política Europea  :   
 Regresan a sus paises las Delegaciones que asistieron a los actos de exaltación al Trono. 
 ABC.    28/11/1975.  Página: 13. Páginas: 1. Párrafos: 10. 

GISCARD D´ESTAING, EN BARAJAS ESPAÑA PUEDE PARTICIPAR EN LA CONSTRUCCIÓN DE LA UNION POLÍTICA EUROPEA

Regresan a sus países las Delegaciones que asistieron a los actos de exaltación al Trono

Madrid. (De nuestra Redacción.) Una vez finalizados los brillantes actos en honor de S. M, Don Juan Carlos I. con motivo de su exaltación al. Trono, las Delegaciones extranjeras que asistieron a los mismos Iniciaron el regreso a sus países de origen. Durante la tarde de ayer, Barajas íue el escenario de una Intensa actividad.

A las catorce treinta horas, en el avión especial que le trajo anteanoche, ha partido del aeropuerto de Madrid-Barajas. con destino a París, el presidente de la República Francesa. Valéry Giscard d´Estaing.

En el aeropuerto, el señor Giscard d´Estaing, a quien acompasaban el ministro español de Asuntos Exteriores, señor Cortina Mauri, y el embajador de la República Francesa en Madrid, señor Gillet. hizo la siguiente declaración:

«A propósito de mi venida a Madrid, para participar en la manifestación que consagraba la toma de fundones del nuevo Rey de España, he tenido algunos pensamientos que quicio expresar aquí:

Francia entiende que no debe Intervenir en los asuntos Internos de otros países. Así pues, la suerte de los problemas de España pertenece, en propiedad, a la nación y al pueblo español. Pero, siendo un gran país vecino, queremos testimoniar nuestro deseo de mantener y desarrollar con España unas relaciones de buena, voluntad y amistad,

UNA POLÍTICA EUROPEA.—En concreto, he pensado en los tres puntos siguientes: en primer lugar, que España forma paite de Europa, diría incluso que España, por su historia 7 civilización, es una de las fundadoras de Europa, y deseamos, por tanto, que España pueda participar con nosotros en la gran tarea de nuestra época, que es precisamente la Unión-Política de Europa.

He pensado luego en el pueblo español. En calidad de presidente electo de los franceses, quiero decir al pueblo español cuánta es 1» amistad y la consideración en que le tiene el pueblo francés. Conocemos, efectivamente, al pueblo español, un pueblo orgulloso de sí mismo, valiente, un pueblo que es libre.

Tenemos en nuestro país gran número de trabajadores españoles que contribuyen de forma excelente al desarrollo de Francia y que, al mismo tiempo, nos han enseñado a conocer, comprender mejor y —diría Incluso—, querer más al pueblo español. En los últimos años, millones de franceses han visitado cada año el país de ustedes y han podido conocer y comprender mejor por su parte y querer más a España

NUEVA ÉPOCA EN LA HISTORIA. —

Pienso, por último, en el nuevo Soberano de España: en el joven Soberano de España, que, como él mismo ha dicho, tiene la responsabilidad, pero también la voluntad, de conducir desde ahora una nueva época de 1& historia española.

Estos son los pensamientos que he tenido esta mañana al participar en la emotiva ceremonia de exaltación del Rey de España, y he querido transmitírselos a ustedes. Muchas gracias.»

Después de hacer estas declaraciones a la Prensa, el presidente francés, ya en las pistas del aeropuerto, subió a un podio desde el que oyó los himnos nacionales de España y Francia, y * continuación pasó revista a una compañía de honores del Ministerio del Aire. Inmediatamente después emprendió viaje de regreso a su país.

 

< Volver