Autor: Hernández Domínguez, Abel. 
   Empresarios y católicos, en la Moncloa     
 
 Informaciones.    21/12/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 3. 

Empresarios y católicos, en la Moncloa

Por Abel HERNÁNDEZ

SUAREZ y la U.C.D. se han reconciliado con sus aliados naturales. Los empresarios y los padres

católicos salieron reconfortados de la Moncloa. Está en marcha el gran pacto. Pasó el tiempo de las

airadas concentraciones. Las lanzas se han vuelta cañas. El partido del centro vuelve a concordar con sus

electores. Los efectos beneficiosos para este país y para la democracia se notarán pronto. Ni la burguesía

ni los católicos pueden encontrar, si pensamos con realismo, mejor alternativa de Poder que la actual en

mucho tiempo. Esta mañana la Bolsa ha estado muy entonada y roces autorizadas anuncian el primer

despertar de la economía, tras el largo y profundo coma.

El partido del Gobierno se compromete a nevar hasta sus últimas consecuencias la economia de mercado

(el hecho tiene especial relevancia en el orden laboral), y a defender en la Constitución la plena libertad

de enseñanza. Los empresarios prometen su colaboración "a la "política del Gobierno y, en particular, a

los pactos de la Moncloa. Confían en el renacimiento económico´ del país..Los tres millones y pico de

padres católicos, que han firmado la petición de libertad de enseñanza para sus hijos, espresan su pleno

acuerdo con el programa de Ü.C.D. la ofensiva del partido del Gobierno no ha hecho más que empezar.

De momento .ha rechazado sin titubeos compartir el Poder con nadie ni cederlo hasta que no pierda unas

elecciones generales. Es la regla de la democracia.

A los dirigientes de U.C.D. está a punto, según todos los indicios, de salirles un competidor, nacido de sn

sino y que nunca ha dejado de aspirar a la Moncloa: don José María de Areilza. Parece que va a volver a

la política activa al frente de unos grupúsculos liberales. Sus intenciones quedaron desveladas ayer en el

Club siglo XXI: aglutinar a la derecha civilizada, a _la burguesía. Lo razonable seria que compartiera ese

espacio con Fraga, ahora que Alianza Popular está .fosilizada. En cualquier caso, de acuerdo eon la

opinión de los mejores observadores, el conde de Métrico deberá darse prisa si no quiere perder

definitivamente el tren. Y deberá medir bien sus posibilidades. Da nuevo error de cálculo y va no

levantaría cabeza. Si cae en la tentación de competir con Suarez, le ´auguramos poco éxito. Lo más que

haría seria, páradójicamente, dar ventajas a la izquierda en las municipales.

 

< Volver