Terminan las reuniones del III Programa Internacional del Instituto de Estudios Superiores de la Empresa  :   
 El señor López Rodó expuso los efectos de los planes económicos sobre las entidades empresariales en los países desarrollados y en desarrollo. 
 ABC.    18/06/1964.  Página: 75-76. Páginas: 2. Párrafos: 19. 

ABC JUEVES 18 DE JUNIO DE 1964. EDICIÓN DE LA MAÑANA. PAG. 75.

TERMINAN LAS REUNIONES DEL III PROGRAMA INTERNACIONAL DEL INSTITUTO DE

ESTUDIOS SUPERIORES DE LA EMPRESA.

El señor López Rodó expuso los efectos de los planes económicos sobre las entidades empresariales en

los países desarrollados y en desarrollo.

Barcelona 17. (De nuestra Redacción, por teléfono.) El Ayuntamiento de Barcelona ha ofrecido una cena

a los participantes en el III Programa Internacional del Instituto de Estudios Superiores de la Empresa, de

Pedralbes, dependiente de la Universidad de Navarra.

Presidió el alcalde, don José María de Bordóles, acompañado por el comisario general del Plan de

Desarrollo francés, M. Masse; de M. R. Donn, de la O. C. D. E., así como por el secretario general de la

Comisión del Plan de Desarrollo español, don Santiago Udina, y otras personalidades.

Pronunció unas palabras el secretario general del Programa, don Félix Huerta, al que respondió el señor

Porcioles con otras en las que resaltó la importancia que tenía para Barcelona y para España que Centros

como el Instituto de Estudios Superiores de la Empresa se dedicaran al perfeccionamiento y formación de

dirigentes de empresas.

Esta mañana se ha celebrado después de la última sesión de trabajo la recepción ofrecida por la

Diputación de Barcelona. Los participantes fueron presentados al marqués de Castellflorite por el señor

Huerta, quien glosó las antiguas relaciones de Cataluña con muchos de los países representados,

resaltando la magnífica acogida que el I. E. S. E. tuvo desde el primer momento por parte de la

Diputación Provincial. Seguidamente el presidente de la Diputación expuso cómo en España resultan

siempre insuficientes los centros dedicados a la formación, por lo que desde el primer momento fue

favorablemente acogida por la Diputación la iniciativa de crear el Instituto. Terminó dando la

enhorabuena a todos los asistentes, a la par que deseaba que la buena impresión que llevaran los

representantes de los distintos países extranjeros no tuviera sólo una base sentimental, sino que fuera

totalmente objetiva y cimentada en hechos concretos. Por la tarde los participantes en el Programa han

visitado el Museo de Picasso, Barrio Gótico y otros puntos de atracción turística.

SESIÓN ACADÉMICA

Por la mañana tuvo lugar la sesión académica. Don Santiago Udina Martorell, acerca de la política

exterior y monetaria y fiscal derivadas del Plan de Desarrollo, glosó las características más relevantes de

la reforma tributaria para hacer ver la relación entre ella y las líneas generales del Plan en los aspectos

fiscales.

Asimismo se refirió al importante instrumento financiero que han de ser los Bancos de negocios y los

fondos de inversión mobiliaria por utilizar en forma acumulada para la inversión y el crédito la poten-

cialidad del ahorro de los sectores de bajo nivel de vida.

Un aspecto de especial interés para los nuevos inversionistas en España es, en la reelección de legislación

tributaria, las previsiones de amortización acelerada e incluso las compensaciones mediante la deducción

de pérdidas iniciales en la promoción industrial.

INTERVENCIÓN DEL SEÑOR LÓPEZ RODO

Antes de iniciarse la sesión hizo una exposición breve el comisario español para enmarcar el tema del

diálogo "Efectos da los Planes Económicos sobre las empresas de países desarrollados y en desarrollo".

Don Laureano López Rodó señaló los puntos que, a su juicio, consideraba como exigencias del Plan.

Tal vez la idea más descollante de la síntesis de. la exposición de don Laureano López Rodó es el hecho y

la exigencia indispensable para toda empresa moderna da su modalidad dinámica. Las empresas no

pueden jamás permanecer en la inmovilidad. Una empresa es un ente económico de constante dinamismo,

contrastando permanentes coyunturas de innovación y actitudes de cambio.

En primer lugar, el Plan, al trazar la trayectoria por donde deben transitar las empresas del país en esa

dirección pujante y ascendente del Desarrollo, deberán concentrar la modernización de sus equipos e

instalaciones. El instrumento material debe estar a la altura del momento moderno.

Como segundo punto, el señor López Rodó señaló la necesidad de mantener y mejorar constantemente la

estructura orgánica de la empresa. Es preciso—dijo—una permanente racionalización de los métodos de

trabajo en todos los niveles.

En tercer lugar, señaló como exigencia de primera magnitud la formación de los cuadros dirigentes. A

este propósito hizo un caluroso elogio del I. E. S. E. al indicar que consideraba de extraordinaria y

excepcional importancia la labor de alto nivel formativo que realiza dicho Instituto. No hay duda que la

formación de tales cuadros debe comenzarse por la cabeza, para lograr con ello una transmisión de arriba

a abajo en toda la estructura social de ese afán de mejora y perfeccionamiento. Otro aspecto a tener en

cuenta, como exigencia del Plan a las empresas que lo realizan, es la rotura de su espíritu individualista y

cerrado. La empresa española debe ver las exenciones tributarias de las agrupaciones para fines de

producción y comercialización de sectores de grupos, un camino hacia la mayor eficiencia, más bajo

costo de servicios y operaciones que separadamente costarían más dinero.

Sin necesidad, sin llegar a la fusión, que muchas veces no sólo no será necesaria, sino tal vez incluso

contraproducente, es muy posible armonizar intereses conjuntos mediante las uniones y agrupaciones

empresariales para fines de exportación, comercialización y producción colectiva. Finalmente, el

comisario del Plan señaló la importancia y beneficio conjunto empresarial de toda la sociedad que aporta

la implantación de nuevas empresas en las zonas fijadas como polos de desarrollo. El hombre que tiene

hoy la categoría de empresario debe ver—dijo—en el desarrollo social una constante expansión de la

demanda de sus propios productos.

Después de esta exposición se abrió un amplio diálogo, con abundantes intervenciones, tanto de los

empresarios españoles como de los participantes y directores de empresa extranjeros, que fueron contesta-

das con gran detalle por el comisario francés del Plan de Desarrollo y su colega español.

El señor Massé y el señor López Rodó hicieron un gráfico paralelismo de regiones análogas en Francia y

España, como son la Bretaña y Galicia. Condiciones geográficas muy similares, la posición homologa en

dos extremos de la Europa occidental, la presencia de una población densa de etnografía que parte

prácticamente del mismo tronco, permiten estas analogías que pueden significar para España un modelo

experimental, alentador para la región gallega.

Al terminar el coloquio, el comisario español, señor López Rodó, celebró una entrevista con el del Plan

francés, señor Massé, quien regresó esta tarde por vía aérea hacia París.

 

< Volver