Autor: Fuente, Elisa de la. 
   Desconcierto entre el profesorado universitario     
 
 Informaciones.    27/09/1973.  Página: 9. Páginas: 1. Párrafos: 5. 

Desconcierto entre el profesorado universitario

MADRID, 27. (INFORMACIONES, por E. DE LA FUENTE.)—Exista una gran preocupación entre el

profesorado de Universidad ante el comienzo del curso, porque hasta ahora las normas de contratación del

profesorado no numerario no se han hecho publicas en los distintos centros. Un gran número de doctores

que tradicionalmente, al terminar sus tesis, continuaban trabajando en la Universidad, que les ofrecía un

trabajo con posibilidades, han emprendido otros trabajos, con el consiguiente perjuicio para los centros,

que se ven privados así de sus mejores docentes. Hay que tener en cuenta que el 70 por 100 del

profesorado lo constituyen los no numerarios.

Sin embargo, en las normas generales que el Ministerio dictó el pasado julio para la contratación, se

valoraba e intensificaba el trabajo de los ayudantes en la Universidad, lo que supone una reducción del

trabajo del agregado y adjunto contratado, que al no tener un mínimo rentable, abandona este trabajo. En

cuanto a los ayudantes, los_mejores de ellos ven que una dedicación intensiva a "la docencia, sin «espacio

valorado para la preparación e investigación, repercuta a largo plazo contra ellos mismos y la calidad de

la enseñanza, y tampoco se hallan conformes. La consecuencia de estas normas, por tanto, puede resultar

nefasta para la Universidad.

El director general de Universidades, en unas recientes declaraciones, anunció que el camino normal de

este tipo de profesorado sería integrarse en un Cuerpo. Hasta ahora, el único tipo de integración previsto

es el de las 1.200 plazas de adjuntos que se cubrirán en enero, número a todas luces insuficiente para

solucionar el problema.

La decisión del Ministerio de exigir el título de doctor a todos los dedicados a la enseñanza universitaria

ha hecho que sobre las distintas cátedras llueva una avalancha de tesis, mal hechas muchas de ellas y

sobre las cuales los catedráticos no dejan caer sus rigores porque "la falta de doctores en .la Universidad

les empuja a ello.

El profesorado numerario está descontento por la falta de participación en la organización universitaria y

por la cantidad de normas contradictorias a la hora de organizar el curso, lo que no favorece tampoco la

dedicación y ayuda que este estamento puede prestar Para una reforma tan profunda como la que se

quiere emprender, es imprescindible contar con los mejores valores de la Universidad española, y en éstos

momentos consideran gran número de catedráticos que lo que está ocurriendo en la Universidad no es

serio.

 

< Volver