Autor: Apostua, Luis. 
   El sindicato vertical     
 
 Ya.    20/08/1977.  Página: 10. Páginas: 1. Párrafos: 4. 

Jornada Española

El sindicato vertical

LA "operación uñas" le ha salido muy bien al gobernador civil de Madrid, señor Rosón. Ha acabado con

el cierre patronal de las panaderías y ha logrado sujetar la huelga de empleados del servicio de basuras.

La Administración, que tomó el tema de manera titubeante, sacó después todo su arsenal de medidas

coercitivas y, como hemos visto, logró sujetar lo que hubiera sido un verdadero desastre de orden

público. Evidentemente, no ha sido resuelto el verdadero problema del precio del pan, pero es también

claro que cuando todo un sector -obrero o patrono- protesta «o se deben dar largas a la reclamación,

porque estalla de mala manera.

El cese o dimisión poco voluntaria del señor García Ribes como presidente del Sindicato Nacional de

Transportes, unido a la serie de multas que los gobiernos civiles imponen a los patronos que promueven

la huelga de camiones, indica igualmente que acabó la época de tolerancia y que el Gobierno se siente

fuerte para aguantar los desafíos. Estos, dada la situación económica general, no van a faltar en el

próximo otoño.

Otro aspecto, meramente subsidiario, de la dimisión del señor García Ribes es la permanencia de la

antigua organización sindical. Esa vacante, ¿va a ser provista? ¿Existen aún los antiguos sindicatos

verticales de forma que puedan proponer un nuevo nombre? Este hecho ha puesto sobre el tapete e1

tema de la indefinición sindical en que vivimos; pero se ve que la vieja definición sigue viviendo.

DESPUÉS de escribir el texto de ayer llegaron a las redacciones noticias de nuevas enmiendas a la ley de

reforma fiscal. El volumen más importante de las presentadas a última hora corresponde a Alianza

Popular, con treinta y tres. Como es lógico, tienen un sabor más conservador y obedecen a la sociología

del electorado que los votó. No obstante, es necesario considerarlas con la debida atención. Por ejemplo,

la que pide protección, o por lo menos no penalización, para los inmuebles que adquieran ciudadanos

extranjeros como residencia permanente en España. Este es un renglón que puede ser importante en la

captación de capitales fijos porque son muchos los matrimonios jubilados que prefieren pasar el otoño de

su vida en una costa soleada.

Luis OPOSTUA

 

< Volver