Cortes. 
 Dieciséis procuradores preguntan     
 
 Informaciones.    20/04/1971.  Página: 10. Páginas: 1. Párrafos: 18. 

20 de abril de 1971

INFORMACIONES

Dieciséis procuradores preguntmm.

Terminando el discurso del ministro, se abrió la sesión J, informativa propiamente dicha, durante la cual

el señar Mortes respondió, por temas afines, a, las -preguntas de dieciséis procuradores.

El procurador familiar canario, señor Arteaga Padrón, planteó varias preguntas referentes a 1% relación

entre alquileres y salarios y a la promoción de viviendas para familias modestas. «Según las estadísticas

del L N. E., los españoles dedican a gastos de vivienda el 7,95 por 100 de sus ingresos —dijo en su

respuesta el señor Mortes—, es decir, sólo un 16 por £00 de lo que se dedica a alimentación, apenas un

poco mas de lo que se invierte en vestido y calzado y menos de la mitad de lo que se invierte en gastos

complementarios. Establecer, por tanto, la cifra de 7,9 por 100 sobré los salarios para el coste de alquiler

de vivienda es un criterio, por lo menos, desfasado de lo habitual en todos los países y que contribuí, ría

todavía más a dificultar la solución del problema de la vivienda.» Señaló que, de todos modos, las

viviendas financiadas por el I. N. V. se entregan por un sistema -de acceso a la propiedad con cuo tas

progresivas adaptadas a los incrementos salariales. Acto seguido estableció un calculo de los ingresos

mínimos de una familia trabajadora española, y señaló que si ge destinara un 15 por 100 de tales ingresos,

cifra admitida universalmente en este nivel para gastos dé vivienda, seria perfectamente posible afrontar

una resolución en profundidad del problema, de no ser por la limitación de recursos disponibles para

realizar las necesarias inversiones.

CÉDULAS DE FINANCIACIÓN

Con referencia a la suscripción >fe cédulas de financia, ción por las Cajas de Ahorro y Mutualidades, el

señor Mortes señaló que acaso convinle ra aproximar sa rentabilidad a un 6 por 100 anual para hacerlas

más Interesantes, pero que de todos modos, las Cajas de Ahorro realizan inversiones superiores a tas le-

galmente ordenadas, estriban-do el problema no tanto en la cantidad «orno e» la distribución sectorial de

log créditos. «Muestra evidente de es-Ia preocupación del Ministerio por la financiación de estas

viviendas es la elevación» 1.700 pesetas d«t top« máximo a, conceder por estos préstamos.»

VIVIENDAS SUNTUARIAS

«Es oportuno señalar —dijo a continuación el señor ministro— que en el sistema de ayudas económicas y

fiscales actualmente vigente no figuran en ningún caso género al. guno de ayudas a las viviendas

suntuarias. No puedo, por menos, de coincidir, en beneficio del producto final, todo el proceso técnico y

comercial que en él interviene. Por ello sé hace cada vez más conveniente modificar el sistema de

financiación, estableciendo dos cauces Independientes, aunque complementarios, pa> ra la construcción

de viviendas. Uno, a medio plazo, destinado al promotor; otro, a largo plazo, destinado al , comprador.

Así se ha recogido en el proyecto de directrices del III Plan de Desarrollo.»

INDUSTRIALIZACIÓN DE LA CONSTRUCCIÓN

£1 señor Galán Cantarero planteó el tema de la industrialización dé la construcción, tema que fue

calificado por el ministro como de la más can dente actualidad: «Es uno de los aspectos fundamentales en

que debe basarse cualquier política de actuación de vivienda en la década presente», dijo también el señor

Mortes. Acto seguido explicó que 1» industrialización se v é influenciada por factores di- . matices,

económicos y de calidad, que determinan que en ningún país las viviendas industrializadas rebasen el 20

por 100 de la construcción total de viviendas. «El Ministerio de la Vivienda —dije—, consciente de la

Importancia de la industrializado ha to mado la decisión de impwl» sar diche proceso.»

CHABOLISMO

El tema d«l chabolismo fue planteado por el señor Puig Maestro-Amado. El ministro de la Vivienda

disintió «e la afirmación del proel arador en el sentido de que el problema de la vivienda debía ser

accidental. Recordó en primer logar sos-palabras de hace na año por las que se reconocía $tte ao sería él

quien ««abara con el chabolismo en España. «En Madrid hay unas 7.000 chabolas y unas 3.500 en

Barcelona. Cifra fácil de enjugar de no sev porque el traslado de familias campesinas al medio urbano

haría aparecer acto seguido nuevas necesidades.»

ESPECULACIÓN DE VIVIENDAS

£3 señor De Llera López abordé lo que denominó especulación con las viviendas. El ministro señaló que

la existencia de viviendas desocupadas, siempre que los .precios se mantengan dentro de los limites

legales, no debía ser considerada necesariamente como especulación.

E insistió en que las leyes tienen grevista la posibilidad de ordenar el arrendamiento forzoso de las

viviendas que permanecen desocupadas más de seis meses, si se destinan a alquiler, o- más d« un año, si

se trata de viviendas destinadas a venta. «Pero no olvidemos que la iniciativa privada tiene una

importantísima colaboración en la solución del problema de la vivienda y dentro de las disposiciones

legales debe dejársele la mayor libertad para que manten?» vivo su interés.»´

CONGELACIOS* BE ALQUILERES

fa señor Merino García tomó la palabra para abordar la compleja materia de la congelación de alquileres.

«Creo que es muy conveniente distinguir —señaló el señor Mortes— dos aspectos fundamentales, en este

tema. E} primero se refiere a tos arrendamientos estafen-tes. El segundo tiene relación con la política a

establecer para futuros inmuebles que se destinen a arrendamiento.

Respecto a estos últimos, es preciso garantizar una política de revisión automática de rentas que asesórela

rentabilidad de las inversiones y atraiga a «ste sector la financiación suficiente. De cara al m Plan de

DesatroBo se estudian me-Sida* concretas en este aspee-i*.

ESPECULAClON DEL SUELO

Xotnaron a continuación te palabra los señores Arteaga Padrón, Fernandez Cantos y

Merino García, quienes expusieron una serie de cuestiones muy similares sobre la especulación del suelo.

El ministra respondió conjuntamente a la; tres intervenciones y record? que «la especulación del sne lo

constituye una dificulta´ esencial para nuestro desarrollo socioeconómico y para * bienestar de nuestro

pueblo: Señaló a continuación que 1 carencia es muy localizada por lo que una actuación deci dida en las

áreas metropolita ñas puede reducir muy sensí blemente la magnitud del pre Mema y «ue éste había sido

> propósito del Ministerio al s« licitar la aprobación Sel «leeré to-Iey de Actuaciones Urbanía ticas

Urgentes y al promover la creación de nuevag ciudad® en Madrid y Barcelona, «C>te la experiencia que

nos ofrezca la ampliación de este decretó. ley, y con la intención .de mantener y sostener en un futuro

inmediato la oferta de suelo urbanizado a precio razona* ble en las áreas metropolitanas españolas, y en

general en todo el país, y sin esperas-a la tarea, más ambiciosa «just tenemos en marcha de revisión de la

vigente ley, ¿el Suelo, pensamos elaborar un proyecto de ley que sustituya a la vigente ley 52/1963, sote*

valoración de terrenos sujetos ft expropiación de los planes de vivienda y urbanismo y que comprenda lo

establecido en el decreto-ley citado.» «As!, pues, y en relación con estas tres preguntas, como actuación a

corto plazo, aparece el decreto-ley de 27 de junio fie 1970 sobre «Actuaciones Urbanísticas urgentes», a

medio plazo, el proyecto de ley «ue acabo de anunciarles y, % Jná» largo plazo, una nueva ley deJ Suelo,

en base a, la esperiea» ci* anterior y a les estudios ? encuestas sobre política orto nística, enyo documento

d« trabajo, referente a las mismas, ´les he entregado JMUJW En relación coa el proyecto d* ley de

Fiscalidad «el Suele* dijo a continuación el señor Mortes ««e «él Gobierno «ffi ha perdida interés por la

fiscalidad del suelo ni ha disiat. nuido su firme voluntad «le batir la especulación tambféis desde este

ángulo. Pero ha parecido oportuna reconsiderar el tema para abordarlo en «E marco más amplio. L«s

instas» atentos fiscales han dte «ef complemento de otras ssedtóaí d« car&cter sustantivo y ®s>°

banístico que origine», preclse--mente, ése aumento Se la oferto de solares».

 

< Volver