El proyecto de ley de arrendamientos urbanos. 
 La renta contractual de viviendas y locales de negocio podrá ser revalorizada  :   
 Se establecen una escala de coeficientes de aumento, con arreglo a la fecha del contrato, y otras limitaciones a la voluntad del arrendador. 
 ABC.    07/12/1963.  Página: 51-55. Páginas: 5. Párrafos: 130. 

EL PROYECTO DE LEY DE ARREMDAMIEMTOS URBANOS

LA RENTA CONTRACTUAL DE VIVIENDAS Y LOCALES DE NEGOCIO PODRA SER

REVALORIZADA

Se establecen una escala de coeficientes de aumento con aneéis a la fecha del contrato, y oirás

limitaciones a la voluntad del arrendador

Dada su importancia, transcribimos a continuación el texto íntegro del proyecto de reforma de la ley de

Arrendamientos Urbanos remitido por el Gobierno a las Cortés y publicado ayer en el «Boletín» de estas

últimas. En cambio, omitimos la exposición de motivos del mismo, por limitaciones de espacio que

nuestros lectores ´Sabrán comprender.

La Ponencia encargada de informar dicho proyecto la integran los siguientes procuradores: don Adolfo

Díaz-Ambrona, don José Macián Pérez, don Ramón Muñoz-González, don Roberto Reyes y don Carlos

Trías Bertrand.

Todos los procuradores en Cortes podrán formular las enmiendas que considérén oportuno en el plazo

máximo de quince días, a contar de ayer.

ÁMBITO DE APLICACIÓN DE LA LEY

Artículo 1.° Los preceptos de la Ley de Arrendamientos Urbanos de 22 de diciembre de 1955, articulada

por decreto de 13 de abril de 1956, quedan modificados o adicionados en la forma siguiente:

Art. 2.° 5. También quedan excluidos los arrendamientos de fincas urbanas cuya construcción se inicie

después de la entrada en vigor de esta ley con destino a ser alquiladas.

Art. 3.° 3. No obstante lo dispuesto en el párrafo 1. el arrendamiento de la industria o negocio de´

espectáculos que en 1 de enero de 1947 excediera de dos años de duración o que antes de la entrada en

vigor de la presente ley se haya celebrado por plazo igual o superior, quedará sujeto a las normas que esta

ley establece sobre prórroga obligatoria del arrendamiento de local de negocio, con las especialidades

contenidas en el artículo 77. y a los (particulares sobre renta establecidas en el artículo 104.

Art. 4.° 2. Quedan asimilados al inquilinato-los arrendamientos de locales ocupados por la Iglesia

católica, entidades benéficas, asociaciones piadosas, sociedades o entidades deportivas comprendidas en

el artículo 32 de la Ley de Educación Física y, en general, cualesquiera otras que no persigan lucro, sin

más excepción que las señaladas, en el párrafo 2 del artículo siguiente.

Art. 5.° "2. Quedan asimilados al arrendamiento de local de negocio: 1.° El de los locales ocupados por el

Estado, Provincia o Municipio y Corporaciones de Derecho público, a excepción de la Iglesia católica. 2.°

El de los locales destinados a depósitos o almacenes, aunque el arrendatario sea una de las personas

señaladas en el párrafo 2 del artículo anterior. 3.° El de los locales a. que sé refiere el mismo párrafo

cuando se destinen al ejercicio de actividades económicas organissadas en régimen de empresa.^ 4.° El de

los locales destinados a escritorios u oficinas cuando el arrendatario se valga de ellos para ejercer activi-

dad de comercio, de industria o de enseñanza con fin lucrativo, o para el desarrollo de las actividades

mencionadas en el número precedente, aunque dichos locales no •se hallaren abiertos al público,.

NATURALEZA BE LOS DERECHOS CONCEDIDOS

Art. 6.° 2. No obstante, serán renun-ciables, salvo el de prórroga, los concedidos a los que fueren de

viviendas que, ocupadas por primera vez en las fechas que se indican, devengaren mensualmente en la

respectiva fecha tope como renta del inquilinato una cantidad no inferior a la que sE´guidamente se

exprega:

Hasta el 30 de septiembre de 1939, quinientas; del 1 de octubre de 1939 al 1 dé a:-,ro de 1942, 1.000; del

2 de enero de 1942 al 31 de diciembre de 1946, 2.000; del 1 de enero de 1947 al 31 de diciembre de 1956.

3.000; del 1 de enero de 1957 al 31 de diciembre de 1969, 5.000, y a partir del 1 de enero de 1960, 6.000

pesetas.

La precedente escala será de aplicación en poblaciones de inás de un millón de habitantes.

En las restantes se aplicarán en dicha escala las siguientes reducciones en los. tipos de renta:

En poblaciones de menos de 20.000 habitantes, el 60 por 100; de 20.000 a 100.000, el 50 por 100; de

100.000 a 250.000, el 40 por 100; de 250.000 a 500.000, el 30 por 100, y de 500.000 a 1.000.000, el 2 por

100.

Art. 23. Queda prohibido el contrato de cesión de vivienda a título oneroso, aunque en él se comprenda

mobiliario o cualquier otro bien o derecho. En todo caso, la cesión no surtirá efectos frente al arrendador

sin el consentimiento del mismo.

CESIÓN Y TRASPASO

Art. 25. 1. La cesión de vivienda realizada, por el inquilino a título gratuito u oneroso dará derecho al

arrendador que ni expresa ni tácitamente la hubiera consentido para resolver ©1 contrato de inquilinato,

pero deberá también demandar al cesionario, quien podrá excepeionar aduciendo el consentimiento del

actor. .Esta acción llevará implícita, si prosperase, el lanzamiento del cesionario y no estará sujeta a

caducidad, sino en ©1 caso de haberse notificado fehacientemente al arrendador por el cedente o

cesionario el contrato de cesión. En tal supuesto, el plazo de caducidad será el de dos meses. Caducada o

prescrita la acción, será aplicable lo dispuesto en el párrafo 1 del artículo siguiente.

Art. 30. El arrendatario de los locales expresados en los números 1, 2 y 4 del artículo 5.°, párrafo 2, no

tendrá derecho de traspaso.

Art. 42. Cada traspaso que de un local de negocio se efectúe conforme a lo dispuesto en ésta sección dará

derecho al arrendador a aumentar la renta en la cuantía que convenga con- el cesionario, y a falta de

acuerdo, en un 15 por 100.

Art. 47 3. De igual facilitad gozará el inquilino en caso ´de adjudicación de vivienda por consecuencia de

división de cosa común, exceptuados los supuestos de división y adjudicación de cosa común adquirida

por herencia o legado, y de adquisiciones realizadas antes del 1 de enero de 1947. A tales,fines deberá

.consignarse en la.escritura el precio asignado a cada unidad de vivienda.

PRORROGA DEL CONTRATO

. Art. 57. 1 Cualquiera que sea la fecha de la ocupación .de. viviendas, con o sin mobiliario, y locales de

negocio´, llegado el día ´del vencimiento del plaao pacía-do, éste se prorrogará obligatoriamente para. el

arrendador y potestativamente p.,;á el inquilino o arrendatario, aun cuando un tercero suceda al

arrendador en sus cosenos y obligaciones. Se ap-ieará igual norma en los casos de extinción de usufructo,

sin perjuicio de lo prevenido en el art. 114, causa 12.

2. Sin embargo, tos arrendamientos de local de negocio, con o sin instalaciones o accesorios, y los de la

industria o negocio de espectáculos a que se refiere el párrafo 3 del art. 3.°, sé extinguirán a. los veinte

años salvo que las partes hubieran estipulado un plazo superior. El plazo se contará en los contratos

vigentes ,desde la entrada en vigor de la presente ley y desde la fecha respectiva en los: de local de

negocio que se concierten con posterioridad.

3. A tal efecto el arrendador deberá notificar fehacientemente al arrendatario durante el primer

trimestre del último año de duración del contrato su decisión de darlo por terminado, y en su caso su vo-

luntad de celebrar otro nuevo; con el mismo arrendatario en las condiciones que señalé.

4. Este deberá notificar en la misma •forma al arrendador durante el segundo trimestre del último año de

vigencia del contrato si está o no conforme con las •condiciones señaladas por el arrendador para la

celebración del nuevo contrato.

5. Si el arrendador omitiere la notificación aludida en el párrafo 3 se entenderá que acepta la renovación

del contrato en las mismas condiciones que el vigente. Igualmente se entenderá que el arrendatario acepta

el nuevo contrato en las condiciones señaladas en la notificación del arrendador si no manifiesta lo

contrario en el plazo que se le concede en el párrafo anterior.

6. Si el arrendador opta, conforme a lo prevenido en el párrafo 3, por dar por terminado el arriendo deberá

abonar al arrendatario la indemnización que mutuamente convengan, o en otro caso la que determine la

Junta de Estimación, la que no podrá señalar una superior al 50 por 100 de lo que normalmente se abone

por traspaso en locales similares de la misma zona.

Art. 58. 3. La subrogación deberá notificarse fehacientemente al arrendador dentro de los noventa días

siguientes a ia fecha del fallecimiento del inquilino. Sin embargo, si el subrogado no hiciere en tiempo la

notificación, el arrendador no podrá desconocer la eficacia de la subrogación, salvo que en igual forma

notifique su decisión en tal sentido al ocupante de la vivienda y transcurran treinta días sin recibir del

subrogado la notificación primeramente aludida.

. Art. 60-. ,3. Lo dispuesto en los dos párrafos anteriores será de aplicación a los supuestos de muerte del

sustituto del arrendatario, sin perjuicio en todo caso de lo prevenido en el art. 57, párrafo 2.

4. Cada transmisión que se efectúe conforane a este artículo dará derecho al arrendador a aumentar la

renta en los términos expresados en el art. 42,

Art. 64, 1. En las fincas arrendadas por pisos el arrendador que intentare la denegación al amparo del caso

primero del art. 62 deberá ejercitar su derecho sobro la vivienda que se halle habitualmen-íbe deshabitada,

siempre que constituya medio adecuado a sus necesidades. En defecto d© tos de esta clase, sobre la que

no sirva de hogar familiar; sucesivamente, sobre la ocupada por familia menos numerosa, y en último

lugar sobre las correspondientes a funcionarios públicos o del Movimiento en activo o jubilados, pen-

sionistas con hijos menores de edad y quienes además de vivar en ellas ejerzan en las mismas profesión u

oficio por el que satisfagan contribución. El clero secular ocupará en el orden de prelación el mismo lugar

que el funcionario publico. Los casos de igualdad se resolverán en favor del inquiliiio más antiguo.

Art. 76. 3. De ser arrendatarios las entidades a que se refiere el páiraíO primero, será de aiplicación lo

establecido en las euibsecciones anteriores, según se trate de locales que tengan la consideración de

viviendas o de negocio.

Art. 81. 5. Los inquilinos ó arrendata-rios que ocupen un inmueble de ochenta o más años de antigüedad

no gozarán de otro derecho que el de ser indemnizados por el arrendador, los primeros, con el importe de

diez años de la renta correspondiente a la vivienda desalojada, y los segundos en la cuantía y modo

previstos en el art. 57, párrafo 6.

Art. 90. 1. La renta de todas las viviendas y locales de negocio de que pueda disponer el arrendador

libremente será la que previene el art. 97, salvo que incurriere en el incumplimiento a que se refiere el art.

87, en cuyo caso se aplicará to dispuesto en este artículo, y el arrendamiento quedará sujeto en todo caso a

las disposiciones de la presente ley.

LA RENTA Y SU REVISIÓN

Art. 95. 1. La renta de las viviendas y locales de negocio cuyo arrendamiento subsista el día que comience

a regir la presente ley será la que en tal fecha correspondiere percibir al arrendador, con todos los

incrementos que viniere cobrando, re-valorizada en su caso conforme a las disposiciones, del artículo

siguiente.

2. Las cantidades asimiladas & la renta, incluida la correspondiente a la diferencia en el coste de los

servicios y suministros, que viniere percibiendo el arrendador seguirán haciéndose efectivas en tal

concepto, y deberán figurar separadamente en los recibos en tanto no queden refundidas en la renta con

arreglo a las disposiciones del artículo siguiente.

Art. 96. 1. La renta contractual de los arrendamientos comprendidos en el artículo anterior podrá ser

revalorizada en su caso, a iniciativa del arrendador, hasta el límite que resulte de multiplicarla por los

índices señalados en la escala siguiente:

Contratos celebrados antes del 17 de julio de 1936............................. 9,44

Contratos celebrados entre el 18 de julio de 1936 y el 30 de junio de 1939.................................... 7,45

Contratos celebrados entre el 1 de julio y el 31 de diciembre de 1939. 6,15

Contratos celebrados durante el año 1940.....................................:... 5,30

Contratas celebrados durante el año 1941......................................... 4.08

Contratos celebrados durante el año 1942......................................... 3,82

Contratos celebrados durante el año 1943......................................... 3,84

Contratos celebrados durante el año 1944 ..................„;..:.........;....... 3,68

Contratos celebrados durante el año 1945......................................... 3,44

Contratos celebrados durante el año 1946......................................... 2,62

Contratos celebrados durante el año 1947......................................... 2,23

Contratos celebrados durante el año 1948......................................... 2,08

Contratos celebrados durante el año 1949......................................... 1,98

Contratos celebrados durante el año 1950 ................,................... 1,78

Contratos celebrados durante el año 1951...................´...................... 1,63

Contratos celebrados durante el año 1952......................................... 1,66

Contratos celebrados durante el año1953......................................... 1,64

Contratos celebrados durante el año 1954......................................... 1,62

Contratos celebrados durante el año 1955......................................... 1,55

Contratos celebrados durante el año 1955......................................... 1,47

Contratos celebrados durante el año 1957......................................... 1,33

Contratos celebrados durante el año 1958......................................... 1,17

Contratos celebrados durante el año 1959......................................... 1,09

Contratos celebrados durante el año 1960......................................... .1,08

Contratos celebrados durante el año 1961......................................... 1,06

2. Si el importe dé la merced resultante de la, aplicación del párrafo precedente fuese inferior a la suma

de la renta y de las cantidades asimiladas a ella que en la fecha de entrada en vigor de esta, ley pagare el

inquilino o arrendatario, paro superior al de la renta, el primero será el que en este último concepto

dstoerá satisfacer en lo sucesivo, y la diferencia entre él y agüella suma será la que deberá seguir

abonando como cantidad asimilada a la renta.

3. Si el importe de la merced revalori-zada fuese igual o superior a la suma de la renta y cantidades

asimiladas a ella que pagare el inquilino o arrendatario en la fecha de la entrada en vigor de esta ley,

aquella merced será la única que en tal concepto deberá satisfacer en lo sucesivo.

4. Si el importe del incremento rebasare el 15 por 100 de la renta de la vivienda y cantidades asimiladas

a ella, el exceso se hará efectivo en años sucesivos, a partir del 1 de enero de 1965, a razón de un & por

100 o porción del mismo en cada uno.

Si el importe del incremento rebasare el 25 por 100 de la suma de la renta del local de negocio y de las

cantidades asimiladas, a ella, el exceso se hará efectivo en semestres sucesivos, a razón de un 10- por 100

o porción en cada uño.

5. En tanto no se efectúe el pago total, el inquilino o arrendatario estará obligado a satisfacer los futuros

aumentos de renta y las-csmtidades asimiladas a ésta, previstos en esta ley, siempre que la suma d« la

renta, aumentos y -cantidades asimiladas no exceda del importe de la merced incrementada conforme a

los párrafos 1 y 3.

6. La merced que resulte de la aplicación de lo preceptuado´ en los párrafos 1 y 3, tendrá, no obstante

la moratoria prevenida en el párrafo 4, el concepto de renta, .a todos los efectos previstos en esta ley,

desde que el arrendador tenga derecho a empezar a hacer efectivo el incremento.

7. El arrendador no podrá ejercitar -los derechos derivados de la aplicación de los párrafos precedentes

en tanto no se halle al corriente de las obligaciones establecidas en el capítulo X respecto de la con-

servación de la finca.

8. Lo establecido en los párrafos anteriores se entiende sin perjuicio de la aplicación, en todo caso, de lo

dispuesto en el artículo 100.

9. Lo estatuido en el párrafo 4, inciso primero, rio será aplicable a las viviendas siguientes:

1.° A las comprendidas en el párrafo 2 del articulo 6.

2° A las subarrendadas totalmente por el inquilino o parcialmente sin el consentimiento del arrendador,

cualquiera que fuere la fecha del subarriendo, así como a las viviendas a que se refieren el artículo 21 y el

párrafo 2 die la disposición transitoria quinta.

3.° A aquellas en que se haya producido o se produzca la subrogación en Jos derechos y obligaciones del

arrendamiento por la muerte del inquilino o del anteriormente • subrogado, una vez transcurrido un año

desde el fallecimiento.

En todos estos casos, si el importe del incremento excediere del 25 por 100 de la suma de la renta y

cantidades asimiladas a ella que en la fecha en que empiece a regir la presente ley pagare el inquilino, el

exceso se hará efectivo en años sucesivos, a partir del 1 de enero de 1965, a razón de un 10 por 100 o

porción del mismo en cada uno.

Art. 97. La renta de las viviendas y locales de negocios qué se arrienden después de la entrada en vigor de

esta ley será la que libremente estipulen las partes, aun cuando hubieran sido ocupados con anterioridad a

esa fecha.

Art. 98, La renta de las viviendas y locales de negocio a que se refieren los artículos anteriores podrá ser

objeto de aumento o reducción por acuerdo de las partea.

Art. 99. 1. La renta de las viviendas y locales de negocio mencionados en el artículo 95, no podrá ser

incrementada por la sola voluntad del arrendador, sino en los casos establecidos en esta ley y,

particularmente, en los siguientes:

1.° Por creación o elevación de impuestos o arbitrios por el Estado, Provincia o Municipio que graven

directamente la propiedad urbana. Las diferencias por estos conceptos podrán derramarse por el

arrendador entre los inquilinos y arrendatarios en la forma fijada por las disposiciones vigentes.

2.° Cuando, por expiración del plazo por el cual se concedió, cesare la exención tributaria total o parcial

que gozare la finca, en cuyo caso podrá el arrendador reclamar de sus inquilinos y arrendatarios la

diferencia existente entre lo que le hubiere correspondido pagar sin dicha exención y lo que pagare al

término de la misma,

3.° Si la Hacienda, en virtud de resolución firme diotada en expediente instruido de oficio por el Servicio

del Catastro Urbano, asignare a la vivienda o local de negocio una renta superior a la que satisfaga el

inquilino. El importe de la elevación no podrá exceder en estos casos de la diferencia entre la renta que se

pague y la asignada por la Hacienda. Y si la diferencia retesare el 26 por 100 de la renta que ´sé satisfaga,

el exceso sólo podrá hacerse efectivo por anualidades sucesivas, a razón de un 5 por 100 como máximo

sobre la renta que estuviere vigente al dictarse la resolución. Para la efectividad de´ este incremento será

tadis-pensa/ble que en el expediente –instruido por la Hacienda se conceda audiencia al inquilino o

arrendatario.

4.° Si el inquilino subroga en los derechos y obligaciones dimanantes del contrato de inquilinato a uno de

los parientes señalados en el artículo 24. El importe de la elevación no podrá exceder en este caso del 15

por 100 de la renta.

5." Cuando, sin haberse estipulado en el contrato, el inquilino, su cónyuge o pariente de uno u otro hasta

el tercer grado que con cualquiera de ellos conviva ejerza en la vivienda o en sus dependencias una

pequeña industria doméstica, sujeta a tributación. La cuantía del animento no podrá exceder del 20 por

100 de la renta a que se refiere el artículo 95.

6. Cuando el inquilino ejerza en la vivienda la industria doméstica de hospedaje determinada en el párrafo

1 del artículo 21, en cuyo caso el importe de la elevación lo fijará dé común acuerdo con el arrendador.

7.° Cuando no se requiera, conforme al párrafo 2 del artículo 21, autorización expresa y escrita del

arrendador para el ejercicio de la industria doméstica de hospedaje, en quse la participación >Jet

arrendador seíá del 10 por 100 por cada huésped.

.

8." Cuando el inquilino haga uso de la facultad prevista en el artículo 18, el importe de la elevación no

podrá exceder por cada subarriendo del 20 por 100 de la renta vigente en la fecha de aquél.

2. Una vez que la suma de la renta, de las cantidades asimiladas a ella y de sus incrementos alcance el

límite fijado en el párrafo 1 del artículo 96, y se haya realizado el pago total a que se refiere el párrafo 5

del mismo artículo, no regirán las causas de elevación de renta previstas en los apartados 1.°, 2. y 3.° del

párrafo anterior, ni las repercusiones por aumento dé coste de los servicios y suministros del artículo 102,

ni la contribución a los gastos y pagos del artículo 108.

Ait. 100. 1. La renta y las cantidades asimiladas a ella de las viviendas y locales de negocio sujetos a esta

ley, que se ncuenifeeii en período de prórroga legal, ee adaptarán cada dos años a las variaieio-áes del

coste de la vida, lm.ediar.te decreto aprobado en Consejo de Ministros que aplicará de modo automático

el índice filado por la Dirección General de Estadística, si las partes no hubieren previsto otra cosa.

2. Si la adaptación implicare un aumento de la renta revisada, sera deducible del incremento el importe

de las elevaciones a que se refiere el artículo 99, números 1.e y 3° exigidas, en su caso, por el arrendador

durante el bienio a que se contraiga la adaptación.

3. Si está implicare una reducción de la" renta, no se aiplicará a las viviendas comprendidas en" el

artículo 95, mientras no sé dé el supuesto aludido en el párrafo 2 del artículo 99.

Art. • 102.- i. Los aumentas por coste de loa servicios y suministros podrán ser exigidos por el arrendador

a los inquilinos y arrendatarios comprendidos en él artículo $5, del modo fijado en las disposiciones

vigentes.

2. Lo dispuesto en el párrafo anterior se éntlénd© sin perjuicio de la aplicación de lo prevenido en los

artículos 96, párrafo 5, y 99, párrafo 2

Art. 104. La renta de los arrendamientos incluidos en tos párrafos 2 y 3 del artículo 3.", será revisable

cada cinco años por la Junta de Estimación, a instancia o&l arrendador o del arrendatario, teniendo en

cuenta al efecto cuántos factores puedan conducir a la determinación de la renta justa.

OBRAS DE CONSERVACIÓN

1 Art. IOS. 1. No obstante lo dispuesto en el artículo anterior, en las viviendas y focales de negocio

relacionados en el artículo 95>podrá exigir el arrendador del dnquilino, en compensación parda! del im-

porte de las obras de reparación comprendidas en el artículo 107, o de las que realice por determinación

de la Fiscalía de la Vivienda o de cualquier otra Organismo o autoridad competente, el abono del 8 por

100 aaiual del capital invertido. Dicho porcentaje se distribuirá entre todos los -inquilinos y arrendatarios,

si aquéllas son comunes, o entre los afectados, si se limitan a la vivienda q local de negocio que ocupen,

en proporción a las rentas que satisfagan, ®s& que el alimentó tenga el concepto de renta y sí el tiie

asimilado a ésta, el cual se hará efectivo por recibos complementarios mensuales.

3. Lo dispuesto en los párrafos añte-irtores se entiende sin perjuicio de la aplicación de lo prevenido en

los artículos 95, párrafo 2; 86, párrafo 5, y 99, párrafo 2.

Art. 114. 7.*, párrafo 3. Cuando el ¡arrendatario necesite realizar obras en el local arrendado, para la

mejora de sus instalaciones y servicios, adaptándolo a los touevos métodos de producción o venta que se

proponga .implantar ©íi el misino y no obtenga el consentimiento del arrendador, podrá ser autorizado

judicialmente para ¡levarlas a cabo siempre que pruebe que las obras proyectadas no han de debilitar te

naturaleza y resistencia de los materiales empleados en la construcción de la finca, ni afectarán, una vez

realizadas, al uso de ésta, por los restantes ocupantes de ella; obligándose, además, a pagar la elevación de

renta que la autoridad Judicial determtae si así lo pide el arrendador en el mismo proceso.

Las obras realizadas, en cuanto supongan mejora de la finca, quedarán en beneficio de ésta. El

arrendatario estará obligado, arespeeto de las demás, a reponer el focal al estado anterior, cuando termine

el arriendo, v a afianzar el cumplimiento üe esta obligación.

Se presumirá, salvo prueba en contrallo, la necesidad de realizar las oteas cuando las mismas vengan

expresamente Impuestas por decisión administrativa.

JURISDICCION Y PROCEDIMIENTO

Art. 122¿ 1. Los jueces municipales y, en su/caso, los comarcales, conocerán en primera instancia de

cuantos litigios se ¡promuevan en. ejercicio de acciones orne se funden en derechos reconocidos por esta

ley, sin otras excepciones que las expresadas en ©1 artículo siguiente,

2. Ife todo caso, conocerán en .primera Instancia de la acción resolutoria del contrato DOT falta de pago

de la renta o de las cantidades que, conformé a esta- ley, se-asimilen a ella, y de la acción conferida al

arrendatorio en el artículo 114. causa 7.8. párrafo 3.

Art. 123. Los jueces de Primera Instancia conocerán en ella de los litigios a que se refiere el párrafo 1 del.

artículo anterior, en los casos siguientes:

1." Cuando la renta del airrendamien-to o subarriendo del local de negocio a aue afecte la cuestión no sea

inferior a 36.000 pesetas anuales.

2.° Cuando se trate de vivienda en .la . que el inquilino y subarrendatario que deban ser parte en el litigio

ejerzan profesión colegiada por-la que satisfagan contribución.

3.° , Cuando el local esté ocupado por dependencias del Estado, Provincia, Municipio, Iglesia católica o

Corporaciones de Derecho Público.

4° .Cuando se trate de acciones de ´tanteo o de retracto al amparo de lo establecido en los capítulos IV y

VI de la presente ley o se ejercite la acción impugnatoria establecida en el artículo 53.

Art. 147. regla 3.a De los beneficios referidos en la regla precedente ño -se podrá hacer uso más qué una

sola vez en el curso de la relación arrendaticia, o dos veces, Sí desde la primera hubieran pasado tres

años.

Art. 148. 1. Será requisito indispensable para que el inquilino arrendatario o subarrendatario puedan

disfrutar de los plazos que para desalojar la vivienda, o local de negocio establece este capítulo • que

paguen o consignen la renta que hubieren venido abonando a la iniciación del litigio, en el plazo y modo

previstos en el contrato. En otro caso, no disfrutarán" de otros plazos que los establecidos en la Ley de

Enjuiciamiento Civil.

2, Igualmente, en todos los procesos llue lleven aparejado el desalojo, para que aquéllos puedan, utilizar

los recursos de qué trata la sección 5.» (1) de éste capítulo. habrán de acreditar, ´al interponerlos, tener

satisfechas las rentas vencida s ! y las que, con arreglo al cantra¡to, deten . pagar adelantadas o

consignarlas en el Juzgado o Tribunal.

3. Lo dispuesto en los dos párrafos precedentes no iserá dé aplicación en los casos de exención de pago

de la renta- contemplados en la causa 1.a del artículo 114.

Art. 162. 1. Para determinar la indemnización a que aluden los artículos 57. párrafo 6; 73. párrafo 3, y 81,

párrafo 5, y para conocer dé la revisión especial prevista en el 104, se constituirá una Junta de Estimación

bajo la presidencia del juez municipal o comarcal, según woee-da, del término o comarca correspondiente

al lugar en que radique la finca. (Serán vocales de esta Junta un propietario de finca urbana sita, en el

mismo término municipal qué el inmueble y un comerciante o industrial clasificado en la misma tarifa y

epígrafe tributarlo que el arrendatario, o qué explote negocio análogo al de éste. En el caso de no existir

en el término municipal o comarcal personas que reúnan las expresadas condiciones, podrá él juez

disponer que dichos vocales sean de otro, preferentemente de los colindantes. Unos y otros serán designa-

i dos ipor el juez, mediante insaculación por sorteo, pudiendo ser recusados por las partes por una sola

vez y por el solo hecho i de formular la recusación.

2. La Junta de Estimación actuará a: instancia del arrendador, en los casos de´! los artículos 57, párrafo

6: 72, párrafo 3, y 81, párrafo 5, y a Instancia de la parte & que se refiere el aírtículo 104, en el supuesto

que en éste sé cómbemela. mediante escrito dirigido al juez municipal p comarcal, y habrá do emitir

resolución dentro de los treinta días de ser aquél presentado, adoptándose los acuerdos ipor mayoría, con

voto dirimente y de calidad del juez.

3. Para foranar juicio en sus resoluciones, podré disponer el juez las diligencias o peiñitajcíones que

considere necesarias, corriendo los gastos que ee originen por mitad a caigo del arrendador y del arren-

datario, quienes en todo caso habrán de abonar m la misma forma Tina cantidad.

equlv^íente al 0,50 por 100 del importe de la valoración efectuada en los casos de los artículos 57, párrafo

6: 73, párrafo 3, y SI, párrafo 5, y el 5 ipor 100 de la renta anual revisada cuando de la revisión de la

misma se trate. Las cantidades así recaudadas se destinarán a cubrir los gastos oue origine la actuación de

las Juntas de Estimación en la forma que disponga el Gobierno.

DISPOSICIONES TRANSITORIAS

Disposición transitoria 6.a bis.—Las modificaciones introducidas por el artículo 25 en el plazo de

caducidad de la acción resolutoria del contrato por cesión inconsentida y en el cómputo del mismo, no

serán de aplicación a las cesiones verificadas antes de la entrada en visor de esta ley.

Disposición transitoria 8. bis.—Lo dispuesto en el nuevo párrafo 3 de los artículos 58 y 60 Será aplicable

aunque el fallecimiento del inquilino del sustituto del arrendatario o del subrogado del primer o hubiere

ocurrido antes de la vigencia de esta ley. salvo >jue en la leona de su entrada en vigor ya hubieren sido

desalojados la vivienda o local de negocio, en virtud de demanda del arrendador, fundada en lo dispuesto

en la anterior redacción dé dichos preceptos.

Disposición transitoria 11.—Las nuevas asimilaciones a locales de negocio establecidas en el párrafo 2

del artículo 5." sólo surtirán efecto a partir de la entrada en vigor de esta ley, en los términos, respecto de

Jta lenta, previstos en el artículo 96, si bien el plazo a que se refiere el párrafo 4.°, inciso1,2.. será .anual.-

´en lugar de semestral.

Disposición transitoria 12.—Las modificaciones introducidas por el artículo 99 serán de aplicación

cuando los hechos en él previstos se hayan iniciado después de la vigencia de la presente ley, salvo lo

preceptuado en los números 3.° y 5.° del párrafo 1 del mismo, aue serán aplicables aun cuando la

asignación por la Hacienda de renta superior a la satisfecha por el inquilino o la aplicación de la vivienda

al destino especificado en el referido número 5.° hubieren tenido lugar antes de la entrada en vigor de

esta, ley.

Disposición transitoria 13 bis.—La renta de las viviendas y locales de negocio «ue hubiere sido objeto de

reducción: al amparo de lo dispuesto en el artículo 133 del texto articulado de la Ley de Arrendamientos

Urbanos de 31 de diciembre de 1946, podrá ser incrementada por el arrendador, a partir de la entrada en

vigor de esta ley. en la misma cantidad a Que ascendió la reducción, siempre que concurran los requisitos

a que se refiere el artículo 103 de este texto legal.

Disposición adicional 3.a—El Gobierno, previo informe de la Delegación Nacional de Sindicatos, con

audiencia del Consejo de Estado, y teniendo en cuenta las mutaciones habidas en la economía nacional,

podrá elevar o reducir el tope de la renta señalada en el párrafo: 2 del artículo 6.°, para tjue los inquilinos

de viviendas ocupadas por primera vez, a partir de 1 de enero de 1960, puedan renunciar válida-mente a

los beneficios concedidos por esta ley.

DISPOSICIONES FINALES

Disposición final 1.a—La presente ley entrará en vigor el día 1 de junio de 1964,

Disposición final 2.a—Quedan derogadas todas las disposiciones especiales dictadas en materia de

arrendamientos urbanos, con excepción de las contenidas en las leyes especiales, protectoras de la cons-

trucción de fincas urbanas y sus disposiciones complementarias, de las demás aludidas en la presente ley

y de las siguientes: ley de 23 de septiembre de 1939. en los casos cuya aplicación está establecida:

decretos de 3 de febrero, 13 de abril y 25 de mayo de 1945, y 21 de marzo de 1952, sobre competencia y

procedimiento administrativo de desahucio: decreto de 3 de octubre de 1947. sobre aplicación y cum-

plimiento dé la letra a) de la disposición transitoria 23 del texto articulado de la ley de 31 de diciembre de

1946: decreto de 22 de septiembre y orden de 23 de octubre de 1947 y decreto de 22 de abril

de 1949. con normas, singulares sobre •arrendamientos de fincas urbanas en la ciudad de Cádiz: decreto

de 11 de marzo de 1949. sobre "papel de fianzas": orden de. 12 de diciembre de 1947, sobre destino y

aplicación de las cantidades a que se refiere el artículo 98 del texto articulado antes citado: orden de 22 de

febrero y decreto de 26 de mayo dé 1950 aclaratorios de los artículos 69 y 71. respectivamente, del

mismo texto articulado; ley de 16 dé diciembre de 1954, sobre hipoteca mobiliaria y prenda sin

desplazamiento de posesión: decreto de 26 de julio de 1956, por el aue se desarrolla lo dispuesto en los

artículos 98, número 1.°. v 102 del presente texto articulado; decreto-ley de 14 de septiembre y decreto de

28 de septiembre de 1956, sobre aplicación de la disposición transitoria 8 del mismo texto: decretos de 30

de noviembre de 1956 y 22 de julio de 1958. dictados en aplicación de la disposición adicional 6. del

texto articulado aprobado ipor decreto de 13 de abril de 1956; ley de 12 de mayo de 1956 y disposiciones

complementarias, sobre ordenación urbanística; decreto de 22 de febrero de 1957, aclaratorio del artículo

7.o de este texto articulado: decreto de 18 de octubre de 1957, sobre instalación dé antenas receptoras de

televisión: decretos de 22 dé marzo de 1958, 22 de enero de 1959 y 15 de diciembre de 1960, sobre

aplicación de las medidas señaladas en el apartado b) de, la disposición adicional 2.a del texto articulado

últimamente citado: ley de 24 de abril y decreto de 22 de julio de 1958, sobre préstamos a los inquilinos

para la adquisición de sus viviendas: decreto de 10 de octubre de 1958; sobre facultades de los

gobernadores civiles en materia de vivienda: decreto de 31 de octubre de 1958. complementario del

artículo 62, número 3.° del mismo texto; decreto de 8 de enero de 1959. sobre aoli-cación del artículo 76

y de la disposición adicional 1.a de igual texto; decreto de 17, de noviembre de 1960, sobre

viviendas construidas al amparo de la ley de 25 de junio de 1935: decreto de 6 de septiembre de 1961,

sobre revisión quinquenal de las rentes, y artículo 32 de la ley 77, de 23 dé diciembre de 1961, sobre

educación física.

Art.- 2.° Quedan suprimidas las dispo-sieicttés adicionales 6.a y 7.a. del texto ar-tioulado aprobado por

decreto de 13 de abril de 1966.

Art. 3.° La fecha de entrada en vigor de la ley a ame se refieren los artículos 2. Y >E>4>iTafó´•´5; 3.°,

párrafo 3; 57, párrafo 2;, 95, 96 y 97, y las disposiciones transitorias 6.a bis, 8." bis, 11 y 13 bis,

modificados o adicionados por el artículo ´!.*. será la de la vigencia de la wesente.

;

Art. 4.° El Gobierno, a propuesta del ministro de Justicia, publicará en el plazo de seis meses un texto

refundido de la. Ley de Arrendamientos Urbanos y dictará, las disposiciones necesarias para el desarrollo

y cumplimiento de los preceptos; de la presente ley

 

< Volver