Entre democristianos, socialdemócratas y liberales. 
 Posible alianza     
 
 Pueblo.    04/11/1976.  Páginas: 1. Párrafos: 2. 

Entre democristianos, socialdemócratas y liberales

POSIBLE ALIANZA

MADRID. (PUEBLO.)— Hoy, en el despacho de don Joaquín Ruiz-Giménez, líder de Izquierda

Democrática, se reúnen representantes de los diversos grupos democristianos, socialdemócratas y

liberales, con vistas a una posible alianza electoral. Aunque se considera que es prematuro hablar de ello

cuando aún no han sido convocados los próximos comicios ni se conoce cuál será la redacción de la ley

Electoral, auténtica «piedra de toque» para la participación de la oposición en las elecciones, no se

descarta que estas reuniones puedan desembocar en la formación de una alianza electoral. En este sentido,

y tras la propuesta de Ruiz-Giménez al F. P. D. de Gil-Robles y al P. P. D. de Alvarez de Miranda de

constituir una federación de partidos democristianos, se considera que la reunión de hoy se inscribe en los

contactos iniciados hace algunos días por el equipo demócrata-cristiano del Estado español con los demás

sectores de la oposición democrática.

Entre las personalidades que se espera asistan a dicha reunión se encuentran don Joaquín Garrigues

Walker, de la Federación de Partidos Liberales, y don Joaquín Satrústegui, de Alianza Liberal; algunos

líderes socialdemócratas y, naturalmente, Gil-Robles, Alvarez de Miranda y Ruiz-Giménez, autor de la

propuesta. Dicha propuesta consta de doce puntos y un »modus operandis» para la constitución de una

organización federativa; los partidos integrantes aceptarían las bases del equipo demócrata-cristiano del

Estado español. Con estos contactos se pretende conseguir un consenso mínimo de toda la oposición en

tomo a la negociación con los poderes del Estado y la forma en que se llevará a cabo dicha negociación,

que podrían ser: por medio de una comisión, una «¡plataforma de personalidades» representativas de la

oposición, etc. En caso de prosperar estas conversaciones, y parece poco probable que ninguna de estas

tres fuerzas políticas afronte por si sola la aventura de ir a las urnas individualmente, la alianza tripartita

de los grupos democristianos, socialdemócratas y liberales se presentaría como una gran opción a la hora

electoral.

 

< Volver