Autor: Popescu, Valentín. 
   En Alemania no entienden la división de los demócrata-cristianos de España     
 
 Ya.    25/09/1976.  Páginas: 1. Párrafos: 4. 

En Alemania no entienden la división de los demócrata-cristianos de

España

Los políticos conservadores germanos, ante los preparativos de la próxima asamblea de la Unión

Cristiano Demócrata Europea en Bruselas, consideran que sus homólogos españoles están perdiendo un

tiempo precioso.

BONN

24. (Crónica por télex para «La Vanguardia» y YA de nuestro corresponsal, V. Popescu.)

Los preparativos de la próxima asamblea de la Unión Cristiano Demócrata Europea en Bruselas (7 y 8 de

octubre) ha revelado en Bonn un profundo desencanto de la CDU ante la actuación del "equipo"

cristianodemócrata español Resumiendo—mal y pronto—, los políticos conservadores alemanes

consideran que sus homólogos españoles están perdiendo un tiempo precioso.

Este estado de ánimo (estada de ánimo y no crítica oficial, pues sólo se oye ésta pronunciada por los

dirigentes CDU individualmente y no como declaración del partido) salió a relucir con motivo de la

solicitud de homologación. Hecha por los grupos de Silva Muñoz y Alvarez Miranda a la UECD, el

desencanto alemán se ha confirmado con este mismo motivo al proponer la CDU un tratamiento del

problema muy distinto al que preconizan belgas, holandeses, italianos y franceses.

Mientras estos quieren rechazar de plano la homologación del partido de Silva Muñoz y rechazar menos

enérgicamente, pero rechazar igualmente, la del grupo de Alvarez Miranda, los alemanes insisten en que

sean oídos los representantes de ambas entidades.Que acto seguido se debata la cuestión (la CDU desearía

que la discusión fuera en presencia y con participación de los solicitantes) y que la resolución sea

aplazada para más adelante. Un más adelante que—según la tesis alemana—no sobrepasaría las

Navidades de 1976.

Mientras en España el "equipo" se ha negado siempre a una fusión con la UDE de Silva Muñoz y se ha

negado a asimilar la escisión de Alvarez Miranda (a los primeros porque "deforman" el concepto

centrista, y a los segundos, porque su homologación representaría un estímulo a la atomización de las

fuerzas cristiano-demócratas), la CDU considera en principio legítima la solicitud de ambos partidos.

 

< Volver