A cada uno lo suyo. 
 Las rentas de trabajo crecieron a tasa superior a la de la renta nacional     
 
 Ya.    29/07/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 14. 

ECONÓMICA

29-VI1-77

A CADA UNO LO SUYO

Las rentas de trabajo crecieron a tasa superior o la de la renta nacional

En cada uno de los tres años del tríenio 1974-75-76 • Del 59,79 por 100 en 1973 han posado al 66,67

por 100 en 1976 • No puede sostenerse, ya que la participación de las rentas salaríales en España esta

deprimida respecto a otras países

El reciente paquete de medidas económicas—-cuya deficiente ´ presentación informativa no podría

haberse hecho peor a propio intento, lo que no sabemos si entra dentro de la planificación psicológica del

Gobierno—ha empezado a ser recibido "con división de opiniones", en términos taurinos. Se ha había do

de presiones de altos círculos financieros, y se han dejado sentir igualmente las impresiones desfavorables

de las centrar los sindicales, que han hecho ya que el ministro de Trabajo, señor Jiménez de Parga, haya

tenido que decir que en seguida después del paquete económico, vendrá el "paquete laboral´´, con medidas

para el sector.

Por ello nos parece que conviene situar a cada uno frente a los datos reales y dejarse de demagogias

fáciles.

Sabido es el grado de prestigio alcanzado por el informe económico elaborado por el Servicio de Estudios

del Banco de Bilbao, que en su edición de 1976—recientemente publicada—dice lo siguiente respecto a

la distritbución de la renta nacional, entre otras cosas:

DISTRIBUCIÓN DE LA RENTA NACIONAL

"En 1976 se ha abusado una profunda transformación en la distribución funciona] de la renta espalola. Ha

progresado la mayor participación de las rentas de traba.

Entra después el informe a comentar la necesidad de que la contabilidad nacional del Instituto Nacional

de Estadística—ya revisada—presente en lo sucesivo mayor grado de desagregación de sus

componentes, aproximadamente más cada vez al SEC (Sistema Europeo de Cuentas Económicas

Integradas), pero considera que tal como se presenta hoy permiten perfilar las tendencias y evolución en

en tiempo, realizando por su parte el Servicio de Estudios del Banco de Bilbao una estimación de la

distribución funcional de la renta, apoyada en tas macromagnitudes del INE y en datos empresariales

y de los sectores productivos. Así llegan a la evolución siguiente de los distintos agregados de renta

nacional en los tres últimos años y su distribución funcional:

El cuadro anterior les permite, decir lo siguiente: primer fenómeno que sé conteinspla en el cuadro de

distribución factorial de la renta española es que en cada uno de los tres últimos años las ventas de trabajo

crecieron a tasa superior a la de la Renta nacional. Por tanto, la participación de las rentas de trabajo en el

producto interior neto se ha visto sustancialmente ampliada pasando del 59,79 por 100 detectado en1973

al 66,67 por 100 en 1976. El cambio acosado en el corto período de un trienio es realmente mpresionante.

Hasta el punto de que no puede sostenerse ya que la participación de las rentas salariales en España esté

deprimida respecto a otros .países. Para ello añaden el siguiente cuadro:

Fuentes: Cuentas Nacionales de los paísee de la OCDE.

La participación denlas rentas de trabajo españolas en la renta nacional en 1976, en el 66,7 por 100 se

sitúa en términos muy parecidos a la ,de los países europeos en 1974, La posición baja de España en 1974

tiene como contrapartida la menor proporción de población asalariada en la población activa total. El

coeficiente salarial resultante de enfrentar porcentaje de rentas de trabajo y porcentaje de población

asalariada, muestra para España que el coeficiente salarial español es superior al de Canadá, Estados

Unidos, Austria, Bélgica, Francia y Alemania, entré los países contemplados. Solamente Italia y Japón,

países ambos con empleo no asalariado muy elevado, superan al coeficiente salarial español. La

explicación de esta aparente contradicción está en la baja retribución del trabajador autónomo, no

asalariado, en el sector agrario.

ESTIMACIÓN DEL COEFICIENTE SALARIAL EN 1974

Todo lo cual le permite concluir al Servicio de -Estudios del Banco de Bilbao que ya existe "una situación

muy ajustada y bastante equitativa en la distribución-funcional dé la renta española". Otra cosa

es todavía la distribución personal. De ello hablaremos otro día.

Pero conviene situar a cada sector—con objetividad y realismo— frente a sus responsabilidades.

 

< Volver