La ejecutiva del PSOE pide el cese de Fontenla  :   
 UCD trata de tranquilizar. 
 Diario 16.    15/04/1980.  Página: 3. Páginas: 1. Párrafos: 18. 

NACIONAL

La protesta del director general de la Guardia Civil, teniente general Pedro Fontenla, contra el proyecto de

ley de Defensa aprobado por el Congreso de los Diputados, ha levantado un auténtico revuelo en medios

políticos. La comisión ejecutiva del mayor partido de la oposición, el PSOE, pidió la dimisión del director

general después de examinar ayer sus declaraciones. Lo que más ha dolido a los socialistas es que el

teniente general Fontenla haya afirmado que en caso de que el PSOE llegará al Gobierno «se cargaría» al

Benemérito Cuerpo, además de que el proyecto de ley «ha sido un golpe bajo» para la Guardia Civil.

El portavoz del Gobierno no quiso hacer ningún comentario sobre el tema y tampoco enjuició la petición

socialista. Precisó que existen indicios de que las manifestaciones del teniente general Fontenla no hayan

sido recogidas fielmente. Los presidentes -de las Comisiones de Defensa en el Congreso y en el

Senado, los centristas Alberto OÍiart y Alberto Bailarín, trataron de quitar hierro al tema y de tranquilizar

a los medios de la Guardia Civil, asegurando que el Cuerpo seguiría teniendo carácter militar.

El vicepresidente primero del Gobierno, teniente general Manuel. Gutiérrez Mellado, despachó ayer con

el teniente general Fontenla. Aunque no ha transcendido el contenido de la entrevista se supone que

trataron de la situación creada.

La ejecutiva del PSOE pide el cese de Fontenla

UCD trata de tranquilizar

Madrid — La comisión ejecutiva federal del PSOE manifestó ayer «la necesidad de que el teniente

general Fontenla cese en sus funciones ¡de director general de la Guardia Civil) en el caso de que las

manifestaciones que le atribuye "La Vanguardia" respondan a sus intenciones y palabras».

Enrique Mugica secretario de relaciones políticas de la ejecutiva socialista, aseguró a DIARIO 16 que «ha

producido gran irritación en el PSOE que el teniente general Fontenla diga que si los socialistas

gobernásemos nos cargaríamos la Guardia Civil».

Múgica recordó que el PSOE defendió la inclusión de la Guardia Civil en la normativa sobre Criterios

Básicos de la Defensa, y presentó —en la ponencia, comisión y Pleno de la Cámara— una enmienda en la

que se aludía explícitamente al carácter militar de rla Guardia Civil.

El dirigente socialista precisó que el grupo parlamentario del PSOE propugnó la dependencia de la

Guardia Civil al Ministerio de Defensa en los aspectos disciplinarios y organizativos.

El PSOE, irritado

Múgica agregó que la irritación producida en el PSOE por las declaraciones del teniente general

Fontenla responde a que el director general de la Guardia civil tiene perfecto conocimiento de la actitud

del grupo parlamentario socialista durante el debate legislativo, así como del reconocimiento que

encuentra la labor de la Benemérita entre los diputados del PSOE qué se mueven en el ámbito rural.

La ejecutiva federal socialista, reunida ayer por ía tarde, añaL dio en un comunicado oficial que «las

manifestaciones del director general sobre la disconformidad en el seno de la Guardia Civil con los

pronunciamientos del artículo 38 de la ley Orgánica parecen responder a" actitudes parciales y no al

espíritu del Cuerpo, que desea realizar sus funciones idóneamente en una sociedad moderna a la que ha de

proteger y de la que ha de recibir el correspondiente afecto».

E a ejecutiva del PSOE subrayó que «las Cortes son soberanas en el debate y aprobación de leyes y laa ´

¡mismas obligan al Ejecutivo, siendo improcedente que cualquier miembro del mismo las critique o

presione para su rectificación».

UCD: Cuerpo militar

La Guardia Civil es y seguirá siendo un Cuerpo militar, declararon ayer los presidentes de las

Comisiones de Defensa del Congreso y del Senado, Alberto Oliart y Alberto Bailarín.

«La ley Orgánica que regula los Criterios Básicos de la Defensa y organización de las Fuerzas Armadas

no altera en absoluto la naturaleza militar del Cuerpo de la Guardia Civil», manifestó a Efe el diputado de

UCD, Alberto Oliart.

Él parlamentario centrista puntualizó que «aunque existen discrepancias de criterio entre UCD y el PSOE

en torno a la calificación de la naturaleza de la Guardia Civil, que ellos ven como un Cuerpo

intermediario entre las Fuerzas Armadas, y los Cuerpos de Orden Público, yo estimo que nunca el PSOE,

ni incluso si llegara al poder, intentaría alterar una naturaleza que es consustancial a la secular tradición

de este Cuerpo Benemérito».

El ex ministro, que rehusó comentar las declaraciones recientes del director general de la Guardia Civil

por no conocerlas estrictamente, puntualizó que «no hay lugar a dudas, tanto desde el punto de vista legal,

como desde el punto de vista de interpretación sistemática, histórica y literal de la legislación vigente, que

la Guardia Civil ha sido, sigue y seguirá siendo un Cuerpo de naturaleza militar, integrado en el Ejército

de Tierra».

El Senado no modificará el proyecto

El presidente de la Comisión de Defensa del Senado, Alberto Bailarín, indicó a Europa Press que en su

calidad de presidente de dicha Comisión y hablando como jurista, «debo decir que he estudiado la

cuestión de la naturaleza militar del Cuerpo de la Guardia Civil, después de la aprobación en el Congreso

de la ley Orgánica para la Defensa y la Organización. Entiendo, después de considerar el tema, que no

hay ningún motivo para preocuparse».

«Yo creo —añadió— que no hay ninguna razón para que se forme este clima en torno a la ley recién

aprobada. Quizá es preciso que sea repasada, que se medite el texto legislativo aprobado. A título

personal, creo que no modificaremos en el Senado el contenido de esta ley, por lo que se refiere a ese

precepto.»

El portavoz del grupo parlamentario centrista en el Congreso, Antonio Jiménez Blanco, manifestó a Efe

que la Guardia Civil «desde 1844 es una fuerza armada del Ejército de Tierra y no hay derecho a decir

que esto se ha alterado sin decir en qué artículo se ha producido la alteración. No hay una sola palabra

contraria, ni puede haberla, ni lo hubiéramos consentido, donde se diga lo contrario».

El presidente de Alianza Popular, Manuel Fraga Iri-barne, puntualizó a Efe que «ni en la ponencia ni en la

Comisión acepté en ningún momento redacción alguna que no contuviera expresamente una referencia a

la, Guardia Civil como parte integrante del Ejército».

«Si bien la redacción pudo ser más afortunada, el carácter militar de la Guardia Civil sigue en pie y en

modo alguno queda derogada por la presente ley», señaló el dirigente de Alianza Popular.

 

< Volver