El capitán Tormo relató un plan para tomar la Moncloa     
 
 Diario 16.    28/01/1980.  Página: 2. Páginas: 1. Párrafos: 11. 

28-enero-80/DÍarÍO16

Tormo involucró a la Brigada Paracaidista y a la División Acorazada.

El capitán Tormo relató un plan para tomar la Moncloa

Madrid

El capitán José Tormo Rico, expedientado en Melilla, relató a varios de sus compañeros un plan de

intervención militar en el que involucraba a la-Brigada Paracaidista de Alcalá de Henares y a la División

Acorazada de Madrid, según publicó ayer el matutino madrileño «El País», que citó varias veces fuentes

militares de toda solvencia. Las manifestaciones del capitán Rico fueron hechas al regreso de sus

vacaciones de Madrid.

Este plan preveía el asalto al palacio de la Moncloa por fuerzas de la BRIPAC, mientras que el control de

Madrid lo llevarían a cabo unidades de la División Acorazada.

El objetivo del mismo no era la implantación de una dictadura militar, sino obligar al Rey a declarar ilegal

ai Partido Comunista y poner en el Gobierno al teniente general José Vega Rodríguez.

El diario «El País», que cita fuentes de toda solvencia, afirma que el relevo del general Torres Rojas

como jefe de la División Acorazada no está relacionado con el arresto y posterior expediente qué sufrió

en esas mismas fechas el capitán Tormo.

Arresto en Melilla

Uno de los oficiales con los que contactó el capitán Tormo en Melilla fue el capitán González de las

Cuevas, quien fue arrestado por un desplante a cuatro días. Al parecer, el coronel que manda el

regimiento donde está destinado el capitán Tormo también sufrió un arresto de cuarenta y ocho horas,

pues dio parte de la actitud de su subordinado dos días después de tener conocimiento de la misma.

El capitán González de las Cuevas fue uno de los oficiales que fueron trasladados de su destino en Ceuta,

tras una visita de Blas Pinar.

Este mismo capitán protagonizó en Melilla algunos incidentes con motivo de una manifestación de

menores y cuando unos marroquíes tomaron una casa en terreno de nadie en la frontera con Marruecos,

en Melilla.

En cuanto , al relevo del general Luis Torres Rojas el diario «El País» señala que «estaba decidido desde

hace dos meses, dentro del cuadro general de combinaciones militares inspiradas en el criterio de nombrar

para el mando de unidades a generales de división que por edad y situación en el escalafón tengan

posibilidad de ascender a teniente general. Este no era el caso del general Torres y sí el del general Juste».

La decisión del relevo

En cuanto a la notificación del relevo al propio interesado, el matutino madrileño dice que «el general

Torres Rojas se ausentó de Madrid dando comunicación de sus vacaciones, como es preceptivo, al capitán

general de la I Región Militar y que el ministro de Defensa firmó la orden de relevo desconociendo esta

circunstancia. No obstante, al saberlo ausente de Madrid y dos días antes de que su sustitución en el

mando de la Acorazada fuese hecha pública, el ministro de Defensa informó telefónicamente al general

Torres de su nuevo destino No es correcto, por tanto, hablar de "cese fulminante" o precipitación alguna

en los cambios de mando de la División Acorazada, precisan fuentes oficiales».´

En declaraciones a un diario de Canarias, el general Torres Rojas dijo que no se encontraba preso,

declaración que recogieron algunos medios informativos como desmentido a DIARIO 16. ´En la

información difundida por este periódico en sus ediciones de los días 25 y 26 no aparecía ninguna

insinuación ni apreciación respecto a posibles detenciones o arrestos del general Torres Rojas.

El real decreto por el que se le nombra gobernador militar de La Coruña tiene fecha de 23 de enero y fue

publicado en el «Boletín Oficial» del día 24 de enero.

Fue ese día, el 23 de enero por la noche, según las fuentes consultadas por DIARIO 16, cuando el generar

Torres Rojas tuvo conocimiento de la decisión de su relevo.

 

< Volver