El Senado aprueba los acuerdos. 
 Suárez: no hubo pactos secretos en la Moncloa     
 
 Informaciones.    12/11/1977.  Página: 3. Páginas: 1. Párrafos: 10. 

12 de noviembre de 1977

EL SENADO APRUEBA LOS ACUERDOS

SUAREZ: «No hubo pactos secretos en la Moncloa»

MADRID, 12 (INFORMACIONES).

LA conveniencia, de los pactos de la Moncloa fue acordada por el Senado con sólo tres negativas u dos

abstenciones, en la sesión de ayer, en la que intervinieron, con anterioridad al presidente Suárez, los

señores Fuentes Quintana y Lavilla, vicepresidente para Asuntos Económicos y ministro de Justicia; el

portavoz del grupo vasco, señor Unzueta; don Fermín Celada, del grupo independiente; don Juan de

Arespacochaga, del grupo mixto, don Jaime Carvajal, de la Agrupación Independiente del Senado; don

Josep Benet, de Entesa del Catalans, y don Rafael Calvo, de U.C.D

En su discurso, el presidente Suárez, rotundo, negó que el acuerdo de la Moncloa contuviese, en absoluto,

pacto alguno secreto. El presidente destacó la conciencia por parte de las fuerzas políticas convocantes

del pacto:

«Creo que compartida por grandes sectores de la sociedad —de que debemos llegar a la Constitución sin

dramatismos; de que el camino que falta debe tener un soporte legal adecuado; de que por exigencias de

la acuciante realidad—, ese soporte había &e ser urgente, y de que las soluciones que exigía la grave

crisis económica no podían esperar un día más.»

Las líneas del acuerdo político fueron definidas por el señor Suárez: «Concebir el Estado como promotor

y garante de las libertades públicas, un orden basado en la igualdad jurídica, social y política de los

ciudadanos y una concepción del orden público, como dice el propio acuerdo», puntualizó: «Fundada en

el libre, armónico y pacífico disfrute de las libertades y en el respeto a los derechos humanos.»

Más adelante, el señor Suárez expresó su convencimiento de que «si el acuerdo político es el resultado de

una confluencia de voluntades, el económico viene avalado, además, por las mejores aportaciones

técnicas, por la asistencia activa de todas las fuerzas políticas, e incluso por el respaldo internacional

claramente expresado por los organismos especializados. Es posible que cupieran otras soluciones. Pero

nos parece que las fuerzas políticas que lo han suscrito han escogido la vía de mayores seguridades en un

momento excepcional. Por ello, pienso, sin triunfalismos y sin juicios apresurados, que es posible afirmar

que no´ sólo se mejoró la comunicación y transparencia entre los partidos, sino que, como alguna vez he

señalado, las posibilidades de entendimiento entre los españoles son hoy mayores que hace solamente

unas semanas».

En otro momento, el señor Suárez fue concluyente:

«El "pacto de la Moncloa" no sólo no limita las funciones del Parlamento, sino que las afirma. I os pactos

han sido presentados al Congreso y al Senado y es el Parlamento, quien, a partir de ahora, deberá elaborar

las leyes que lo pongan en práctica y controlar con grave responsabilidad su ejecución.

No es un hurto tampoco a la singularidad de cada partido, sino que representa concesiones parciales y

temporales de todos, sin que ninguno renuncie a su personalidad y a su propio programa. Así lo de-

muestran las declaraciones de sus líderes en el Congreso de los Diputados en el Senado y también

aquellas que. se han efectuado a través de las pantallas de televisión.»

Con anterioridad al presidente Suárez, tomaron ia palabra el señor Unzueta, del grupo vasco, que expresó

su preocupación por el futuro económico; don Jaime Carvajal, que expuso el retraso experimentado en la

crisis económica; el señor Benet, de Entesa dels Catalans, que abogó por la rápida celebración de las

elecciones municipales; don Rafael Calvo, de U.C.D., que aseguró el apoyo de la unión de Centro

Democrático al cumplimiento de los acuerdos, y don Rafael Fernández, del grupo socialista del Senado,

P.S.O.E., que afirmó que su partido asumía los acuerdos, pero el primer día de la democracia española

será cuando se promulgue la Constitución.

P.S.O.E. VASCO Y U.C.D. NAVARRA: «NO HAY ACUERDOS SECRETOS»

El P.S.O.E. vasco y la U.C.D. dé Navarra, por separado, han dado a conocer sendos comunicados en los

que aseguran que no hay acuerdos secretos en los «pactos de la Moncloa».

En el mismo sentido se pronunció en jornada precedente el Partido Nacionalista Vasco (P.N.V.).

 

< Volver