Autor: Tomás Marco, Juan José. 
 Pregunte usted lo que quiere. 
 Diputados y senadores por cada distrito     
 
 Ya.    13/05/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 13. 

Pregunte usted lo que quiera

Diputados y senadores por cada distrito

Publicadas por los medios de comunicación y en los boletines oficiales las listas de candidatos para la

elección de diputados y de ´Senadores, recibo cartas´ en las que se espresa el interés por conocer en detalle

el número de senadores y de diputados por cada distrito.

-¿Cuantos diputados para el Congreso y cuántos senadores serán elegidos en cada distrito? ¿Qué son los

distritos electorales ?

Para la elección de diputados y de senadores, cada provincia y las ciudades de Ceuta y Melilla

constituirán un distrito electoral. Se exceptúan a efectos de la elección de senadores las provincias

insulares. en las que a tal efecto se formarán los nueve distritos sí-gujentea: Mallorca; Menorca, Ibiza-

Formentera, Gran Canaria, Lanzarote, Fuerteventura, Tenerife, La Palma, La Gome-ra-Hierro, La regla

general, por tanto, es que cada, provincia constituye un disrito electoral.

Será elegido el número de diputados siguiente: tres en Soria, Guadalajara, Segovia, Teruel, Palencia,

Avila y Huesca; cuatro en Cuenca, Zamora, Álava, Logroño, Albacete, Lérida, Burgos y Salamanca;

cinco en Almería, Huelva, Castellón, Lugo, Cáceres, Orense, Gerona, Valladolid, Toledo, Tarragona,

Ciudad Real, Navarra y Santander; seis en León, Baleares y Las Palmas; siete en Badajoz, Jaén, Santa

Cruz de Tenerife, Guipúzcoa, Córdoba y Granada; ocho en Zaragoza, Pontevedra, Murcia, Málaga y

Cádiz; nueve en Alicante y La Coruña; diez en Oviedo y Vizcaya; doce en Sevilla; quince en Valencia;

treinta y dos en Madrid y treinta y tres en Barcelona.

Los distritos de Ceuta y Melilla elegirán un diputado cada uno de ellos.

Cada uno de los electores de un distrito sólo podrá dar su voto a una sola lista, sin introducir en ella

modificación alguna ni alterar en la misma el orden, de colocación de loa candidatos a diputados.

Cada distrito electoral elegirá cuatro senadores, a excepción de los siguientes: Mallorca, Gran Canaria y

Tenerife, que elegirán tres; Ceuta y Melilla, que elegirán dos, y Menorca, Ibiza-Formentera, Lanzaro-te,

Fuerteventura, La Palma, La Gomera-Hierro, que elegirán uno. La regla general es cuatro Bailadores por

provincia, con lae solas excepciones antes señaladas.

En cada distrito electoral serán proclamados senadores electos aquellos candidatos que mayor, número de

votos obtengan hasta completar el de senadores asignados al distrito.

En esta elección, los electores sólo podrán, dar su voto, poniendo una cruz en el cuadrito Junto a su

nombre, a un máximo de tres de entre los candidatos proclamados en el distrito.

Aunque los senadores a elegir sean cuatro, solo se puede señalar con una cruz COMO elegidos a tres de la

lista. Sin tachar a nadie.

En los distritos de Mallorca. Gran Canaria, Tenerife, Ceuta y Melilla se aplicará el mismo sistema,

pucliendo dar su voto los electores a un máximo de dos candidatos.

En los distritos de Menorca, Ibiza-Formentera. Lanza rote, Puerteventura, La Palma y Gomera-Hierro,

cada elector votará mi solo candidato, siendo proclamado electo senador quien reuniere mayor número

de votos. Queda así subsanado el lapsus sufrido el otro día a! decirse por error que eran cuatro los

senadores a quienes había que poner la cruz.

Es muy importante, como puede observarse, tomar buena nota de las diferencias de elección, ya sea para

diputados o para senadores. En las papeletas para diputados no hay que tocar ni hacer nada. Para señar

dores, en cambio, si hay que señalar con una cruz a loa que se elijan, que deberán «er tres para Madrid, y

en general, y dos o uno en los distritos que antes se señalan. Esta distinción es importante.

Las vacantes que, dentro de los dos años siguientes a la fe-cha de la celebración, de las eleccciones, y por

cualquier causa, se produzcan en el Senado, darán lugar a elecciones parciales. Por ley natural de vida es

muy posible que "la parca" sea la culpable de que tengamos elecciones «n algunos distritos cada dos años

en lugar de cada cuatro.

Juan José TOMAS MARCO

 

< Volver