Autor: López Rodríguez, Florentino (NEGRÍN). 
 Notas del día. 
 Lista y mitines     
 
 Pueblo.    10/05/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 5. 

NOTAS DEL DÍA

AS listas electorales, al menos por Madrid, no han levantado oleadas de entusiasmo. No, si ya me

barruntaba yo que por la intelectualidad y la nombradla no iba a ir la cosa. Las coaliciones y los partidos

habrán afinado mucho, pero, excepción hecha de los primeros puestos, el resto de los candidatos van a

tener que moverse mucho para que les conozcan en su propia vecindad. Se dirá que lo que importa son las

ideologías y no los nombres propios. Bueno, bueno. Se dirá lo que se quiera, pero aquí a la gente le gusta

saber quién es quién. A mí todas las listas y todos los candidatos me merecen idéntico respeto. No

conozco al ochenta o noventa por ciento, pero también hay que comprender que Madrid es muy grande.

g| Hay quien dice que, en las listas del centro, algunos ministros han metido mano. Pudiera ser. Como no

conozco a la mayoría, me abstengo de opinar. Claro que siempre se exagera o no se matiza lo suficiente.

Por poner un caso, José Miguel Ortí Bordas se presenta como independiente por Castellón. ¿Se puede

decir de Ortí, político de primera división y ministrable permanente, que es de éste o del otro ministro?

En todo caso será un hombre del presidente. Y como éste, otros casos. Son personalidades con peso

específico. Aunque no siempre es así, naturalmente.

En fin, a lo hecho, pecho. Ahora lo que hace falta es que la gente vaya a votar. Las primeras figuras

poseen popularidad, arrastre y prestigio. Adolfo Suárez, Manuel Fraga, Gil-Robles.

Ruiz Giménez, Blas Pinar, Fernández Cuesta, Santiago Carrillo, Felipe González, Tierno Galván, Manuel

Cantarero y otros, contando, además, los líderes regionales. De manera palmaria lo han evidenciado este

fin de semana, en Madrid, Santiago Carrillo y Felipe González, con mítines multitudinarios. El centro y la

derecha también tendrán que arrancarse por Madrid.

No es bueno que las pasiones se desborden. En las torrenteras siempre ganan los enemigos de la

democracia. No parece razonable, por ejemplo, la violenta hostilidad contra Fraga. Una campaña electoral

no es un ciclo de conferencias académicas, bien se sabe. Pero tratar de impedir las ideas adversarias por la

violencia nada tiene que ver con la democracia. También hay que decir que todos los partidos y todas las

ideologías tienen derecho a ser legalizados. Una campaña electoral sin desbordamientos traumáticos; ésa

es la cuestión.

NEGRiN

 

< Volver