Autor: Cayón, Máximo. 
   ABC en León: Fomento de la ganadería     
 
 ABC.    08/08/1959.  Páginas: 1. Párrafos: 6. 

ABC en León: Fomento de la ganadería

León 7. (De nuestro corresponsal.) La ganadería leonesa, en sus distintos aspectos de producción,

comercio y consumo, sigue una etapa de manifiesta superación merced a los desvelos del Servicio

Ganadero de la Diputación, , Sindicato del. ramo, Jefatura Provincial de Ganadería y Cámara Oficial

Sindical Agraria, cuyo empeño, en conjunto, es intensificar la cantidad y la calidad de nuestra excelente

cabana para lograr una explotación masiva de tan importante capítulo de riqueza provincial, una de las

más destacadas de España.

Las medidas que se vienen tomando a tal fin registran notables éxitos. Las nuevas y amplias extensiones

puestas en riego auguran un espléndido porvenir para nuestra ganadería, siendo en este aspecto una

aspiración fundamental la creación de una central lechera,tan necesarisa para poner un poco de orden en

el abastecimiento y cualidades higiénicas de un producto tan importante.

La riqueza ganadera leonesa está representada por cerca de un millón de cabezas, repartidas en 519.000

lanares, l50000 vacunos 99.000 cabríos, 85.000 cerdos 19000 caballares, 14.000 mulares y 18000 asnos

en números redondos, ello sin contar la avicultura,que agrupa 653.000 gallinas,25000 pares de palomas,

censadas, más de 100 ooo conejos caseros y otras distintas especies de pelo y pluma de menor cuantía. En

orden a esta gran valoración ganadera responde la alta producción láctea leonesa, cifrada durante 1958 en

115 millones de litros de leche de vaca, 28oo.ooo de oveja y 880.000 de cabra, que hacen en total

118.680.000 litros de leche, destinados al consumo humano y a la fabricación de riquísimos quesos y

mantequillas, de calidad bien conocida, siendo digno de destacar en este orden la famosa vaca de nueve

años y seis partos llamada "Montañesa" (parda suiza), de Boñar, que produjo en 1958 nada menos que

5.880 litros de leche y 208 de grasa, posiblemente el ejemplar más destacado de la cabana nacional.

Esta riqueza leonesa, que está atravesando una interesante etapa de superación, necesita, por, otro lado, un

matadero frigorífico para dar salida a la gran cantidad de terneras que la provincia produce, cuyo número

es superior a 25.000 cabezas por año, mayormente enviadas al mercado consumidor madrileño. Esta

aspiración es cada día más sentida teniendo en cuenta que el matadero de Lugo tiene la concesión para la

recogida de ganado en las cuatro provincias gallegas, además de las de Asturias, Santander y León.

Este monopolio, digamos, resulta un grave inconveniente para la provincia leonesa, principalmente, por

los cuantiosos gastos que ello origina, ya que las reses se envían en vivo a la capital lucense para luego de

sacrificadas ser remitidas a los centros consumidores, con el consiguiente perjuicio general, siendo por

ello "más justo y equilibrado el crear un matadero frigorífico en León, conforme ya han interesado

nuestras autoridades en nombre de 7.000 ganaderos de la provincia, de los cuales cerca de doscientos

radican en la misma capital.—Máximo CAYON.

 

< Volver