Autor: E. S. B.. 
   A la búsqueda de los votos de CD y la minoría catalana     
 
 El País.    05/03/1980.  Páginas: 1. Párrafos: 8. 

A la búsqueda de los votos de CD y la minoría catalana

E.S.B.

Minutos antes de comenzar la sesión plenaria del Congreso, el presidente de la Comisión de Educación y

diputado de UCD, José Luis Alvarez, se refirió, en una reunión con los informadores, a su esperanza de

que, con el tiempo, el Partido Socialista acabaría convenciéndose de que el Estatuto de Centros es una ley

perfectamente asumible por todos los grupos políticos democráticos, como lo demuestra el hecho de que

leyes semejantes hayan sido respetadas en el resto de Europa con partidos socialistas en el poder.

El diputado centrista rechazaba así las pesimistas previsiones en torno a la posible brevedad de esta ley

augurada por significados portavoces del PSOE, que han anunciado recientemente su voluntad de

derogarla en cuanto puedan asumir las responsabilidades de Gobierno.

El diputado socialista Manuel Gracia, al término de la exposición de su defensa de la enmienda a la

totalidad del proyecto, recordó esta intención del PSOE, al manifestar explícitamente la incompatibilidad

de su partido con el Estatuto de Centros.

Pero, al margen de especulaciones sobre la brevedad o larga duración que pueda augurársele a esta ley, la

cuestión reside en estos precisos momentos en saber si el proyecto de ley va a superar con toda la holgura

necesaria el trámite de los votos finales, tal y como el grupo parlamentario centrista daba por supuesto

desde hace ya bastante tiempo.

En los pasillos del Parlamento circulaba ayer el rumor de que, a última hora, la Minoría Catalana habría

puesto algunos reparos al proyecto, y que sus votos favorables al mismo requerirían unas mayores

garantías con respecto a las futuras competencias de la Generalidad en materia educativa.

De confirmarse estos rumores, y en el caso de que el grupo centrista no se encontrase en condiciones de

hacer mayores concesiones en este aspecto concreto, la mayoría absoluta que esta ley orgánica precisa

dependería ya plenamente de los votos de todo el Grupo parlamentario de Coalición Democrática, y, por

supuesto, de la presencia de todos y cada uno de los diputados de UCD en el momento de la votación.

Ello explicaría las insistentes llamadas que estos días se están haciendo a todos los diputados del grupo

centrista para que procuren estar presentes en el Pleno, a fin de evitar posibles sorpresas de última hora.

No hay qué olvidar que una de las disposiciones adicionales del Estatuto de Centros trata de garantizarla

competencia de las comunidades autónomas, hasta el extremo dé que faculta a éstas para modificar y

sustituir determinados artículos de la ley, a pesar de su carácter orgánico.

 

< Volver