Autor: García, Ángeles. 
 La CECE interviene activamente en la campaña electoral. 
 La patronal de la enseñanza pone condiciones para un pacto escolar con el PSOE     
 
 El País.    20/10/1982.  Páginas: 1. Párrafos: 8. 

La CECE interviene activamente en la campaña electoral

La patronal de la enseñanza pone condiciones para un pacto escolar con el PSOE

ANGELES GARCÍA, Madrid

Si el Estado interviene en la contratación del profesorado y en el nombramiento de los directores de tos

centros privados, la Confederación Española de Centros de Enseñanza (CECE) no suscribirá ningún pacto

escolar con el PSOE, según declaró ayer el secretario de esta entidad tras la reunión celebrada el pasado

lunes entre miembros de la junta directiva de la CECE y responsables de la política educativa del PSOE.

El presupuesto que el hipotético Gobierno socialista destinaría a subvencionar la enseñanza privada y el

control estatal que se ejercería sobre esos fondos públicos fueron los puntos de mayor discrepancia

planteados en este primer encuentro. La reunión terminó sin acuerdos, por tratarse de "una toma de

contacto inicial".

Paralelamente al inicio de estas reuniones, la CECE, entidad presidida por Ángel Martínez Fuertes y a la

que está acogida la mayor parte de los colegios privados, ha empezado a distribuir en los centros de

enseñanza privada un folleto de propaganda en forma de tríptico en el que apoya las propuestas de los

partidos situados a la derecha del PSOE y afirma, entre otras cosas, que el PSOE y el PCE terminarían

cerrando ios 11.500 colegios privados existentes, además de crear problemas escolares a más de cuatro

millones de alumnos acogidos a estos centros.

Otro folleto semejante, con el membrete de la Confederación Católica Nacional de Padres de Familia, ha

empezado a distribuirse en la mayor parte de los centros religiosos de Madrid, y en él se pide "el voto a la

vida" y se añade un encubierto ataque a los partidos de izquierda contrarios a la pena de muerte y

favorables a la despenalización del aborto, cuando se pregunta sobre el "sentido que tiene suprimir la pena

de muerte a los culpables y legalizar la muerte de inocentes".

Durante la reunión celebrada el lunes, primer contacto entre la CECE y el PSOE, fuentes de este partido

indicaron que el encuentro fue "cordial", por cuanto todo se redujo a una exposición de los puntos oscuros

que la Confederación ve en el programa socialista.

Defensa del ideario

El secretario general de la CECE, Pedro Cano, explicó a este periódico que, aun sin llegar a ninguna clase

de acuerdo, ellos han explicado a los socialistas que están dispuestos a suscribir un pacto en materia de

enseñanza, siempre y cuando se respete "el derecho de la propiedad del colegio a la contratación del

director y el personal docente del centro. Es un tema básico e irrenunciable", asegura, "porque es la única

garantía para el mantenimiento del ideario del colegio y del proyecto educativo de cada uno de los

centros".

Un segundo punto no negociable planteado por los portavoces de la CECE y que entra de lleno en el

campo de las subvenciones es lo que ellos consideran "escuela gratuita y en libertad", que se traduce por

una ampliación de ¡a aportación económica estatal a ios centros privados, de forma que estos resulten

totalmente gratuitos para e! alumnado. "Mientras esto no sea así", añade el portavoz de la CECE, "ni los

socialistas ni nadie pueden hablar de libertad de enseñanza, porque en esta situación, muchos padres se

ven forzados a llevar a sus hijos a centros cuyo proyecto educativo no corresponde con sus deseos, pero

que sí responde a su situación económica".

Los responsables de la política educativa del PSOE hicieron una exposición de su programa educativo y,

sin entrar a discutir los distintos problemas planteados, adelantaron que tanto las subvenciones como la

contratación del profesorado y el nombramiento del director son temas que requieren la participación

estatal.

"Si los fondos con que se subvencionan esos centros pertenecen a todos los ciudadanos", argumentaron

los socialistas, "lo lógico es que el Estado intervenga de alguna manera".

 

< Volver