El general Carruana, juez instructor para el incidente de Cartagena  :   
 El general Atares, en arresto domiciliario. 
 Ya.     Página: 10. Páginas: 1. Párrafos: 6. 

El general Carruana, ¡yez instructor para el incidente de Cartagena

El general Atares, en arresto domiciliario

Se insiste en la necesidad de distinguir entre el incidente ocurrido en Cartagena, que determinó la

detención del general de brigada de la Guardia Civil Juan Atares Peña por orden expresa del teniente

general G u t i érrez Mellado, y los hechos antes mencionados.

El general Atares, jefe de la III Zona de la Guardia Civil, con sede en Valencia, cumple en estos

momentos arresto domiciliario y cuya cuantía es la menor hasta que la justicia militar decida, tras el

incidente protagonizado por él y en el que empleó términos muy duros contra e\ ministro de Defensa,

rozando incluso el insulto.

Ha sido nombrado juez instructor en el procedimiento a seguir por el incidente el general de división,

subinspector de la tercera región militar, señor Carruana, según informa Logos desde Cartagena,

Los hechos indicados tuvieron lugar cuando Gutiérrez Mellado visitaba el cuartel de marinería de

Cartagena, tras la intervención del capitán de corbeta, señor Casado, quien tomó la palabra para leer un

folio donde traían apuntados los disturbios históricos ocurridos en España desde la constitución de 1812

(atentados, destronamientos, guerras civiles, etc.) y terminó calificando la proyectada Constitución de

"atea y divorcista". Fue interrumpido por Gutiérrez Mellado, quien le agradeció los datos históricos y le

recriminó que estuviera formulando una arenga en lugar de hacer una pregunta. Tras ello, el general

Atares se levantó y dio vivas a España, Franco y Ejército, a lo que respondió con aplausos un sector de

los asistentes.

El ministro de la Defensa le ordenó que abandonase la sala, pero al llegar & la puerta increpó de nuevo al

ministro e incluso —según algunos de los asistentes—citó la palabra "traidor", por lo que el teniente

general decretó su arresto.

El general Atares objetó que a él le tenían que arrestar dos generales, y en ese mismo momento, el capitán

general de Valencia, señor Miláns del Bosch, mandó al general Cullen y a otro más que acompañaran al

arrestado. Gutiérrez Mellado puso firmes a los presentes y pidió a los que estuviesen de acuerdo con el

general Atares que abandonasen la sala. Nadie lo hizo, y el Ministro de la Defensa fue largamente

ovacionado. El coloquio que allí les había reunido continuó con normalidad.

Por otra parte, según "Informaciones", que cita fuentes castrenses, durante la noche del viernes y la

mañana del sábado se han realizado diversas reuniones en domicilios privados de jefes y oficiales en las

que se ha rechazado una posible adhesión al general Atares, arrestado por insubordinación ante el

ministro de Defensa, teniente general Gutiérrez Mellado y, por el contrario, parece que se ha podido

llegar al acuerdo de enviar un escrito al ministro expresándole su adhesión por su actuación en Cartagena,

así como la solidaridad con su persona, con el Gobierno y con el Rey de España en el proceso

democrático y constitucional oue nuestro país está llevando a cabo. También parece que en este escrito se

podría pedir a las autoridades que tomen enérgicas medidas contra los pequeños sectores castrenses que

obstaculizar este proceso.

 

< Volver