Autor: Fuentes Gómez, Eduardo. 
   Respeto a la Constitución     
 
 Diario 16.    26/05/1979.  Página: 20. Páginas: 1. Párrafos: 5. 

Respeto a la Constitución

Eduardo Fuentes Gómez (Comandante de Infantería}

«Los Ejércitos militares de un régimen democrático, en cuanto a política se refiere, deben estar inspirados

en un respeto absoluto a la Constitución.»

Estas palabras, pronunciadas por el teniente general Quintana Lacaci en su toma de posesión de la

Capitanía General de Madrid, fueron destacadas por casi todos los periódicos de la capital. Tal es su

importancia. Y constituyen, sobremanera, un canto al realismo militar.

La profesión militar exige> una gran dosis de realismo en sus hombres, tanto mayor cuanto más alta es la

jerarquía.. Muchas batallas se perdieron por falta de realismo de los mandos. Y mucha de la

incompetencia militar nace, según Dixon, de la falta de respeto a la realidad por parte de algunos jefes,

que llegan a rechazar aquéllas «noticias sobre- el enemigo» que no se conforman a sus juicios o

decisiones previos.

Cuando una nación, un pueblo o un conjunto de pueblos decide darse un régimen democrático es porque

desea vivir tal cual es, sin apariencias engañosas, sin dirigismp paternalista o autoritario.

Tal es el casó de España. El pueblo español, único soberano de los destinos de nuestra Patria, ha votado

nuestro régimen democrático y aprobado su Constitución, que obliga a todos los españoles, empezando

por el propio Rey. En ella se nos asigna a los militares la honrosa misión de su defensa.

Ya que es el pueblo español manifestándose libremente —como puede hacerlo actualmente— Ip único

que da sentido y razón de ser a la Patria real de los españoles. La patria categoría, la patria idea, la patria

«eterna», etcétera, son bellas metáforas, necesarias a veces para expresar nuestros sentimientos. Sólo el

conjunto de los españoles vivos —con lo que hayan asumido del pasado común; como pretendan influir

en las generaciones futuras— constituye la España real y verdadera a -.la que hemos jurado defender.

 

< Volver