Autor: Morer, Miguel. 
 Apoyado en la UCD, sola o en coalición. 
 Suárez formará un Gobierno con mayoría en las Cortes     
 
 Diario 16.    17/06/1977.  Página: 2. Páginas: 1. Párrafos: 27. 

Apoyado en la UCD, sola o en coalición

Suárez formará un Gobierno con mayoría en las Cortes

Miguel Morer MADRID, 17 (D16) — El, presidente Suárez formará un Gobierno con los hombres de cu

coalición, la Unión del Centro Democrático (UCD), si consigue una mayoría en el Congreso, dijo a un

redactor de D16 cuando los resultados de las elecciones aún no se conocían en su totalidad.

Si no lograra mayoría en el Parlamento, Suárez estaría, dispuesto a formar coalición coa otros grupos, ya

que entiende que ésa es la única forma eficaz de consolidar la democracia en España, añadió en la

entrevista mantenida con un redactor de este periódico en el palacio de la Moncloa. El presidente

argumentó que el huevo Gabinete ha de tener como tarea fundamental la consolidación dé la democracia

y que para ello hay que poder gobernar con plena eficacia. Advirtió Adolfo Suárez que este camino hacia

la democracia no era nada fácil porque "todavía hay poderes fuertes que pueden obstaculizarlo". Y

añadió: "Mi objetivo es claro: democracia. Pero hay que encontrar el camino justo que nos lleve a ella,

con prudencia, con decisión. Yo ya tengo mis proyectos, pero, naturalmente, no los puedo revelar ahora

porque habrá que discutirlos en las Cortés, con las demás fuerzas políticas."

No gobernará en precario

"Para gobernar con eficacia hay que contar con una mayoría parlamentaria —siguió Suárez su

explicación—, porque habrá que tomar medidas enérgicas para cambiar muchas cosas de esta sociedad.

Mi deseo personal es que UCD obtenga una mayoría cómoda, un buen resultado. Un cuarenta por ciento

de los votos sería una buena cifra." Adolfo Suárez .apuntó que, en según qué circunstancias, también sería

suficiente un 30 por 100 de los votos, dependiendo de^ lo que obtengan los demás, de las coaliciones

electorales que formen y de las que la propia UCD pueda formalizar. "Pero gobernar en precario, con una

minoría parlamentaria, apoyándose alternativamente en la derecha o en la izquierda, no es posible en la

fase de consolidación de la democracia —añadió—. Esto lío es Portugal, donde la democracia llegó por la

vía revolucionaria; Mario Soares puede gobernar además en minoría porgue cuenta con importantes

asistencias, mientras que aquí la democracia la tenemos qué construir entre todos, paso a paso."

Intentará el pacto. Adolfo Suárez , opinó que cree posible la colaboración de la izquierda, "de algunos

partidos de izquierda", puntualizó, para la consecución de estos objetivos y, especialmente, de una

Constitución válida para todos. "Yo creo que esa colaboración es necesaria y que casi todos la prestarán a

corto plazo, en la medida es que están interesados en consolidar la democracia. Tendremos que ponernos

úe acuerdo ea los puntos clave, pero no creo que esto sea difícil", dijo. El presidente se cuidó, no obstante,

de marcar claramente sus diferencias con su derecha y su izquierda. Pe sus palabras parecía deducirse, por

exclusión, que Adolfo Suá-rez se situará pronto entre los socialdemócratas que, con otros grupos, integran

la coalición centrista. Insistió varias veces en que han de producirse grandes cambios en la sociedad

•española, cambios estructurales "en los que deben desaparecer muchas situaciones de privilegio".

Rechazó rotundamente que pueda identificársele con los intereses de una oligarquía.

Nuevo Gobierno en julio

El presidente se extendió luego sobre sus previsiones más inmediatas. Se mostró decidido partidario de

poner ya en práctica una serie de usos democráticos, ausentes de los textos legales vigentes, como la

dimisión del jefe del Gobierno cuando se celebran elecciones generales y la formación de un nuevo

Gabinete conforme a la composición del Parlamento. Confirmó Suárez que, una vez constituidas las

Cortes, en sesión conjunta del Congreso y del Senado, siempre que la UCD obtenga, .sola o en coalición,

una mayoría parlamentaria, procederá a la disolución del Gabinete y a la formación del nuevo.

Calculó que hacia el primero de julio el Rey dirigirá el mensaje de la Corona a las nuevas Cortes.

Antes de la formación del nuevo Gobierno, el actual procederá a una reforma administrativa —de la que

D16 ha informado ampliamente en días anteriores—-. Suárez afirmó que "la actual estructura de la

Administración del Estado no se corresponde con la propia de un Estado moderno. Estaba pensada no

sólo para un Estado diferente, sino para realizar una política muy distinta."

El país es moderado

También habló Suárez de los motivos por los que decidió presentarse a las elecciones. "No pensaba

hacerlo —aseguró—y pero me decidí poco,antes de mi viaje a México y Estados Unidos, Tomé la

decisión yo soto, de forma absolutamente personal." Explicó que llegó a decidirse cuando se convenció de

que el Centro iba a fracasar y el electorado sólo podría optar entonces entre el socialismo marxista y la

derecha conservadora. "Me negué y me niego a creer —añadió— que en este país el pueblo no esté por la

moderación, por el entendimiento, por la concordia. Así que había que hacer un Centro fuerte, un Centro

que fuera el colchón que amortiguara los choques entre los extremos. Ese Centro no aparecía por ninguna

parte, de modo que tuve que presentarme." Suárez dijo que, no obstante, respetaba profundamente todas

las opciones políticas.

Me gustan las elecciones

Se mostró satisfecho del desarrollo de la campaña electoral. "Creo que todos ios partidos y todos los lí-

deres, en términos generales, han estado bastante comedidos. Y el pueblo ha dado grandes ejemplos de ci-

vismo", dijo. "Creo —opinó— que, en parte, esa moderación se ha debido a que todos los partidos

teníamos poca experiencia de lo que teníamos que hacer para ganar votos. Todos hemos tenido que buscar

el voto de todos, porque en unas primeras eleeetones no se sabe qué puede pasar. Hay algunos datos que

parecen obvios, como que el asalariado vota a partidos obreros." "Pero todo lo demás —siguió Suárez—

es novedad, y las encuestas no han servido demasiado para clarificar él~panorama, entre otras cosas

porque se han realizado según módulos válidos en otros países con tradición democrática."

"En la misma UCD —confesó Suárez— tuvimos que improvisar muchas cosas a marchas forzadas, y no

creo descubrir ningún secreto. Encima, el primero de la candidatura por Madrid renunció a hacer

campaña. Y me ha costado, porque pocos saben lo que me gusta a mí hacer elecciones y lo que habría

dado por poder intervenir en mítines."

Encuestas IOP: Una explicación

El presidente-candidato negó a 016 que se hubiesen utilizado las encuestas realizadas e encargadas por el

Instituto de Opinión Pública en la campaña electoral de UCD. "Puedo asegurar que en UCD no han tenido

conocimiento de los resultados de esas encuestas. Yo me he servido periódicamente de encuestas sin

intención electoral —aclaró Suárez— para tener elementos de Juicio sobre problemas concretos que,

como presidente del Gobierno, había que resolver. No oculto, por ejemplo, que se han hecho encuestas

para conocer hasta qué punto el sentimiento de necesidad de amnistía estaba arraigado en el pueblo vasco.

En mis once meses de gobierno, el tema del País Vasco ha sido para mí una preocupación vital."

"Tampoco oculto que se me han pasado encuestas, cuan-do no pensaba en absoluto en presentarme, sobre

tendencias del voto. Pero sólo sobre tendencias, no sobre personas ni partidos", puntualizó el presidente.

Preocupado por el orden. Suárez paéó ayer casi todo el día en el despacho, sin recibir visitas ni

audiencias, pero en estrecho contacto con los ministros militares y con el de Gobernación, según pudo

comprobar D16 en la hora y media que duró la entrevista ea el palacio de la Moncloa. El presidente es-

taba especialmente preocupado porque la Jornada electoral se desarrollara pacíficamente.

"Afortunadamente —dijo—, no ha ocurrido nada demasiado grave. Pero me preocupan las provocaciones

que, como los explosivos, es difícil precisar en un primer momento de dónde vienen, quién tiene interés

en que algo ocurra." El presidente también mos^ tro preocupación porque militantes de partidos puedan

celebrar en las calles los resultados de las elecciones. "Ño obstante, espero que la intervención del

teniente general Gutiérrez Mellado en televisión haya servido para serenar los ánimos. Lo hizo muy bien,

pero, claro, si algo pasara habría que intervenir en la calle, y eso sería peor", se lamentó. Suárez confesó

también que esperaba ganar. "Si no, no me habría presentado", dijo. Y comentó que hace pocos días uno

de sus hijos, después de advertirle con toda seriedad que él ya sabría a quién votar sí pudiera ha-ceño, le

preguntó: "¿Tú qué vas a votar, papá?"

 

< Volver