Autor: Simón Tobalina, Juan Luis de. 
 España estrena democracia. 
 Un alto ejemplo al mundo     
 
 Ya.    17/06/1977.  Página: 7. Páginas: 1. Párrafos: 6. 

ESPAÑA ESTRENA DEMOCRACIA

UN ALTO EJEMPLO AL MUNDO

ESPAÑA ha dado al mundo un alto ejemplo de demo-electoral ha depositado su voto en las urnas en

paz,´concordia, respeto mutuo. Sin graves alteraciones del orden público. Como un país europeo sobrada-

mente digno de ingresar en la Comunidad Económica Europea. Si alguno de los "nueve" pusiera ahora

obstáculos a nuestro ingreso en la CEE, sólo demostraría falta de espíritu europeo y sobra de egoísmo

nacionalista. Lo digo por usted, señor Chirac, que, al frente del RPR, ha expresado alguna vez su

oposición a la integración de España en la Comunidad "porque nuestra agricultura supondría una seria

competencia para la francesa, y lo digo por ustedes, señores comunistas franceses, que en este aspecto del

nacionalismo egoísta no quieren ser menos que los "gaullistas". ¡Viva la solidaridad entra los hombres y

entre los pueblos! Pero ahora lo importante es contemplar al panorama políti-, co de España tras estas

elecciones. Lo que el viento se llevó SON muchas las ilusiones que se ha llevado el viento electoral ail

soplar fuertemente esto 15 de junio, verdadera piedra miliar de nuestra historia contemporánea. Varios

partidos menores, o más bien gru-púsculos que aspiraban a merecer el nombre de partidos, han sido

arrancados de cuajo. Comprendo la tremenda contrariedad de sus respectivos líderes. Pero recientemente

nos han recordado en este mismo diario que hay que "saber perder". Si, es importante. Yo confío en que

estos hombres, estos amigos míos, que, lejos de encontrar comprensión á, su esfuerzo enorm e, agotador,

han sufrido una decepción aitroz, sabrán perder. Por algo son unos caballeros. Pero además, como

hombres inteligentes, sabrán aprender la lección. Y ésta consiste en darse cuenta de que pueden ser útiles

al país integrándose en partidos políticos afines a los que ellos, con un exceso de optimismo sobre sus

fuerzas reales, animaban y dirigían, sin acertar a ver que sólo contaban con el" apoyo de un número muy

limitado de amigos. Hay partidos socialistas, socialdemócratas, derechistas," etc., que los acogerán—

supongo—c o n agrado como a personas valiosas que son.

El huracán no pudo arrancarlos

OTROS partidos y coaliciones menores, dirigidos por prestigiosos líderes, al resistir el huracán electoral

han obtenido un resultado honorable. Así, el Partido Socialista Popular y Alianza Popular. Al igual que en

toda Europa ,el socialismo tiene fuerte arraigo en España. (Tampoco en esto somos diferentes.) Pero el

partido de Tierno Galván, al comparecer ante las urnas separado del PSOE, en el que militan la mayoría

de los socialistas, ha debilitado su fuerza sin beneficio notorio para nadie. Mejor situada ha quedado

Alianza Popular. Claro que más que un partido es una coalición de las fuerzas del franquismo puro, es

decir, de los colaboradores de Franco que no fueron estrictamente falangistas. De todos modos, Alianza

da la sensación de un barco que se aleja, que empieza a desaparecer de nuestra vista allá en los lejanos

horizontes, .-llevándose los últimos restos del franquismo. Caso singular es el de la Federación de la

Democracia Cristiana. Su fracaso obedece a la división de los demócratas cristianos. Unos se han

"sumido" en el amorfo conglomerado.de la Unióm de Centro Democrático, en el que han guna-do actas a

costa de perder identidad. Otros han quedado en la FDI a modo, de una fuerza testimonia] qué ha tenido

el gesto gallardo, excesivamente romántico, de acudir sola al gran combate electoral. Este triste

espectáculo ofrecido por los "hermanos separados" ha debilitado a la DC. No es hora de discriminar

culpas. Solo de adelantar que no sería justo cargar toda la responsabilidad sobre una de las partes.

Volveremos sobre el tema.

Juan Luis DE SIMÓN TOBALIÑA

 

< Volver