Primera entrevista a los ganadores. Adolfo Suárez. 
 Tengo la seguridad de que los políticos estaremos a la altura que tiene el pueblo     
 
 ABC.    18/06/1977.  Página: 14. Páginas: 1. Párrafos: 18. 

ADOLFO SUAREZ

"TENGO LA SEGURIDAD DE QUE LOS POLÍTICOS ESTAREMOS A LA ALTURA QUE TIENE

EL PUEBLO"

Desde los jardines del Palacio de la Moncloa, al término de la reunión del Consejo de Ministros, el

presidente Suárez concedió las declaraciones que fueron emitidas por Televisión F.s-pañola al final de su

segundo telediarlo:

—¿Ouái es su Impresión general sobre esta íeoha histórica, de las elecciones dtl miércoles. 15 de junio?

—Una impresión muy favorable. Yo diría que extraordinaria. Se ha vuelto a constatar de una manera

fehaciente y clara la categoría que tiene el pueblo español. Durante los once meses que llevo des-

empeñando el puesto de presidente del Gobierno, toda nuestra acción política se ha basado en el

presupuesto de que el pueblo español tiene una gran madurez y una profunda y serena capacidad de

reflexión. El día 15 lo ha puesto de manifiesto. Creo sinceramente que el dato más destacable es

precisamente el comportamiento ciudadano de todos los españoles y el comportamiento que los partidos

políticos han tenido durante la campaña electoral.

CONFIRMACIÓN EN EL CARGO

—Conocidos los resultados de estas elecciones, en las tiue »u coalición electoral de U. C. D. h- tenido

mayoría en ed Congreso y en e! Seriado, la pregunta que nos hacemos todos los españoles es &1 usted va

a continuar al frente del Gobierno.

—Antes de celebrarse las elecciones ya manifesté en unas declaraciones que hice a una agencia de Prensa

que aun cuando legalmente el puesto de presidente no se cuestionaba en las elecciones, yo estimaba, sin

embargo, que, de no tener el respaldo suficiente, no debía permanecer en 14 presidencia del Gobierno.

Consecuentemente con esta idea, el misino día de las elecciones, el día 15, puse mi cargo a disposición de

Su Majestad él Rey, quien ayer por la tarde, a la vista del resultado de las elecciones, me ha confirmado

en mi puesto. Por tanto, continúo desempeñando mi trabajo como presidente del Gobierno.

—Señor presidente: ¿Habrá nuevo Gobierno?

—También dije en aquellas declaraciones, que, naturalmente, los resultados electorales influirían en la

formación del Gobierno. Ciertamente habrá nuevo Gobierno. Esta mañana a,l comenzar el Consejo el

vicepresidente primero, en nombre de todos los ministros, puso a mi disposición sus cargos —lo que

agradezco profundamente—. a fin de que yo pudiera formar el Gabinete que mejor responda » los

intereses nacionales, teniendo en cuenta los resultados de las elecciones. Es preciso formar un equipo de

hombres capaz de afrontar con firmeza, con seriedad y rigor los problemas que tenemos por delante, que

son muchos, y algunos de ellos graves. Tengo la seguridad de que los políticos españoles trataremos de

estar a la altura de las circunstancia* y del nivel alcanzado por el pueblo español y que empezaremos a

caminar por una vía democrática en la solución de los distintos problemas.

HACER FRENTE A LOS PROBLEMAS

—¿Quiere usted añadir algo más?

—Sí, me gusttaría manifestar mi sincero respeto al pueblo español, así como mi felicitación a todos los

líderes políticos y a todos los nuevos diputados y senado; res que han obtenido un escaño en la* Cortes.

Me gustaría hacerlo personalmente a todos ellos, como ya lo he hecho «oa alguno. Concretamente he

llamado por teléfono a Felipe González para felicitarle por haber obtenido su partido el segundo puesto en

las «"Secciones. Por último, quisiera transmitir también a los españoles la seguridad de que todos los

políticos, al menos ese *s mí convencimiento firme, seremos capaces de «ncontrar puntos de contacto y

de unión para enfrentarnos con eficacia a todos los problemas que tenemos por delante, intentando

consolidar >de una manera definitiva la democracia que eslanus estrenando. Creo que es lo que se merece

el pueblo español, puesto que la conclusión más clara de las elecciones es que los españoles constituyen

un pueblo maduro, un pueblo sereno, un pueblo reflexivo que quiere caminar hacia el futuro buscando

fórmulas de conciliación y no fórmulas de «nfrentamiento

 

< Volver