Autor: J. M. C.. 
 Jornada Electoral. ABC en Nueva York. 
 La prensa USA trata las elecciones españolas sin estridencias     
 
 ABC.    16/06/1977.  Página: 45. Páginas: 1. Párrafos: 3. 

ABC; JUEVES, 16 DE JUNIO DK 1971. PAG. 45

JORNADA ELECTORAL

ABC EN NUEVA YORK

LA PRENSA U.S.A. TRATA IAS ELECCIONES ESPAÑOLAS SIN ESTRIDENCIAS

Nueva York, 15. de nuestro corresponsal.) No ha habido, al menos hasta ahora, gran expectación en torno

á las elecciones españolas en esta Prensa. Algún corresponsal recibió el refuerzo del compañero de

redacción, pero eso ha sido todo. Ni despliegues, ni titulares, ni alarmas, ni júbilos. Como si España fuera

ya otro país de Europa occidental, y ésa,, una elección más. Lo que. bien pensado, resulta reconfortante.

líQ aue dicen no se lo cuento, porque ustedes io saben mejor que yo. Y a la hora de las predicciones,

todos- se andan con pies ds& plomo. El que más´ lejos llega es Jim Hoagland, en el «Washington Post».

«Con toda, posibilidad. España sa-ldrá de las elecciones dé hoy con una nueva generación política ,aue

sustituya a´los hombres y mujeres >iue apoyaron o se opusieron a Franco.» .Y-apuntando al P. S. O.´E.

(R.) añade:, «El País obtendrá también su primer partido fuerte de oposición en cuatro décadas.»

En el «New York Times*, esa gran periodista aue es Flora Léwis advierte, y eso que lleva sólo setenta y

dos horas en España, que «aparte de los comunistas, que han logrado emerger de la ilegalidad con una

bien tramada organización, no hay verdaderas organizaciones da partido, sino tinglados y coaliciones mal

hilvanadas, en torno a personalidades más que a criterios definidos».. Pero termina su crónica con una

nota, esperanzada, al contrastar el pesimismo eue hoy reina en Europa coa el vigor y entusiasmo gue

encuentra en España. «Por encima de todas las advertencias y cautelas, escribe, parece reinar una ancha

opinión de .que España.se proyeéfca-: rá muy pronto como una nación sana, moderna, viva, en paz

consigo misma, y -entrará en la comunidad de pueblos desarrollados en medio dé confianza y amistad.»

Nunca hemos deseado tanto que Flora Lewis no se equivoque;—J. M. C.

 

< Volver