El voto de las personalidades     
 
 Ya.    16/06/1977.  Página: 16. Páginas: 1. Párrafos: 9. 

16-VI-77

EL VOTO DE LAS PERSONALIDADES

Don Manuel Fraga Iribarne, que esperó para votar unos cuarenta minutos en la cola, depositó en voto en

el colegio de la callé de Juan Montalvo, número 30. Don José María Gil-Robles y Gil-Delgado

lo hizo en el Instituto Ramiro de Maeztu, a las nueve dé la mañana, así -como don Santiago Carrillo, cuyo

colegio electoral está situado en la avenida Ciudad de Barcelona, 226. El cardenal Enrique y Tarancón,

que acudió al colegio de San Ildefonso, y don Ramón Tanrames, que votó en la calle de Orense, 57.

El vicepresidente primero del Gobierno, teniente general Gutiérrez Mellado, acudió sobre las nueve y

cuarto al colegio Fray Lüis de León, de la calle de Evaristo San Miguel, número 10. A. las nueve treinta

emitieron su voto don Enrique Tierno Galván, en el c´olegio de loe Sagrados Corazones, ote la calle de

Ferraz, y don Gregorio López Bravo, en el colegio de la Asunción, de la calle de Tahona, número 20.

Sobre esta misma hora ha emitido su voto el vicepresidente segundo del Gobierno y ministro de la

Presidencia, don Alfonso Osario, en el colegió electoral correspondiente a la sección ochenta y cuatro de

Chamartín. A las diez de la mañana emitió eu voto el presidente del Gobierno don Adolfo Suárez, en el

colegio electoral Andrés Manjón, coincidiendo también con los candidatos don Nemesio Fernández-

Cuesta, don Torcuato Lúca de Tena y don Francisco Fernández Ordóñez. A esta misma hora votó don

Joaquín Ruiz-Giménez en el Ministerio de Industria de la calle de Serrano, 23, y don Marcelino Camacho

lo hizo en la plaza de Rufino Novalvos, número 5. Loe ministros de Industria y de Justicia, señores Pérez

de Bricio y Lávilla, han tenido que aguardar hora y media ante la puerta del colegio electoral,.ya que éste

ee encontraba cerrado ante la falta de papeletas. Finalmente emitieron su voto a las diez treinta. Por otra

parte, don Carlos Arias Navarro tuvo que regresar a su casa y volver a depositar su voto a las once de la

mañana, Igualmente por falta de papeletas. Don Adolfo Suárez y su esposa, llevaban ya preparadoe los

sobres, por lo que se dirigieron directamente a la mesa, en medio de una nube de fotógrafos y cámaras de

televisión españoles y extranjeros. Al abandonar el colegio, el presidente fue abordado por los periodistas,

a quienes manifestó estar "optimista y tranquilo". Preguntado sobre el resultado, resipondió: "Mañana lo

dirán las urnas; yo no tengo afán de pitonisa. Bl pueblo español votará lo que quiera." Respecto a la

renovación del Gobierno y posibles coaliciones,. dijo: "De eso hablaremos luego." Seguidamente subió a

su automóvil con su esposa y abandonó el colegio electoral minutos antes de las diez de la mañana.

A las doce y cinco doña Carmen Polo, viuda de Franco, emitió BU voto en el colegio electoral de El

Pardo. Durante e] tiempo que ha permanecido en el colegio ha recibido las manifestaciones de cariño y

los aplausos del público allí congregado.

 

< Volver