Y la Pascua militar se celebró con normalidad. 
 Recepciones y paradas militares en las Capitanías Generales de toda España     
 
 Diario 16.    07/01/1981.  Página: 7. Páginas: 1. Párrafos: 17. 

...Y LA PASCUA MILITAR SE CELEBRO CON NORMALIDAD

Recepciones y paradas militares en las Capitanías Generales de toda España

La conmemoración de la Pascua Militar se celebró ayer, día 6 de enero, en todas las Regiones Militares

con recepciones en las Capitanías Generales y paradas militares. Los capitanes generales presidieron los

actos en sus respectivas Regiones y en sus discursos recordaron la fecha que dio origen a la Pascua

Militar. También en la isla de Menorca, origen de la festividad, se celebraron actos oficiales, con

asistencia de las autoridades civiles.

Barcelona — Bajo la presidencia del capitán general de la IV Región Militar, Ricardo Arozarena, se

celebró ayer en la Ciudad Condal la tradicional festividad de la Pascua Militar. Tras pasar revista a las

tropas del Regimiento Mixto de Ingenieros, número cuatro, del cuartel de Lepanto, el capitán general

recibió a las comisiones de jefes de todas las Armas y Cuerpos; Rafael Ybarra Pellón, almirante del sector

naval; Fernando Salas y Pinto, gobernador militar de Barcelona; Felipe Chica Bernal, así como los jefes

de la Policía Nacional, Guardia Civil y mozos de escuadra de la Generalidad. A continuación, el capitán

general se dirigió a los reunidos con un discurso en el que dijo: «Conozco vuestros sentimientos y sé que

los interpreto fielmente si en este tradicional acto expreso a nuestro jefe supremo nuestra más

inquebrantable lealtad y respetuoso afecto unidos a su real persona, no ya por la debida disciplina, sino

por la comunidad de altos y profundos sentimientos de servicios a España.» Finalmente, las tropas

formadas ante el edificio de Capitanía desfilaron ante el numeroso público congregado en el paseo de

Colón.

Salvas

También en Valencia, tuvo lugar ayer, en la Capitanía General de la III Región Militar, una recepción

castrense con motivo de la Pascua Militar. El capitán general accidental, jefe de la División de Infantería

Motorizada Maestrazgo, Domingo Bello del Valle, pasó revista a una compañía del Regimiento de

Infantería Guadalajara, número 20, que rindió honores. Tras el disparo de las 21 salvas de ordenanza y la

interpretación del himno nacional, se celebró una recepción en el salón del trono. A los actos celebrados

en la Capitanía de la VIII Región Militar, con sede en La Coruña, asistieron el delegado del Gobierno en

la comunidad autónoma gallega, Domingo García Sabell; el gobernador civil de la provincia, presidente

de la Audiencia Territorial, presidente de la Diputación, todas las primeras autoridades coruñesas, así

como senadores y diputados. El capitán general, Joaquín Ruiz de Oña, presidió la recepción en el salón

del trono de la Capitanía y, ante él, desfilaron generales jefes, oficiales y suboficiales. Por su parte, el

capitán general de Baleares, Pascual Galmes, expresó su deseo de que «el Rey Juan Garlos mantenga a la

Patria férreamente unida, próspera y solidaria».

Ilusión

En la recepción que se -celebró en el palacio de la Almudaina, sede de Capitanía General, Pascual Galmes

recordó: «Hoy es el día de la ilusión, porque afecta a toda nuestra gran familia militar y a todos los

valores inamovibles de la Patria. Su Majestad el Rey de España, integrador en la Corona de todo lo

español, se ha dignado concederme la representación de este acto, distinción que agradezco, consciente de

su contenido afectivo.» A su vez, el capitán general de la II Región Militar, con sede en Sevilla, Manuel

Saavedra Palmeiro, manifestó ayer en una rueda de prensa en Ceuta, tras la celebración de los actos

conmemorativos de la Pascua Militar: «En el ánimo de las Fuerzas Armadas no existe, en absoluto, el

menor propósito de involución, ni de golpe de Estado.» «Vivimos pendientes de España —agregó—, de

servir a la Patria de la mejor manera que sabemos. Tenemos siempre en nuestro corazón ese símbolo de la

Patria, que es la bandera, y nos movemos siempre en absoluta lealtad a Su Majestad el Rey, a lo que

representa, a la Corona y, con absoluto respeto, también a la Constitución.» La isla de Menorca, origen de

la conmemoración que ayer se celebraba, realizó ayer sus propios festejos´, que instituyó el rey Carlos III

por real cédula del 6 de enero de 1782, para conmemorar la reconquista de la isla a las tropas inglesas que

la ocuparon por el Tratado de Utrech. Los actos oficiales se celebraron en la sede del Gobierno Militar de

la isla, presididos por el ´general gobernador militar, Pedro Huertas. A continuación, tomó la palabra el

delegado del Gobierno en la isla, Julián Abad, quien se refirió al origen de la celebración militar, que

conmemora el hecho de armas del duque de Crillón, quien en el día de la Epifanía de 1782, al frente de

las tropas francoespa-ñolas, lanzó el primer ataque contra el castillo de San Felipe, último reducto de los

ingleses en la isla que se rindieron el 5 de febrero del mismo año. Según se ha podido saber, las

autoridades menorquinas tienen la intención de invitar a Sus Majestades a los actos conmemorativos de la

reincorporación de la isla a la Corona de España, que se desarrollarán hasta el próximo mes de

septiembre.

 

< Volver