Autor: Méndez, Maria José. 
 Ante la jornada final de la semana de homenaje a los Ejércitos. 
 Calurosa acogida de Zaragoza a los miembros de las Fuerzas Armadas     
 
 ABC.    30/05/1982.  Página: 29. Páginas: 1. Párrafos: 10. 

DOMINGO 30-5-82

NACIONAL

Ante la jornada final de la Semana de homenaje a los Ejércitos Calurosa acogida de Zaragoza a los

miembros de las Fuerzas Armadas

ZARAGOZA (María José Méndez, enviada especial). E! Rey presidirá hoy el gran desfile militar que

discurrirá por el paseo de la Independencia de esta ciudad. Tan esperado acto será el broche de oro de una

semana que ha estado por entero dedicada a las Fuerzas Armadas. Zaragoza se ha engalanado; las

banderas nacionales cuelgan de numerosos balcones de casas particulares y en los organismos oficiales

está acompañada la enseña de Aragón. La ciudad tiene ambiente de fiesta y, aunque el tiempo no

acompaña —ayer amaneció un día gris, pero sin frío—, las bonitas calles y plaza están llenas de gente.

Zaragoza ha respondido a la hospitalidad solicitada por su alcalde, el socialista Ramón Sainz de Baranda,

en un bando que se puede leer en cada esquina y en los periódicos: «Os ruego que acojáis con el máximo

cariño a los miles dé jóvenes de todos los rincones de España que acudirán a nuestra ciudad vistiendo el

uniforme militar, para participar en los actos y desfiles castrenses. Que seáis, amables y generosos con

ellos, que partan con el mejor recuerdo de nuestra tierra y de nuestras gentes. Ellos son nuestra principal

riqueza y nuestro futuro. Zaragoza, como siempre, ha de dar vivo ejemplo de todas sus virtudes.»

BANDERA A LA DIPUTACIÓN GENERAL.

Ayer por la mañana fue el palacio provincial zaragozano, antigua sede de la Diputación General, órgano

preautonómico de la región, el lugar de cita para celebrar un importante acto. El presidente de la Junta de

Jefes de Estado Mayor, teniente general Alvaro Lacalle Leloup, acompañado de los jefes de los Estados

Mayores de los tres Ejércitos y del capitán general: de la V Región Militar, teniente general Caruana, hizo

entrega al presidente de la Diputación General de Aragón, Gaspar Castellano, de una gran bandera

española. El acto no duró más de un cuarto de hora. El teniente general Lacalle ofreció la bandera roja y

gualda con unas breves palabras en las que resaltó la importancia del acto que habría de celebrarse por la

tarde, el homenaje a la bandera, y le pidió que !a colocara en su despacho oficia!, junto a la enseña de

Aragón. El teniente general Lacalle se refirió a la indisoluble unidad de España y resaltó que «a la-Patria

se le sirve no sólo con las armas, sino con el trabajo" diario de todos los españoles». Por último, agradeció

la" acogida que Zaragoza estaba dispensando a todos los componentes de las Fuerzas Armadas.

El presidente del órgano preautonómico aragonés recibió la bandera resaltando los días de indudable

emoción que está viviendo Zaragoza, y dijo: «Esta bandera, mi general, que tendré con orgullo, no va a

estar sola en mi despacho oficia!, sino junto á la bandera de Aragón»- El. señor Castellano insistió

tambien en la unidad de España, de la que afirmó «es algo que permanece inmutable», y se refirió

después a la gran identificación de Aragón con^sus= Fuerzas Armadas. El salón escogido para realizar la

entrega fue el más indicado, ya que allí están reunidas en una perfecta y muy bien organizada exposición

todas las banderas históricas, entre las que pueden verse las del Batallón de la Milicia Nacional de

Zaragoza, de¡ Regimiento de Infantería Las Navas, de los cruceros «Almirante Cervera» y «Reina

Victoria Eugenia» y numerosos estandartes llenos de significado e historia.

DEMOSTRACIÓN MILITAR.

A la-misma hora, once de la mañana, tuvo lugar en el campo de maniobras de San Gregorio una

demostración de unidades y armamento, a la que asistió numeroso público. Todas las personas que

quisieron asistir fueron trasladadas hasta el CIR número 1-0 gratuitamente en autobuses colocados al

efecto. Luego, una hora más tarde, en el parque Primo de Rivera se celebró un concierto de música militar

al aire libre. Con él se cerró él ciclo de conciertos que se ha venido desarrollando durante toda la semana.

Este precioso y cuidado parque está muy próximo.a la Feria de Muestras. Allí, los tres Ejércitos han

instalado unos «stands» en los que se enseña todo lo concerniente a nuestras Fuerzas Armadas, se

reparten folletos explicativos y en todo momento hay militares dispuestos a explicar la historia de las

Academias, así- como el funcionamiento de los aparatos y equipos expuestos. La muestra, que abrió sus

puertas el pasado día 22 y han visitado miles de zaragozanos, cerrará hoy.

FUERTES MEDIDAS DE SEGURIDAD.

Hoy se podría decir que Zaragoza es la ciudad más vigilada de España. Las medidas de seguridad, que

durante toda esta semana han sido visibles en cada rincón de la capital, se incrementaron ayer y hoy en un

verdadero alarde de efectividad. Las tribunas de los Reyes, tanto la que está instalada en la plaza del Pilar,

donde se celebró él homenaje a la bandera, como la colocada en el paseo de la Independencia, están

fuertemente protegidas. Pero el.dato más importante es qué delante de los Reyes, unos faldones de

terciopelo rojo de aproximadamente un metro de alto esconden unas placas especíales de acero, blindadas

de unos cinco o seis milímetros de Trubia (Asturias). El mismo blindaje está colocado en el podio del

paseo de la Independencia. Todos los. recorridos que realiza la Familia Real han estado vigilados

concienzudamente desde hace varios días. Nada se ha escapado: alcantarillas, tejados, casas, azoteas,

tiendas. Se han establecido numerosos controles móviles y fijos, que están alerta en todo momento. Todos

los establecimientos hoteleros son custodiados por la Policía Nacional y cada hotel está obligado a

declarar las alfas registradas. Precisamente varios de ellos han sido sancionados, según informa el

Gobierno Civil, por no haber cumplido este requisito. Muchos efectivos de las Fuerzas de Seguridad del

Estado se han trasladado desde Madrid para cumplir estos objetivos, y se sabe que sé trabaja con

sofisticados equipos electrónicos. Asimismo hay varios centros hospitalarios en servicio de alerta, con.

plantas reservadas para casos de emergencia. No se puede decir que Zaragoza sea la misma: está

colapsada. Todas las tribunas colocadas ,eñ el paseo de la independencia han supuesto una cantidad de

problemas de tráfico que los zaragozanos han soportado con buen humor.

 

< Volver