Autor: Orive Riva, Pedro. 
   Licenciados universitarios, a tope     
 
 ABC.    14/08/1977.  Página: 14-15. Páginas: 2. Párrafos: 20. 

DEBATE NACIONAL "EDUCACION-EMPLEO"

LICENCIADOS UNIVERSITARIOS A TOPE

En 1980 el superávit será de 72.828 titulados. Filosofía y Letras, prácticamente saturada.

Se prevén fuertes tensiones en el mundo laboral (de no encauzarse el drama)

INDEFECTIBLEMENTE, la Universidad vuelve a ser el tema del verano. Publicado ya el Decreto de

selectividad, previsto desde marzo, en muchos Distritos —Madrid, en cabeza— va a practicarse el

numerus clausus. Sólo en aquellos Centros «desbordados- por la alta tasa de aspirantes. ¿Cuál será el

alcance del debate nacional sobre ello que ha de venir? Quizá resulte prematuro aventurar algo, y máxime

en nuestro caso, en que volvemos, después de dos años de alejamiento, a la critica universitaria, como

hicimos tantos años antes.

Tengamos en cuenta que, providencialmente, y si no perdemos la oportunidad, va a disponerse de un

curso entero para planificar, de una vez para siempre, el futuro de la Universidad española. El año que

viene, en octubre, no habrá nuevos ingresos. Será un curso en blanco (el 1978-79). puesto que sólo

Ingresarán los repetidores. Este hecho alentador resultará el fruto de la extinción, estos días, del viejo

«Plan 1953» da Bachillerato y a la ausencia de; C. O. U., dentro de dos meses, hasta que finalice la

primera promoción del B. U. P., en junio próximo,

No es momento de entrar tampoco en lo que pudieran ser las líneas de la futura Universidad española;

Pues si bien la Universidad del 2000 habrá de configurarse con las decisiones que se tomen .los próximos

meses, pienso que ya nos quedará tiempo de hacerlo, sobre todo z partir del nuevo curso —problemático,

por cierto—, y porque, adamas, tendremos por primera vez una Conferencia de Rectores que. en cada

momento, sabrá afrontar la exposición de las principales grietas abiertas en el alma mate:.

SOBRAN LICENCIADOS

Sin embargo, el tiempo es muy propicio para impactar una primera diana sobre un problema que desborda

el ámbito universitario —es de tipo político—. pero cuyo origen se centra en la Universidad: el binomio

educación-empleo. Pues sobre m; estudio aparecen los dos amplios volúmenes de una investigación

promovida por al ministro saliente, profesor Menendez; y Menéndez. con el fin de que los españoles

aprendamos a llamar a las cosas por su nombre. Sólo en lo que concierne a Facultades universitarias, el

superávit para el conjunto de titulados superiores al año 1980 asciende a 72.828. ¿Piensen por un instante

en lo desgarrado de los datos, que son la resultante del modelo de previsión elaborado, aunque, como es

lógico, las estimaciones dependerán de diversos supuestos. No obstante, lo que parece claro es que en

general, 31 número de titulados superará con creces a las necesidades.

Veamos los datos referidos = cada Facultad en concrete.

Fuente: ABC MADRID Fecha: 14-08-1977 Pagina 85

FILOSOFÍA Y LETRAS: SATURACIÓN

Entre las principales conclusiones derivadas del estudio, se desprende el cuantioso excédeme en Filosofía

y Letras 42.083). Aun a pesar de los factores que ordinariamente inciden sobre su población y que tienden

a la reducción del drama habrá que buscarlos una salida urgente dentro del propio sistema educativo y en

profesiones de otro tipo.

En Ciencias, ta cuestión resulta más moderada y, además, existen posibilidades de incrementar el trabajo

en los cuadros empresariales. Por el contrario. el panorama para los licenciados en Ciencias Políticas es

más grave (remanente de 8.847), puesto que las salidas escasean muchísimo.

Las profesiones sanitarias no presentan excesivo superávit, y es de esperar que el país ofrezca una

auténtica política sanitaria, aunque el caso de los farmacéuticos sea diferente, «puesto que una regulación

de !a apertura de farmacias provocaría, ineludiblemente —dice el informe—, una valoración distinta de

las necesidades».

Aparecen problemas para (os abogados y veterinarios, ya que a explosión universitaria actual ha

desbordado las posibilidades de salidas profesionales y se vislumbra que la sociedad no va a abrir los

suficientes horizontes por ahora.

FUERTES TENSIONES

Tal y como demuestra el informe, «el número de profesionales que en los próximos años concluirán sus

estudios es sensiblemente superior a ¡as necesidades del sistema productivo. Ello necesariamente, y por

los citados mecanismos de reajuste, no provocará una situación grave de desempleo, pero sí fuertes

tensiones en el mercado laboral».

No cabe la menor duda da que es suicida engañarse por más tiempo. Hay que incidir da una vez sobre el

problema, porque, si no, el malestar se extenderá más y más, e incrementará el paro, el subempleo y, en

definitiva, un proletariado intelectual que fustigará sin cesar ias estructuras sociales en trance de

innovación.

¿Cómo remediarlo? Ha aquí el reto. Un síntoma justificativo cíe la vigencia de nuestra crisis universitaria.

Porque a base de la selectividad o el numecus clasusus en modo alguno ss resolverá; sino a través de una

política lúcida e ingeniosa de Gobierno. Bien entendido que para ello habrá de operarse

sincronizadamente en todos los niveles educativos, desde el preescolar al universitario.

Quizá el logro de esta sincronización constituya la grandeza y servidumbre de la Secretaría de Estado

naciente para Universidades. Pues si no acierta en este empeño, ¡qué difícil va a ser gobernar la

Universidad!.

Pedro ORIVE

 

< Volver