Una parroquia de Salamanca advierte que votar al marxismo es pecado. 
 Obispo de Tenerife: "Votar todos y votar con libertad"     
 
 El País.    12/06/1977.  Página: 17. Páginas: 1. Párrafos: 5. 

Una parroquia de Salamanca advierte que votar al marxismo es pecado

Obispo de Tenerife: "Votar todos y votar con libertad"

«Votar al Partido Socialista Obrero Español es pecado y los afiliados al Partido Comunista de España se

hallan privados de los sacramentos», afirma una carta fotocopiada remitida por la parroquia de San

Marcos, de Salamanca, a sus feligreses, informa nuestra corresponsal en aquella ciudad.

En la misma carta se dice que quien difunda las ideas de aquellos partidos están excomulgados. Sin

embargo, la misma parroquia aconseja que no se vote a quienes defienden a los ricos.

En un plano más serio, el obispo de Tenerife, monseñor Luis Franco, en una exhortación pastoral sobre

las elecciones que recoge Cifra invita a «votar todos y votar con libertad, lo que quiere decir que se

vote sin coacción externa o interna, venciendo las solicitaciones de la propaganda y los impulsos internos

que no vayan dirigidos a la máxima realización del bien común, que es el bien de todos».

El prelado alude también a la necesaria coherencia entre la fe cristiana y la vida total del hombre, incluida

la actividad política, lo que hace que el cristiano «no pueda adherirse sin contradecirse a sí mismo, a

sistemas ideológicos que se oponen, radicalmente, a su fe y a su concepción del hombre».

En consecuencia, recogiendo las orientaciones del Episcopado español y de Pablo VI, el documento

pastoral recuerda la incompatibilidad entre el marxismo y la ideología liberal con el cristianismo.

 

< Volver