Lavilla anuncia nuevas leyes. 
 Habrá divorcio y anticonceptivos     
 
 Diario 16.    26/11/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 20. 

Lavilla anuncia nuevas leyes

Habrá divorcio y anticonceptivos

MADRID, 26.—Los anticonceptivos no sólo serán despenalizados y facilitada su divulgación, sino que se

fortalecerá el control sanitario sobre los mismos, según manifestó ayer el ministro de Justicia, Landelino

Lavilla, en una reunión sobre la problemática de la mujer organizada por la Secretaría de Acción Cultural

de UCD.

Lavilla declaró que Unión de Centro Democrático estudia un pasible proyecto cíe ley que regule el

divorcio civil, así como otro proyecto que equipare los derechos entre hijos legítimos e "ilegítimos".

El ministro de Justicia añadió que se intenta remediar la política legislativa llevada contra el terrorismo

durante los últimos años.

Lavilla anunció como "inminente" la presentación de mi proyecto sobre "disminución de edades de

protección a la mujer en los puntos de estupro y rapto".

Anticonceptivos, ya

Respecto a la legalización de los anticonceptivos, el ministro precisó que en el plazo de quince días puede

ser presentado en el Parlamento un proyecto de ley sobre el tema.

A preguntas de los asistentes, el ministro de Justicia declaró que el pacto de la Moncloa no contempla la

legislación de delitos comunes ni la posible promulgación de un indulto general. Señaló, sin embargo, que

la Administración lleva a cabo diversos estudios sobre este problema e informó que de la población

reclusa actual, unas diez mil personas, cerca de seis mil se beneficiaron con anterioridad de un indulto.

Respecto a los delincuentes comunes, Lavilla dijo: "Estamos viviendo una situación de rebeldía

desafiante tremenda, alimentada por la creencia de que por la violencia se sale a la calle." Añadió que

detrás de estos movimientos hay ciertas "tendencias anarquizantes" que enjuician no solo la calidad de un

determinado sistema penitenciario y penal, sino la existencia misma de ese sistema, En cuanto al plan

penitenciario promulgado por su Departamento, el ministro declaró que aceptaba las críticas que se le han

hecho sobre aspectos concretos, pero no estaba de acuerdo con "las descalificaciones en bloque".

Preguntado sobra sí. el Gobierno lia previsto un sistema de readaptación social para los presos comunes,

una vez salgan a la calle, Lavilla dijo que dicha salida es "algo muy delicado", pero que de cualquier

modo, no se puede atribuir al Estado el deber de ser el "empleador" de estas personas.

Divordo-remedio

El proyecto de ley sobre di vorcio de UCD está en la línea del llamado "dívorcio-remedio" —manifestó

Lavilla—, o lo que es lo mismo, la aceptación del divorcio cuando los Tribunales competentes consideren

que la situación de un determinado matrimonio es insostenible. En esos casos, es preferible el divorcio

por cuanto evita males mayores, explicó e! ministro.

Lavilla señaló las-siguientes causas de divorcio a título indicativo:

— Separación lega! de dos años.

— Separación de hecho de cinco años (lo que demostraría, según e! ministro, que los lazos propios

del matrimonio están rotos).

— El matrimonio no consumado en un tiempo determinado.

— Esterilidad, de uno de los cónyuges, sin conocimiento previo del otro.

— Y penas privativas de libertad de uno de los miembros por un período superior a seis años.

El divorcio, caso de que sea aceptado, en ningún momento implicará la exoneración de los deberes de los

padres respecto a los hijos.

Aclaró asimismo el ministro que las causas indicadas como posible motivo de divorcio "están en la línea

de la legislación canónica sobre nulidades del matrimonio".

Acerca de un proyecto de ley que modifica algunos aspectos de la legislación sobre filiación, el ministro

indicó que en el proyecto desaparece la terminología de "hijo legitimo" o "lujo ilegítimo", y se establece

la equiparación de derechos entre los dos tipos de hijos, tanto ante los padres como ante la ley.

El hijo nacido fuera del matrimonio, según el proyectó, podrá vivir en el hogar de éste Si consienten en

ello los dos cónyuges.

Otro punto del decreto se refiere a la tutela de hijos subnormales, que, según Landelino Lavilla. agiliza la

legislación para que los padres puedan seguir teniendo patria potestad sobre el hijo subnormal mayor de

veintiún años, y evita una serie de trámites actualmente en vigencia.

La administración conjunta de bienes es objeto de otro proyecto de UCD que tiende, según dijo el

ministro de Justicia, a la igualdad de derechos entre el hombre y la mujer.

 

< Volver