Valero Bermejo candidato al Senado por Ávila denucia. 
 Graves alteraciones en la previsión oficial para las eleciones     
 
 El Alcázar.    11/05/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 9. 

Valero Bermejo candidato al Senado por Avila denuncia:

GRAVES ALTERACIONES EN LA PREVISIÓN OFICIAL PARA LAS ELECCIONES

Don Luis Valero Bermejo candidato al Senado por Avila ha dirigido un escrito al presidente de la Junta

Central del Censo en el que denuncia graves alteraciones en las previsiones oficiales para el desarrollo del

proceso electoral necesarias para garantizar el secreto del voto y la pureza del sufragio, aspectos, que se

determinan en el Decreto-Ley de 18 de marzo de 1977.

En su pormenorizada exposición el objetante señala que, habiendo establecido el artículo cuarto que los

"Gobiernos Civiles facilitarán a los representantes de los partidos, federaciones o coaliciones que

presenten candidaturas, una cantidad dé sobres, tanto para el Senado como para el Congreso similar al

número de electores de. la circunscrición provincial y que -según el Apartado 3—en ningún caso el

número de sobres de cada petición, recibidos por los presidentes de las mesas, podrá serlo en cuantía

inferior a la resultante del doble de los electores correspondientes a cada mesa electoral, resulta que

"ESTAS PREVISIONES HAN SIDO GRAVEMENTE ALTERADAS"

Efectivamente, por publicación de unas "correcciones´´^ el "Boletín Oficial" del pasado día 5 de mayo hay

una en 1a que se dice que "Los Gobiernos Civiles podrán facilitar en la medida de sus posibilidades a los

representantes de los partidos, federaciones, coaliciones o agrupaciones de electores, una cantidad de

sobres (completando el texto de la forma), tanto para el Senado como para el Congreso, similar al número

de electores de la circunscripción provincial". También por vía de "corrección" el diario oficial de esa

misma fecha señala que los impresos, entre otros los sobres, "serán facilitados a su debido tiempo por los

gobernadores civiles los correspondientes a los presidentes de las Juntas Electorales Provinciales, con

destino a ellas mismas y para su distribución, entre las Juntas electorales de zona y mesas electorales. Las

asociaciones,- federaciones coaliciones o agrupaciones electorales, podrán editar papeletas y sobres

electorales ajustándose a los referidos anexos". Tales "correcciones" constituyen una gravísima

modificación de la garantía anunciada y prometida en el apartado Vf preámbulo del Decreto-Ley en

cuanto a que la diversidad de sobres que son la seguridad para alcanzar el "secreto ´de voto y pureza del

sufragio" desaparece por completo -ya que resulta físicamente imposible-conseguir que los sobres,

aunque tengan "color blanco con fondo interior", las múltiples tonalidades de blanco, las diversas

calidades del papel y otros aspectos fácilmente comprensibles impedirán mantener el secreto del sufragio.

Precisa seguidamente el señor Valero Bermejo, con muchos argumentos o razonamientos irrebatibles

sobre otros aspectos de esas "correcciones" como el de la pérdida de imparcialidad al encargar el

abastecimiento de material "oficial" a ¡os Gobiernos Civiles, lo que ha constituido una interferencia

peligrosa.

A la vista de estas y otras consideraciones ef denunciante señala que es competencia de la Junta Central

del Censo resolver las quejas y reclamaciones. Para la salvaguardia del secreto^ del voto. Y a juicio del

mismo, las dificultades técnicas que por imprevisiones se han producido para justificar la-alteración grave

que denuncia, pueden ser superadas por cuanto que la suscripción del voto y la salvaguardia del secreto

del mismo, que representa y exige el sobre idéntico para proteger los votos en todas las urnas, debe

establecerse a nivel provincial es decir la del distrito electoral. En el ámbito del distrito electoral, todos

los sobres deben ser iguales aunque no importa que en distintos distritos, sean desiguales. Sugiere

asimismo otras soluciones para corregir estos yerros o alteraciones y solicita, previos los trámites

oportunos y en razón de la. evidencia de las alegaciones formuladas, se disponga la anulación de las

CORRECCIONES DE ERRORES del Real Decreto del 15 de abril y en su lugar se disponga que los

sobres a utilizar por los electores para la designación de candidatos al Senado y al Congreso y en cuyo

interior se debe colocar la papeleta de votación debe ser igual para todos los distritos electorales, sin

posibilidad de identificación discriminatoria.

 

< Volver