Convergència cierra campaña en Barcelona. 
 Jordi Pujol: "Hay que romper el predominio del PSC y del PSUC"     
 
 Hoja del Lunes.    17/03/1980.  Página: 5. Páginas: 1. Párrafos: 8. 

HOJA DEL LUNES

Barcelona, 17 de marzo de 1980

Pag. 5

Convergencia cierra campaña en Barcelona

Jordi Pujol: «Hay que romper el predominio del PSC y del PSUC

Con el Palacio de Deportes lleno B rebosar, Jordi Pujol, atónico, dijo que «lo que he encontrado a faltar

en la campaña electoral ha sido la voz de la exigencia, la fuerza del idea!. Nosotros, Convergencia i Unió,

tenemos que poner esta fuerza, sea o no electoral. Un país no avanza si no tiene detrás la fuerza del

ideal».

En el mitin final de Convergencia i Unió, Jordi Pujol criticó duramente los eslogans electorales de

Centristas, PSC y PSUC y dijo que «en este país se ha prometido demasiado siempre, y lo que tenemos

que hacer es reconocer nuestras limitaciones. Esto ha provocado un cierto desencanto contra el que los

nacionalistas, más que nadie, tenemos que reaccionar. Nosotros tenemos que decir que sí,, que

levantaremos Catalunya con el trabajo y la libertad. No ia levantaremos prometiendo cosas que no se

pueden cumplir ni haciendo experimentos políticos que ya están superados y pasados de moda en todas

partes»,

Haciendo referencia a los centristas afirmó que «no levantaremos Catalunya si permitimos que vengan

con el puente aéreo estos partidos ds fuera a sacarse la espina de Andalucía. ¿Somos nosotros los que

hemos de pagar por esto? Ya xeis cómo quedaríamos rfebajados».

«Construiremos una Catalunya moderna y europea»

Pujo! se mostró también disconforme con las elecciones en día laborable. «Esto es consecuencia —dijo

del predominio socialista y comunista que tenemos en Catalunya y que el día 20 tenemos que romper.»

Siguió afirmando que «se levanta Catalunya con un programa de gobierno preciso, con un equipo de

gobierno de hombres responsables, con espíritu de país y no solamente con espíritu de partido».

Aludiendo a los socialistas y a su programa de gobierno dijo que «aunque ellos tengan un programa de

doscientas páginas y el nuestro sólo tenga ciento cincuenta, la verdad es que en doscientas páginas se

pueden decir más disparates que en ciento cincuenta». Criticó también el eslogan de «La Catalunya

nueva», con los mismos argumentos que días antes utíü-zo Jordi Carbonell, añadiendo que «nosotros no

somos técnicos publicitarios que cada temporada tenemos qus inventarnos algo nuevo para convencer al

público. Con nuestro lema de «Una Catalunya de pau i lliber-tat«, no nos dirigimos al público, sino al

pueblo de Catalunya. Nuestros técnicos nos dijeron que el público no entendería este lema, pero nosotros

sabíamos que el pueblo de Catalunya sí lo entendería».

Finalmente, Pujol se dirigió a los militantes de Convergencia i Unió, a sus simpatizantes y a los

ciudadanos de Catalunya, diciendo: «Os pido el voto no para hacer una Catalunya quimérica y dividida,

sino para hacer una Catalunya europea y moderna».

Trías Fargas, radical

La intervención da Pujol, como la de todos ios oradores, fue interrumpida numerosas veces por ios

aplausos de un público entusiasta. Antes do Jordi Pujol, que fue despedido con gritos d« «Pujol,

presldent!», habían Intervenido MIquel Roca Junyent, Joan Vidal, Joan Oró, Jordi Escoda y Ramón Trias

Fargas. este último presidente da CDC, quien hizo un parlamento marcadamente radical y catalanista que

finalizó pidiendo «un Parlament cátala, una Generalitat catalana i un Estat cátala». A continuación habló

Avellno Pousa, del Partido Galegulsta, y tras é! Xavier Ai* zallus del PNV. Arzallus fue muy aplaudido y

saludado con gritos de «Gora Euskadl y visca Catalunya!», e Inició su Intervención con las palabras

«Amics cata-!ans: no dic amlca socialistas, amics cómunlstes ni amics cen-tristes, sino amics catalans».

Por último, antea de la Intervención de Pujol habló el presidente de UCD, Mlquel Coll 1 Alentorn, quien

tras glosar la historia catalana pregunté a los asistentes: «¿Queréis que esto sea puesta a los pies del señor

Suárez, González o Carrillo?», oyéndose a continuación un «no» masivo.

Por otra parte, esta coalición celebró también mítines en Font-cuberta, Torroella da Montgrf y Figueres,

donde Pujol firmó libros durante una audición da sardanas.

 

< Volver