Autor: Reventós i Carner, Joan. 
   Construir la Catalunya de todos     
 
 Hoja del Lunes.    17/03/1980.  Página: 7. Páginas: 1. Párrafos: 10. 

Construir la Catalunya de todos

Joan REVENTOS

La trascendencia historie» da estas elecciones al Parlament, .«9 pone de manifiesto si consideramos que

confluyen en eüas tres elementos da capital Importancia: En primer ¡ugar, porque significan el obligado e

irreversible salto adelante en ei proceso da reconstrucción nacional de Catalunya. Luego porque se

inscribe de forma decisiva en el dificultoso y complejo proyecto de transformación minar en un Estado

plenamente democrático, el Estado da las autonomías. Por último, y e modo de factor condicionante, ia

prolongada y profunda crisis económica que padece ia sociedad ds hoy.

Ante la nueva andadura qua el pueblo de Catalunya deberá iniciar a partir del próximo día 20. cabe

preguntarse el ia burguesía —a través de sus dos principales opciones político-or-ciarvízativas— está en

corKÍicIn-ws de protagonizar el lidera^gr» cié este triple proyecto: Reconstrucción nacional,

consolidación ris un Estado democrático ría las autonnm/as y gradual ealida de la crisis económica.

Ninguna de ambas opciones está en situación de ofrecer para Catalunya y desda Catalunya, un proyecto

propio con posibilidades de éxito en este triple frente. Agarrotados por un centralismo consustancial !cs

unos, acomplejados y debilitados por un nacionalismo verbal, obsoleto y provinciano los otros, no pueden

expresar en modo alguno la síntesis armónica de ¡o que hoy representa la realidad de Catalunya, el pueblo

de Catalunya.

En la actualidad, únicamente una alternativa de progreso y de cambio, capa: de aglutinar a la ´-ran

mayoría del pueblo de Catalunya, es capaz de afrontar este reto histórico, creando el imprescindible clima

de confianza colectiva.

Esto es lo que los socialistas nos proponemos. Partiendo de la realidad de la Catalunya de hoy. creemos

que nuestro pro-grama ds gobierno, nuestros efectivos humanos capaces da asumir responsabilidades de

gobierno co.n competencia y honestidad y la amplía, extensa y equilibrada inserción de nuestro

electorado en el tejido social, constituyen ´la mejor garantía, la mejor respuesta E! reto histórico que

comentamos.

La reconstrucción nacional de Catalunya y por añadidura, su impacto en el procsso autonómico español,

depende de que esta única alternativa posible pueda ser puesta en marcha. Ei mayor peligro que

Catalunya tiene ante sí, es que la dinámica da la división a que aígunos --voluntariamente o no preíenden

llevarnos, pudiera Ir tomando cuerpo. Así, por ejemplo, la bipoiarlzación de fenómenos excluyentes que

terminarían por partir en dos al pueblo de Oatiunya. Por un lado, el proverbial lerrouxismo, un clásico en

nuestra historia del presenta siglo. Por otra parte, ei ya aludido nacionalismo de gallináceo vuelo, ccrto de

miras y de talla. Dos po´los que podrían provocar e! inacabable espiral de la división, la discordia y la

destrucción de Catalunya.

Otro grave riesgo en esta ceremonia de Ja división, lo sería tgmbién el que algunos irresponsables

propician, intentando simplificar burdamente el complejo entramado de nuestra saciedad en dos bloques

fatalistas y mecánicamente enfrentados, en otra espiral que en el límite sólo conduce a la mutua

aniquilación. La situación de crisis económica es una realidad demasiado tangible para que quepan talas

alegrías. Es imprescindible que todo el mundo asuma su responsabilidad en el grado que. le corresponde.

Es ia hora del esfuerzo común para salir de la crisis. La mayoría de ios trabajadores lo han comprendido

perfectamente. Los sectores más responsables del empresa-riado, también. Por tanto, urge evitar la trampa

tendida por algunos, resucitando fantasmas del pasado.

Tras estas reflexiones qus la fecha del 20-M sugieren, parece oportuno concluir con una última llamada al

pueblo de Catalunya: la trascendencia de estas elecciones está fuera de toda duda, el derrotero que

Catalunya y España tomen a partir de aquí depende en buena parte del resultado da las mismas.

Anta est» hecho, nadie puede sentirse ajeno » esta consulta democrática. Asi pues, resulta obligado

Insistir en que un alto índica ds participación, una afluencia masiva del pueblo de Catalunya a le» urnas,

sentaré las bases para la construcción de esta Catalunya de todoa.

Primer secretarlo de PSC-PSOE y candidato número 1 en Barcelona.

HOJA DEL LUNES

Barcelona, 17 de marzo de 1080

Pag. 7

 

< Volver