Por un real decreto de Comercio, que hoy publica el "B.O.E.". 
 Facilidades para las inversiones extranjeras  :   
 Serán autorizadas de modo automático, siempre que creen un mínimo de puestos de trabajo y no supongan pérdida de divisas. 
 Pueblo.    21/01/1977.  Páginas: 1. Párrafos: 11. 

Por un real decreto de Comercio que hoy pública el "B. 0. E."

FACILIDADES PARA LAS INVERSIONES EXTRANJERAS

Serán autorizadas de modo automático, siempre que creen un mínimo de puestos de trabajo y no

supongan pérdida de divisas

MADRID. (PUEBLO.)—Para facilitar las inversiones extranjeras en España, un real decreto del

Ministerio de Comercio —publicado hoy en el «Boletín Oficial del Estado-— autorizada modo

automático las inversiones extranjeras Que cumplan determinados requisitos.

El citado real decreto fue aprobado en un Consejo de Ministros de finales del pasado mes de noviembre, y

ha tardado casi dos meses en aparecer en el ´Boletín»

Exceptuando aquellos sectores en los que es precisa la previa autorización administrativa de instalación

(se excluyen expresamente las actividades relacionadas con la defensa y prestación de servicios públicos),

la nueva normativa legal autoriza con carácter general, las inversiones directas extranjeras en España,

contemplando estos dos supuestos:

Se imponen como requisitas que e! capital desembolsado de la nueva sociedad no sea inferior a cien

millones de pesetas en el acto de su constitución (no es necesario si se va a exportar un mínimo del 50 por

100 de las ventas, y éstas superan los cien millones anuales), y que la nueva sociedad española no realice

pagos de transferencia de tecnología.

Como previsiones vinculantes se citan:

— Creación de no menos de cien puestos de trabajo directos a. ía puesta en marcha.

— Un saldo anual de divisas positivo a partir del año de funcionamiento (esta condición no es

preciso cumplirla si se crean más de mil puestos de trabajo directos).

Para la entrada automática de socios extranjeros - -sin necesidad de autorización oficial— en empresas

españolas ya constituidas, se imponen romo requisitos un desembolso mínimo de cien millones de

pesetas, que suponga, también, como mínimo, un aumento del 30 por 100 en la suma del capital social y

reservas de la empresa española. Además, ésta no deberá efectuar pagos de transferencia de tecnología.

Como previsiones vinculantes se citan:

— Creación de cien nuevos puestos de trabajo en el plazo de un año.

— Saldo anual positivo de divisas, a. partir del año.

 

< Volver