Elecciones 1979. Enrique Tierno (PSOE), en contra de un Gobierno de coalición. 
 Martín Villa no desea formar parte del Gobierno después de las elecciones     
 
 El País.    09/02/1979.  Página: 12. Páginas: 1. Párrafos: 25. 

EL PAÍS, viernes 9 de febrero de 1979

Elecciones 1979

Enrique Tierno (PSOE),en contra de un Gobierno de coalición

Martín Villa no desea formar parte del Gobierno después de las elecciones

El anuncio por parte del ministro del Interior, Rodolfo Martín Villa, de que solicitará al presidente Suárez

no formar parte del Gobierno una vez celebradas las elecciones, las palabras del presidente honorario del

PSOE, Enrique Tierno, en el sentido de que no es partidario de un Gobierno de coalición y el durísimo

ataque contra el PSOE lanzado por Santiago Carrillo (PCE) en un mitin celebrado en Alcalá de Henares

son las tres notas destacadas de la jornada electoral de ayer.

El ministro del Interior, en una rueda de prensa, afirmó, según informa el corresponsal de EL PAÍS en

León, Antonio Núñez, que considera que ha cumplido la tarea que se le encomendó. «El presidente puede

aceptar mi petición de no figurar en el Gobierno o no», prosiguió. El señor Martín Villa no descarta una

posterior vuelta al campo político en el caso de que se admitiera su renuncia.

En relación con el terrorismo, el ministro del Interior añadió que sólo se le puede buscar un origen

político en aquellos grupos terroristas que tienen raíz independentista, como ETA o el MPAIAC, pero no

en grupos como los GRAPO o el FRAP.

Rodolfo Martín Villa señaló que las competencias de los futuros entes regionales serán las mismas en

todos los casos, y que el Ministerio del Interior se reservaría las funciones de orden público y de garantía

de las libertades. Se ampliarán considerablemente —dijo más adelante— las competencias de los

ayuntamientos y diputaciones.

Por último, el ministro del Interior se refirió a los ataques de que ha sido objeto UCD por parte de

Coalición Democrática y de los partidos de izquierda y negó que existiera ninguna razón objetiva que

justificara el desencanto ante el proceso de transición política. «Cabe esperar —terminó— que el índice

de votantes en las elecciones sea muy similar al del 15 de junio de 1977, aunque el espectáculo político de

aquellos días es irrepetible».

En Salamanca pronunció un mitin el ministro de Transportes, Salvador Sánchez Terán. En aquella ciudad,

jóvenes que pegaban carteles de UCD en la calle del Generalísimo fueron amenazados por otros jóvenes

que portaban porras y palos y que dijeron que ningún partido, excepto Unión Nacional, podía pegar

propaganda en esa calle y en la plaza del Ejército. Al parecer, grupos ultraderechistas han contratado

cuadrillas de muchachos para que arranquen los carteles de los demás partidos.

José Pedro Pérez Llorca, Miguel Herrero de Miñón y Ramón Álvarez de Miranda fueron los principales

oradores en el mitin celebrado en un hotel de Madrid, a última hora de la tarde.

Tierno desea un Gobierno monocolor

«Personalmente no soy partidario de un Gobierno de coalición. Lo que España necesita es un Gobierno

monocolor que asuma la responsabilidad de todos los problemas del país. Las responsabilidades

compartidas dejan siempre abierta la puerta de la excusa. Que cada palo aguante su vela.»

Con estas palabras comentaba ayer en Bilbao el presidente de honor del PSOE, Enrique Tierno Galván, la

posibilidad de que su partido, tras las elecciones, comparta las tareas del poder con UCD, según informa

Javier Ángulo. «La clave de nuestra posible victoria en las legislativas está en ese gran sector de electores

indecisos —en porcentaje demasiado alto— que va a inclinar la balanza de uno u otro ladb. Creemos que

a ninguno de ellos puede alarmarles el programa del PSOE.»

Refiriéndose a la actual situación del País Vasco, el profesor Tierno señaló que existe hoy una incom-

prensión del Gobierno hacia los problemas de Euskadi. Por ello, se han congelado las transferencias al

Consejo General Vasco cuando más urgían y así vemos cómo la Generalidad tiene hoy más facultades

que el organismo autónomo vasco. Es un error. Hay que acelerar al máximo las transferencias, dotar al

País Vasco de una generosa autonomía para que pueda caminar hacia una administración y autogobierno

sin entrar en colisión con la Constitución, pero tocando su techo.

El secretario general del PSOE, Felipe González, intervino en un mitin celebrado en el Palacio de los

Deportes de Lugo, que se encontraba abarrotado de público. Basó su disertación en la necesidad de que

los ciudadanos acudan libremente a las urnas y reprochó a UCD no haber cumplido su promesa de

convocar elecciones municipales de forma prioritaria.

Al mismo tiempo otros líderes socialistas dieron mítines en diversas ciudades: Nicolás Redondo, en

Burgos; Enrique Múgica, en las Palmas, y Luis Gómez Llorente, en Valencia. Paralelamente, varios

miembros de las candidaturas del PSOE al Congreso y al Senado por Madrid continuaron su gira por

diversos pueblos de la provincia.

Carrillo: "Las elecciones las decide la banca alemana"

Santiago Carrillo, secretario general del PCE, inauguró ayer su campaña electoral en Madrid con un mitin

que pronunció en Alcalá de Henares, en el que realizó un durísimo ataque contra el PSOE, al que acusó,

entre otras cosas, de seguir una política socialdemócrata, dictada por Bonn y en contra de sus propios

militantes, y de realizar una política electoralista negativa para la unidad de la izquierda, aun a sabiendas

de que eso favorece ala derecha.

El señor Carrillo se refirió al dinero extranjero que se emplea en la campaña, afirmando que «si seguimos

así, las elecciones las va a decidir la banca alemana». El líder comunista mostró su confianza en que los

trabajadores, empezando por los socialistas, impidan que siga esa orientación del PSOE, y para esto debe

haber muchos diputados comunistas, dijo. Añadió que sólo la unidad de las fuerzas progresistas

posibilitará la formación del Gobierno fuerte que precisa la democracia.

A pesar de estos ataques y continuas referencias a una supuesta dependencia del PSOE del socialismo

alemán, el señor Carrillo manifestó a la salida del mitin que no se trata de cañonazos, sino de hacer una

crítica razonable del PSOE para impedir esa política socialdemócrata. Manifestó que el PCE no va a por

los votos socialistas de izquierda, en particular, sino hacia los de los trabajadores en general.

También trató el tema del terrorismo —Roberto Lertxundi, líder comunista vasco, no pudo acudir al mitin

a causa de la niebla en el aeropuerto de Sondica—, y propuso como solución hacer realidad rápidamente

la autonomía de Euskadi.

En el mitin participó también la abogada comunista Cristina Almeida, que levantó muchos aplausos.

Insistió en la necesidad de que existan muchos diputados comunistas para favorecer el sentido progresista

del PSOE. Presenciaron el acto, con el local lleno a tope, unas 2.000 personas.

Por su parte, el número uno de las listas comunistas por Barcelona, Gregorio López Raimundo, manifestó

ayer en el transcurso de un mitin que «el PSUC proclama abiertamente que su programa es el del PCE y

no le preocupa en absoluto que se le acuse de sucursalista». Las intervenciones de otros dirigentes del

PCE se repartieron entre Oviedo (Marcelino Camacho), Cádiz (Manuel Azcárate) y Valencia (Nicolás

Sartorius).

Coalición Democrática, hacia la unidad de la derecha

Coalición Democrática (CD) es un paso sobre Alianza Popular en el camino hacia la unión de la derecha

española, y a este paso seguirán otros más, según afirmó Manuel Fraga en una rueda de prensa celebrada

ayer en Cádiz, informa el corresponsal de EL PAÍS Armando Ruiz. El señor Fraga atacó al Gobierno, por

la forma como convocó las elecciones, y la campaña del Partido Socialista.

En un mitin desarrollado a última hora de la tarde en el teatro de las Cortes, de San Fernando, el líder de

AP, que intervino junto con los candidatos provinciales, insistió en que la principal noticia de 1978 había

sido que España había rebasado la trágica linde del millón de parados. Los parados —añadió— son la

consecuencia de una política equivocada del Gobierno Suárez y de unas centrales sindicales politizadas.

Según el señor Fraga, sólo se puede salir de esta situación restaurando la seguridad y la confianza, que

promoverán la inversión y la creación de nuevos puestos de trabajo. Una política de defensa de la

empresa —añadió— y de la libertad de trabajar y unos acuerdos sociales que impidan la exportación del

paro de unas provincias a otras.

Respecto a otros líderes de CD, Alfonso Osorio viajó ayer a Badajoz, donde mantuvo una rueda de prensa

e intervino en un mitin en la localidad de Almendralejo.

En Madrid, José María de Areilza acudió a Aravaca, donde pronunció un mitin en el que señaló, entre

otras cosas, que China, India y Polonia figuran entre los países que han superado a España en el último

bienio en su posición económica mundial y criticó la política económica de UCD. En el mismo acto, José

López, vicepresidente del Club Diálogos para la Democracia y candidato al Congreso, señaló que «las

cosas en nuestro país no están centradas, están desordenadas, dislocadas y escoradas a la izquierda.»

 

< Volver