Tertulia electoral en ABC. Última tertulia electoral de ABC. 
 Los partidos esperan una abstención similar al 15-J     
 
 ABC.    27/02/1979.  Página: 47-48. Páginas: 2. Párrafos: 34. 

ULTIMA TERTULIA ELECTORAL DE A B C

LOS PARTIDOS ESPERAN UNA ABSTENCIÓN SIMILAR AL 15-J

Campaña electoral, abstencionismo, financiación de los partidos, futuras coaliciones, terrorismo,

información electoral de televisión fueron, entre otros, los temas tratados en la última tertulia electoral de

A B C, que, por el hecho de cerrar la serie, no se ciñó a ningún enunciado concreto. El tema fue libre.

Blas Pinar, por Unión Nacional; Manuel Fraga, por Coalición Democrática, y Rafael Arias Salgado, por

Unión de Centro Democrático, pidieron el voto para sus partidos —el señor Pinar fue el único que declinó

solicitar el voto para su coalición—, se lanzaron correctas críticas entre sí y respondieron con cortesía y

sentido del humor a las preguntas de los invitados, que llenaban nuevamente la biblioteca de ABC.

Durante las dos horas que duró la tertulia se respiraba en el ambiente un cierto clima de «alea jacta est»,

en espera de lo que decidan las urnas, dentro ya de muy pocas horas.

TRAS los primeros enfrentamientos, leves, entre los candidatos como consecuencia de sus exposiciones

de programas electorales y de su petición de voto —Praga dejó bien claro que CD acepta la democracia

libera] occidental, cosa que no hace UN—, el representa-nte del partido en el Gobierno, Rafael Arias

Salgado, fue preguntado por las razones de la excesiva virulencia de la actual campaña electoral en

comparación con las del 15 de junio.

«En las últimas generales —dijo ett candidato de UCD— existía un deseo por parte de todas las fuerzas

políticas de que la campaña resultara pacífica. No obstante, tengo que decir que, sin perjuicio de que se

hayan producido en algunas ocasiones incidentes verbales, el tono general de la campaña ha sido pacífico.

Ha sido, sustancialmente, una campaña al estilo de las que se celebran en los países democráticos.» El

señor Fraga respaldó con su asentimiento la respuesta de Arias Salgado.

Un redactor de A B C planteó el tema del pasible «pucherazo» al referir la propuesta de Unión Nacional

de que los resultados del ordenador se den a nivel de mesa electoral. «¿Existen o no sospechas de

"pucherazo"?>, se preguntó.

Praga dijo que un «"pucherazo" tipo antiguo» es muy poco probable. No obstante, dijo que propugnaría

mayores controles electorales de todo tipo, e hizo referencia al hecho de los gobernadores civiles que son

a un tiempo jefes provinciales de UCD.

Blas Pinar dijo que temía más que al «pucherazo», el «computadorazo». «Si el sistema liberal

democrático —dijo— se aplica en su pureza, es normal que cualquier ministro ponga al servicio de su

partido todos los elementos que favorezcan su triunfo.» El líder de Fuerza Nueva se mostró favorable a la

disyunción de funciones ministro-candidato. Señaló luego ciertos elementos de inquietud, especialmente a

nivel de formación de listas electorales y deploró finalmente el hecho de que en estos comicios tan sólo el

5 por 100 de nuestros emigrantes puedan ejercer el derecho al voto.

Por alusiones terció Arias Salgado. Sobre los jefes provinciales de UCD, que son al mismo tiempo

gobernadores, dijo que «carecía de la experiencia de Fraga», que fue ministro cuando los gobernadores

influían en todo tipo de elecciones. Señaló luego que la actual legislación está llena de garantías para que

los comicios se celebren con absoluta pureza democrática, y recordó el nombramiento de interventores

como elemento fundamental de esta garantía. Sobre la presentación de ministros encabezando las listas de

UCD por provincias, dijo que era práctica frecuente en los países democráticos y que era oportunidad de

acercar el Gobierno al pueblo, mediante el contacto directo que se produce durante la campaña.

Blas Pinar señaló a este respecto que el hecho de que sea práctica «ordinaria» no tiene que ser

necesariamente «buena» y que los ministros deben dimitir un día antes del inicio de ia campaña electoral.

Fraga añadió, en este sentido, que la tradición democrática es que los ministros dejen su despacho en el

mismo momento de asumir su condición de candidatos y no «vayan repartiendo subvenciones por los

pueblos», como están haciendo los de UCD.

«UCD conseguirá el jueves más votos que en las últimas elecciones» (Rafael Arias-Salgado)

Señaló, por otra parte, que secretarios de Ayuntamientos, de Hermandades, etc.. están deshaciendo

candidaturas y presionando a ciertos sectores de la población, especialmente ancianos, con amenazas del

tipo de que si no votan a UCD no volverían a cobrar las pensiones.

Rafael Arias intervino inmediatamente. Pidió que se hablara de casos concretos, que se dieran nombres,

lugares, fechas. «Puede que se hayan producido abusos •—dijo—, pero no es la práctica ordinaria. Y pido

que se denuncien para que podamos acabar con ellos de una vez.»

PACTOS Y COALICIONES

Blas Pinar contestó a una pregunta sobre el posible fin «desestabilizador» de ciertas manifestaciones

antiterroristas, señalando que lo grave del terrorismo es que lleguemos a aceptarlo con el nivel de

insensibilidad con que recibimos cada lunes las cifras de los muertos en accidente de tráfico. «Trasformar

la crispación en clamor público pienso que es hacer un gran servicio a España» —concluyó.

Los tres miembros de la mesa fueron interrogados sobre sus reacciones políticas en el caso de que el 1 de

marzo pase, más o menos, lo que ocurrió el 15 de junio, electoralmente hablando.

• Arias Salgado (UCD): «El 15 de junio nos faltaron diez escaños para alcanzar la mayoría absoluta.

Ahora somos el primer partido del país. Con esta premisa, está claro que buscamos la mayoría

absoluta. No nos hemos planteado la posibilidad de un Gobierno de coalición.»

• Fraga Iribarne (CD): «El 1 de marzo las cosas pueden mejorar. Existen varias posibilidades. Primero,

un Gobierno minoritario como el actual, cosa que no sería deseable porque no ha gobernado. Se ha

defendido mediante pactos y consensos. Segundo, es improbable un Gobierno mayoritario UCD a la vista

de la actual ley electoral. Existen varias opciones posibles: nuevos Pactos de la Moncloa, un Gobierno de

concentración como el quiere Carrillo o unas coaliciones entre partidos. De todas formas, el día 2

lo veremos. Quiero decir, nosotros, a prior!, no nos oponemos a ningún tipo de coalición por el bien del

país, siempre que se trate de pactos serios.»

Blas Pinar dijo que sería fácil una coalición PSOE-UCD-CD. y que al PCE, en todo caso, se le podía dar

una Secretaría de Estado.

Fraga respondió que acababa de manifestarse contra el Gobierno de concentración y que no le admitía al

candidato de UN que pusiera en su boca cosas que no había dicho. Concluyó confiando en ver pronto al

señor Blas Pinar en el grupo parlamentario mixto, junto al señor Letamen-día, a lo que Blas Pinar

respondió que él ya había visto a Praga con Carrillo.

Arias Salgado remachó la cuestión, conrratulándose de ver a Fraga dispuesto a «coligarse con los jefes

provinciales de UCD.

SONDEOS, INDECISIÓN, ABSTENCIÓN

Preguntado si UCD está financiando sondeos que le son favorables. Arias Salgado dijo que, oficialmente,

no se ha publicado hasta el momento ninguno de los sondeos encargados por UCD.

Sobre la seriedad de los sondeos que se Tienen publicando, Fraga dijo que si el Ilustre sociólogo Juan

Linz los califica de «vergonzosos», él tan sólo los tachaba de «lamentables». Y añadió que su grupo par-

lamentarlo presentará a las futuras Cortes una ley de control sobre este punto.

Arlas Salgado dijo que los que les daban

como ganadores le parecían buenos, y Blas Pinar subrayó que no creía en los sondeos. Un redactor de A

B C señaló como elevado el elevado grado de indecisión que se observa en los sondeos y preguntó sobre

sus posibles causas.

• Fraga Iribarne (CD): «El índice de indecisos es normal. No quiere decir que no se decidan en las

últimas cuarenta y ocho horas. De todas formas, hay que tener en cuenta que llegará un momento en que

ee pida que se vote; lo que sea. pero que se vote. El grado de abstención será un síntoma de salud

democrática, como ocurre en Estados Unidos.»

• Arias Salgado (UCD): «El índice de Indecisión es normal, propio de un período de transición.»

• Blas Pinar (UNE): «Nosotros hemos insistido siempre en que se vote, aunque sea en blanco.» Sobre

las causas posibles de la abstención señaló la inautenticidad («se han hecho promesas que no se han

cumplido») y la decepción.

Un invitado intervino para manifestar que. por el contrario, la abstención favorecerá a los extremos,

«puesto que los partidarios del PCE y de UN siempre votan, y no así los del PSOE y los de UCD». y

preguntó que si esto no sería grave.

Fraga tomó la palabra para distinguir entre los conceptos de «indecisión» y «abstención», que habían

venido confundiéndose hasta el momento. Y ya aclarado el tema, dijo que se está hablando de un mayor

índice de abstención del que habrá en realidad, que será muy inferior al del referéndum constitucional.

Sin embargo, señaló como una de las posibles causas de la abstención al invierno —«media España está

con gripe»— y al hecho de que no haya colegios electorales en las parroquias, y evitar así que muchos

electores tengan que recorrer tres kilómetros para acudir a votar al pueblo vecino. Reconoció, final-

mente, que la abstención favorecerá a los partidos de fuerte militancia.

Por su parte, Arias Salgado dijo que 3» mayor parte de los hasta ahora Indecisos votarán. Que el

porcentaje de abstención será similar o inferior al del 15-J y que podría estimarse en un 75 a un 80 por

100. «En el voto de UCD —señaló— no habrá abstención. Tendremos más votos que el 15 de junio,

según las encuestas.» Finalmente hizo una alabanza a los partidos que colaboraron en la transición (ante

los ataques de Blas Pinar al PSOE y al PCE al hablar de la «decepción») y señaló que «lejos de que el

PSOE parezca traidor a sus Ideas. hay que reconocer el gran ejercicio de responsabilidad que ha hecho

estos dos años. La posibilidad del desencanto por el consenso puede haberse debido a no haberlo sabido

explicar claramente a la población, a no haberlo sabido proyectar. Pero los pactos han sido una verdadera

proeza que se comprenderá dentro de unos años, cuando haya de escribirse la historia de la España de

estas fechas.»

LOS DINEROS DE LOS PARTIDOS

Otro punto polémico fue la financiación de la campaña electoral por cada partido. Fraga se negó a

responder. Arias dijo que por los resultados del 15 de junio a su partido le correspondieron 670 millones

de pesetas, y otros tantos de acuerdo con la ley de partidos políticos. En base a esto, y mediante unas

pólizas bancarias, a financiado UCD su campaña. Pinar, finalmente, dijo que su presupuesto era de 23

millones de pesetas, financiado exclusivamente con aportaciones de militantes y simpatizantes.

Sobre la información electoral de RTVE, Pinar y Fraga se mostraron críticos —especialmente el

primero—, en tanto que Arlas Salgado señaló que el comportamiento de TVE «obedece a reglas de

neutralidad informativa», ya que no informa sobre candidatos de UCD, sino tan sólo sobre miembros de

un Gabinete ministerial.

Fraga, cogiendo por los pelos esta frase de Arias Salgado, reclamó que sea publicada en las páginas de

humor de ABC.

 

< Volver