Autor: Fernández-Rúa Plasencia, José María . 
 Elecciones 82. Según Ladelino Lavilla, duramte un mitin celebrado en la capital cordobesa. 
 En esta campaña , PSOE y AP quieren aproximarse a las ideas de centro     
 
 ABC.    16/10/1982.  Página: 25. Páginas: 1. Párrafos: 9. 

Según Landelino Lavilla, durante un mitin celebrado en la capital cordobesa

En esta campaña, PSOE y AP quieren aproximarse a las ideas del Centro

CÓRDOBA (José María Fernández Rúa, enviado especial). Con inicios de una afonía que amenazaba con

presentarse inoportunamente, Landelino Lavilla comenzó ayer a explicar el programa centrista por tierras

andaluzas, con —hay que decirlo— un éxito esperado, en parte, por los organizadores. En tierras de Jaén,

donde el líder de la UCD salió elegido diputado en las anteriores legislaturas, gentes de Linares y de

Andújar han exteriorizado su admiración por este hombre ilusionado con la idea de que el Centro tiene su

espacio perfectamente delimitado en el panorama político español.

Lavilla ha explicado que España no es socialista. Ei dirigente centrista, indudablemente, ha cambiado.

Sus gestos, su contenida euforia y su perfecta modulación —entorpecida, ya digo, por esa incipiente

afonía— empieza a hacer mella en fas personas. En Linares, Landelino Lavilla, acompañado en todo mo-

mento por su esposa, recorrió et mercadillo de gitanos. Allí, y en medio de un variopinto colorido, bajo un

sol tibio, saludó y besó a ancianos y chiquillos que le presentaba el dirigente de Acción Gitana y militante

cíe UCD, Rafael Reyes. Luego, el líder centrista inauguró la emisora de fre-cuencia modulada Radio

Andújar.

Antes, en conferencia de Prensa, el líder del partido actualmente en el Gobierno puso el acento cuando

subrayó: «Están descalificados todos aquellos que pretenden hacer uso de medios ajenos a la limpia lucha

electoral para tratar de dirigir el voto a un solo español y, desde luego, están descalificados todos aquellos

que quieran crear un ambiente en et que bien sea el terror del terrorismo, el miedo de) involucionismo o

cualquier otro tipo de referencia extraña pueda torcer al pueblo español en ese acto supremo en el que

tiene que manifestar su propia voluntad y su propia libertad.»

«EL CENTRO QUIERE EL PROGRESO». Con la misma comunicabilidad Lavilla se reunió a primera

hora de la tarde en los jardines de un hotel de Córdoba con unos dos centenares de personas, casi todas

ellas militantes de la UCD. Habían sido convocados por el presidente del partido en Córdoba y candidato

a diputado por esta provincia, Cecilio Valverde.

Gritos de «¡UCD!, ¡UCD!», y «¡Presidente!, ¡presidente!», acogieron las primeras frases de Lavilla, en

las que recordó la estrategia del PSOE y de Alianza Popular en esta campaña electoral para, en su

opinión, aproximarse a las teorías del Centro. El líder centrista consiguió que el entusiasmo se adueñase

de la mayor parte del auditorio para escuchar de sus labios esos ataques bien construidos, que no

virulentos, a los socialistas y a AP. «España no quiere ser gobernada desde los principios del socialismo

—destacó Lavilla—; por eso, la voluntad del pueblo se manifestará el 28 de octubre en favor de una

fuerza política, el Centro, que quiere la moderación, el progreso y, por tanto, la reforma de la sociedad.»

A pesar de que Lavilla subrayó en Linares que el auténtico adversario político de UCD son los socialistas,

la verdad es que el principal objetivo de sus ataques aquí y ahora, en Andafucía, es el partido de Manuel

Fraga. Contra la línea de flotación de Alianza Popular van dirigidos los «torpedos-Lavilla». A poco más

de 500 metros de la mezquita cordobesa, el líder centrista llegó a gritar, en medio de una gran ovación,

que «Voto tonto es igual a Alianza Popular».

A última hora de la tarde, el presidente de la UCD participó en un acto que tuvo por escenario la plaza

Bib-Rambla en Granada, junto con el secretario general y candidato al Congreso por aquella

circunscripción, Iñigo Cavero. Los mensajes que el líder centrista ofreció a los asistentes —cinco mil,

según manifestó a ABC Iñigo Cavero en tono eufórico— arrancaron ovaciones y gritos de apoyo al par-

tido del Gobierno.

Más tarde, Landelino Lavilla hizo unas declaraciones a los periodistas que le acompañamos en su gira por

Andalucía en las que ofreció su opinión de que el índice de abstención de las elecciones del próximo día

28 será inferior ai de los comicios anteriores y se aproximará a lo que se conoce por «niveles técnicos».

Cuando aún faltan diez días para finalizar la campaña electoral, Lavilla pone el acento al señalar que una

de sus mayores satisfacciones es la conexión y el contacto con la gente «cuando se produce en torno a

unas ilusiones que se ven vivas y vigorosas».

Elecciones 82

 

< Volver