Ceutíes y melellenses abandonaron la reunión de parlamentarios. 
 Guerra dialectica entre PSOE y UCD en Andalucía     
 
 Diario 16.    29/08/1977.  Página: 6. Páginas: 1. Párrafos: 9. 

Ceutíes y melillenses abandonaron la reunión de parlamentarios

Guerra dialéctica entre PSOE y UCD en Andalucía

MALAGA, 29 (Corresponsal D16).—la primera cumbre parlamentaria andaluza fue un parto difícil y

decepcionante. La polémica suscitada por la presencia de los representantes de Ceuta y Melilla relegó a

un segundo plano el verdadero motivo de la reunión: el estatuto de autonomía de Andalucía.

Incluso hasta muy pocos minutos antes de su comienzo peligró su celebración.

PSOE y UCD mantenían posturas radicales y habían desencadenado una guerra dialéctica que se

evidenciaría reiteradamente a lo largo de la jornada. Al final, comunicado conjunto, una simple

declaración de principios de cada grupo, plante de los parlamentarios ceutíes y malillenses, que se

marcharon rotos y posturas encontradas para el futuro entre los dos grupos mayoritarios en la región.

La frase "Andalucía está por encima de ideologías", que nos manifestó Manuel Clavero, ministro para las

Regiones, fue utópica. Imperaron las ideologías.

En el comunicado final, los parlamentarios andaluces se comprometen "a luchar por conseguir que en la

nueva Constitución que aprobarán las actuales Cortes se establezca que la soberanía da España es

compatible con la autonomía de los distintos pueblos y regiones que la integran, luchar por conseguir el

estatuto de autonomía y establecer una coordinadora que estudie el tema",

La autonomía, en el aire

En el aire quedó cómo debe ser la autonomía para Andalucía. Todos los parlamentarios coincidieron en su

necesidad, pero aún quedaba por discutir el enfoque y lo que entiende cada grupo por estatuto de

autonomía. En la declaración de cada partido se apuntaron las posturas ideológicas iniciales, pero sólo

eso. El PSOE va a volcarse de lleno y ganar la batalla andaluza y la UCD, por contra de lo que sucede en

otras regiones, se verá obligada a arrojar la toalla.

Al final, en los pasillos del palacio de Congresos y Exposiciones de Torremolinos, escenario de la

asamblea, los nervios andaban sueltos. García Margallo, diputado por Melilla, nombrado director general

de Desarrollo Comunitario en el último consejo de ministros, denunciaba abiertamente la postura del

PSOE: "Se ha mostrado como una mayoría que le sea contraria. Tropezar con el PSOE es hacerlo contra

un muro, dar gritos en el desierto."

"Ceuta y Melilla son España y Andalucía, y, por tanto, tienen pleno derecho a estar en la reunión",

manifestó a D16 Manuel Clavero. El ministro se refirió también ai estatuto autonómico: "implica una

gran autorresponsabilidad. A partir de entonces la culpa no la tendrá. Madrid, y sí nosotros. Espero que la

andaluza no sea de las últimas autonomías del país, al menos no tiene por qué serlo". Sobre sacar el

estatuto a referéndum del pueblo dijo: "Eso depende de lo que establezcan la Constitución, pero creo que

el pueblo tiene que decir mucho en este tema."

Un parlamentario del PCE nos manifestaba: "Ceuta y Melilla no son España y sí territorio marroquí que

tarde o temprano se tendrá que devolver, igual que Gibraltar tendrá que retornar a España,"

 

< Volver