Elecciones autonómicas: Castilla-La Mancha. 
 Cabañeros y el trasvase Tajo-Segura     
 
 Ya.    11/06/1987.  Página: 10. Páginas: 1. Párrafos: 4. 

CASTILLA-LA MANCHA

Cabañeros y el trasvase Tajo-Segura

Toledo/YA

La polémica sobre el proyectado campo de tiro en Cabañeros (Ciudad Real), reavivada durante la

campaña electoral, se ha convertido inevitablemente en uno de los principales problemas a ¡os que habrá

de hacer frente el Gobierno de Castilla-La Mancha que se constituya tras las elecciones celebradas ayer.

La súbita reacción del ejecutivo saliente, encaminada a convertir Cabañeros en espacio natural protegido,

será una difícil patata caliente en manos del nuevo equipo, el cual habrá de hallar la fórmula para

compaginar esta decisión con los planes del Ministerio de Defensa, que, según la opinión más

generalizada y en contra de lo reiterado por las fuentes oficiales, ya tendría tomada la decisión firme de

instalar el campo de tiro en la ciudad ciudarrealeña. Pero no será ésta la única cuestión relacionada con el

medio ambiente a la que el Gobierno castellano-manchego habrá de enfrentarse. Ahí sigue vigente el

trasvase Tajo-Segura, sobre el que es previsible una intensa contestación popular, avivada sobre todo

desde el Ayuntamiento de la capital regional, ya que todos los candidatos a la alcaldía de Toledo han

incluido en sus programas objetivos encaminados a presionar en este sentido. Otra incógnita que se abre

inquietante para el Ejecutivo de Castilla-La Mancha es la que constituye la culminación del proceso de

transferencias del Estado. Al cumplirse los cinco años de vigencia del estatuto de autonomía, la Junta de

Comunidades tiene la posibilidad de iniciar negociaciones para asumir competencias en el Insalud y

educación, pero la cuestión es tan compleja que se cree que éstos serán objetivos a largo plazo.

Con haberse dado importantes pasos, Castilla-La Mancha sigue constituyendo una de las regiones más

deprimidas de Europa, esa Europa a la que los castella-no-manchegos han dejado de ver como una

entelequia, sobre todo tras las inversiones procedentes de los planes dé ayuda de la Comunidad

Económica Europea. Sin embargo, los castellano-manchegos son conscientes de la dependencia absoluta

que la región tiene en la agricultura y la ganadería, expuesta a unos criterios negociadores todavía muy

abiertos.

 

< Volver