Autor: Río López, Ángel del. 
 Elecciones en Madrid. 
 Gobernar en minoría     
 
 Ya.    11/06/1987.  Página: 15. Páginas: 1. Párrafos: 5. 

Gobernar en minoría

ÁNGEL DEL RIO

EL PSOE podría conocer una nueva experiencia: la de gobernar en minoría en el Ayuntamiento de la

capital de España. La obra dejada por Enrique Tierno y el entusiasmo en la gestión de su sucesor, Juan

Barranco, no han servido para mantener la mayoría absoluta. Ocho años de gobierno municipal producen

una estimable cota de desgaste. Frente a grandes cambios urbanísticos, Madrid ha arrastrado una serie de

lacras sociales, un índice de inseguridad ciudadana creciente y un gasto público que ha dolido al bolsillo

de los madrileños. También había que contar, y esto es lo que más temían los socialistas, con la irrupción

del CDS en la vida municipal. El candidato del CDS, Agustín Rodríguez Saha-gún, ha insistido durante la

campaña electoral en que nunca votaría al candidato de AP, Alvarez del Manzano. Este, por su parte,

también ha dicho que su partido no votará al candidato deJ CDS. Así las cosas, es previsible que no se

llegue a un pacto entre ambas fuerzas políticas, aunque éste fuera necesario para deshancar a Juan

Barranco del sillón de la alcaldía. Tal circunstancia obligaría a los socialistas a gobernar en mayoría

minoritaria. Hasta que se constituya el nuevo Ayuntamiento, los socialistas tienen tiempo de reflexionar y

entrenarse para gobernar en minoría, situación bien distinta a la de aplicar inflexiblemente el rodillo,

como han venido haciendo hasta ahora. Barranco presentía esta posibilidad, de ahí que declarara

recientemente su deseo de abrir los brazos a todos los partidos políticos con representación municipal.

Esta nueva situación puede cambiar sensiblemente los hábitos de gobierno y conducta en la Casa de la

Villa, así como la política a desarrollar en Madrid. La pérdida de la mayoría absoluta obliga al PSOE a

introducir factores de mayor democratización en el Ayuntamiento, entendiendo como tai una

participación las plural en cuestiones de tal importancia para la realidad. seco y lánguido rostro de Juan

Barranco tan triste. El presente de perdida de la mayoria absoluta y así lo manifiesta de alguna

oportunidad iado en que esta realidad pudiera hacer ar a una parte corado. No ha sido Juan se ha

quedado en jrde del barranco.

 

< Volver