Encuesta entre candidatos al Senado. 
 La mayoría, a favor de unas Cortes Constituyentes     
 
 Pueblo.    13/06/1977.  Página: 46. Páginas: 1. Párrafos: 21. 

Encuesta entre candidatos al Senado

LA MAYORÍA. A FAVOR DE UNAS CORTES CONSTITUYENTES

MADRID (PUEBLO y agencias).—La agencia Cifra ha realizado una encuesta entre diversos candidatos

al Senado para pulsar su opinión jobre cuestiones relacionadas con la futura Cámara Alta.

Por la Unión de Centro Democrático intervino NEMESIO FERNANDEZ-CUESTA, quien mnifesta que,

en muchas ocasiones, ya había expresado su criterio sobre_el carácter constituyente de las nuevas Cortes,

y señala que, en el caso de resultar elegido, contribuiría a redactar una Constitución que responda a los

principios democráticos y se ajuste a lo que requiere la nueva sociedad española de acuerdo con la linea

de, U. C. D. Añade que la nueva Constitución no puede ser obra de unos cuantos, por muy fuerte que sea

la mayoría, sino que debe ser pactada y aceptada por todos los grupos políticos, so pena de caer en el

error de una Constitución sectaria.

Por último, el señor Fernández-Cuesta muestra su extrañeza ante la gran contradicción que existe entre lo

que el P. S. O. E. propugna en su campaña electoral y las directrices aprobadas en su XXVII Conpreso,

mucho más radicales. Añade que, dado que la derecha y la izquierda se muestran enmascaradas en busca

de clientela, lo más seguro le sigue pareciendo el centro, y confía en que asi se lo parezca a los electores.

JUANA DOÑA JIMÉNEZ, de la Candidatura de los Trabajadores de Madrid, con respecto a la

conveniencia del carácter constituyente de las Cortes, es de la opinión de que dependerá de la medida en

que se pueda conseguir una Constitución que favorezca al pueblo, cuestión que no dependerá solamente

de los representantes, sino del propio pueblo en su conjunto.

Con relación a la postura que adoptaría pn el caso de salir elegida, anuncia que será la de defender, dentro

del Senado, a los trabajadores.

Por su parte e¡ candidato de Reforma Social Española LUIS RAMÍREZ RUIZ, cree que existen

exigencias inmediatas de tipo económico y social que necesitan soluciones urgentes, por lo que no es

partidario del carácter exclusivamente constituyente de las nuevas Cortes.

JOSÉ ALONSO PÉREZ, candidato del Partido Socialista Popular al Senado, no duda de la necesidad de

dar a las Cortes carácter constituyente, ya que opina que desde 1936. año en que fue rota una Constitución

aprobada iegalmente. los trabajadores se sienten huérfanos de un auténtico sentido justo de la vida legal.

Es partidario de una Constitución corta, flexible y renovada a medida que las exigencias del Estado lo

vayan requiriendo y de acuerdo con el carácter constituyente de las Cortes. Cree que una vez elaborada la

Constitución, lo más democrático es convocar unas nuevas elecciones.

Finalmente, estima que no es oportuna la discusión de la forma de Estado, ya que lo más. positivo en

estos momentos es el interés en asentar la democracia para conseguir una más justa situación en España.

JOAQUÍN SATRUSTEGUI, candidato liberal al Senado en «Senadores para la Democracia», es

partidario de una Constitución, corta con ideas claras sobre los temas fundamentales. Entiende el señor

Satrústegui que la función del Senado debe ser la contraria a la que la legislación del antiguo régimen

concebía.

Añade que la idea de que todas las^ provincias, independientemente de su población, elijan el mismo

número de senadores, tiende al predominio de las provincias más , pequeñas, de predominio agrícola, que

deberían proporcionar un número suficiente de senadores autoritarios que frenasen el proceso

democratizador.

Agrega que de triunfar en toda España candidaturas como la de que él forma parte, el Senado no sólo

seria un freno, sino que colaboraría eficazmente con el Congreso para la aprobación de una Constitución

plenamente democrática.

Con resolto ftl resultado de ¡os comicios, dice que si se atuviera a los comentarios que le llegan, diría que

su triunfo estaba asegurado, pero que era consciente de la dificultad de que todos los electores de Madrid

comprendan le que significa su candidatura, y teme que gran parte de ellos se limiten a obedecer, una vez

más, a quien encarna el poder.

El demócrata cristiano MANUEL VILLAR ARREGUI se muestra plenamente partidario de las Cortes

constituyentes, por entender que no hay Constitución en el país. Para él la función del Senado debe ser la

de una Cámara colegislativa en la que estén representadas las regiones, que debe ver acentuada en materia

de política exterior y del que deben surgir iniciativas para promover y controlar la función de Gobierno.

Agradece el apoyo que José María de Areilza brinda a la candidatura de Senadores para la Democracia,

tanto moral como políticamente, y afirma que él no va a pedir limosna de los votos comunistas, al tiempo

que se encuentra sorprendido por el consejo dado por el secretario general del P. C. E. de que no se le

vote a él.

EL F. D. I. APOYA A «SENADORES PARA LA DEMOCRACIA»

El Frente Democrático de Izquierdas también ha manifestado su apoyo a la candidatura senatorial

Senadores para la Democracia, siguiendo la pauta del P. S O E., DEMOCRACIA CRISTIANA y P. C. E.,

éste último con la reserva de no votar al señor Villar Arregui, sustituyéndolo por José Alonso, del P. S. P.

Debido a esta nota discriminatoria, el señor Villar Arregui, el pasado sábado, en un mitin organizado en

un cine de la madrileña barriada de Te-tuán, lamentó la decisión del señor Carrillo al aconsejar éste a sus

correligionarios que votasen para el Senado a la candidatura de la que él era miembro, exceptuando su

persona.

A lo largo de su intervención recordó la ayuda que había prestado al abogado comunista José Luis Núñez

cuando fue detenido, y que él elevó su protesta ante el entonces ministro de la Gobernación Manuel Fraga

Iribarne por esta detención. Recordó también la participación que tuvo ante el entonces ministro de

Justicia Antonio Ga-rrie-ues, cuando fue detenido a finales del pasado año Simón Sánchez Montero.

«Conseguí su libertad —dijo el señor Villar— y fui a abrazarle porque en todo hombre que defiende la

justicia yo encuentro a un hermano.» Agregó: «Izquierda Democrática se ha sentado codo a codo con el

Partido Comunista a la mesa de Coordinación Demo-crá/ica en las horas difíciles para pedir la

legalización de todos los partidos, incluido el comunista, y traer la democracia a este país.»

El señor Villar Arregui manifestó que ignoraba los motivos que habían llevado a Carrillo a dar tal

consejo, y mencionó que Ruiz Giménez, siendo presidente de I. D., defendió a Marcelino Camacho y al

propio Carrillo cuando fue detenido en las Navidades pasadas.

En el mismo mitin, Joaquín Satrústegui calificó como «un verdadero error» el consejo dado por Santiago

Carrillo. Dijo e! señor Satrústegui que cuando Carrillo aconsejó que en lugar de a Manuel Villar votasen

para el Senado a José Alonso estaba introduciendo un factor de división perjudicial. «Los votos a Alonso

de los comunistas van a ser votos perdidos para la democracia. No van a ser tan numerosos corno para

que Alonso llegue al Senado, y van a permitir, en cambio, que otros candidatos ocupen el lugar de los

demócratas.»

Acabó el señor Satrústegui pidiendo públicamente la retirada de la candidínura del P. S. P., porque

«ayudar consiste muchas veces en retirars´e, y la relirada en este caso sería un gesto patriótico».

 

< Volver