Representantes de UCD, AP-PDP, PSOE, PCE y CDS debatieron, durante tres horas, el tema en ABC. 
 Nadie tiene la varita mágica para terminar con el paro a corto plazo     
 
 ABC.    08/10/1982.  Página: 37-38. Páginas: 2. Párrafos: 6. 

Representantes de UCD, AP-PDP, PSOE, PCE y CDS debatieron, durante tres horas, el tema en ABC

Nadie tiene la «varita mágica» para terminar con el paro a corto plazo

El paro, la lucha contra esa lacra social como se adjetiva en la actualidad el desempleo, constituye el

objetivo prioritario de las distintas ofertas electorales ante los comicios del 28 de octubre. ABC ha

querido abrir sus «Tertulias Electorales 82» precisamente con este «leitmotiv» programática de las

distintas fuerzas políticas. Tres horas largas de exposición y diálogo para un tema tan complejo y tan

preocupante han servido, cuando menos, para glosar coincidencias genéricas de las distintas opciones y

apuntar las discrepancias filosóficas o de enfoque que entrañan los respectivos programas.

En la mesa de ponentes, desde Alianza Popular hasta el Partido Comunista, pasando por UCD, PSOE y el

CDS de Suárez y e! liberalismo del moderador, Antonio Garrigues, se ha coincidido en primerísimo lugar

en que el paro es un problema político y que nadie tiene la «varita mágica» para solucionarlo a corto

plazo. La «aventura» ofertada en cada programa no pasa más allá de invertir la actual tendencia alcista de

la tasa, aunque desde posiciones o «terapéuticas» claramente diferenciadas y con la «guinda» de la

cuantificación, en tos casos del PSOE y del PCE, con 800.000 y un millón de puestos de trabajo netos a

crear en los próximos cuatro años.

Las exposiciones iniciales de los ponentes y del moderador constituyeron un canto a la magnitud del

problema y la necesidad de

SANTIAGO RODRIGUEZ-MIRANDA GÓMEZ (Madrid, 11-IX-1942).

Abogado del Estado. En ei Congreso de los Diputados fue vicepresidente primero de la Comisión de

Presupuestos. Miembro de la Comisión Ejecutiva de UCD por Baleares. En la actualidad es ministro de

Trabajo y Seguridad Social. Número uno en las listas de UCD para el Congreso por Baleares.

MIGUEL HERRERO RODRÍGUEZ DE MIÑÓN (Madrid, 18-VI-1940). Abogado. Letrado del Consejo

de Estado. Fue diputado de UCD por Madrid en la anterior legislatura. Número cinco en las listas de la

coalición AP-PDP para el Congreso por Madrid.

JOSÉ LUIS GOMEZ-CALCERRADA. Economista. Funcionario, treinta y tres años de edad. Nació en

Herencia (Ciudad Real). Número uno en las listas de CDS para el Congreso por Ciudad Real.

CARLOS ROMERO HERRERA. Experto del PSOE en temas laborales. Miembro de la Comisión

redactora del programa económico del Partido Socialista, aunque no es candidato en estas elecciones.

HÉCTOR MARAVALL. Técnico de Comisiones Obreras en temas sociolaborales. Número diez en las

listas del PCE para el Congreso de los Diputados por Madrid.

abordarlo, arropados en las cifras dramáticas que arroja el contexto internacional en el que, como señaló

el titular de Trabajo, Rodríguez Miranda, se han alcanzado ya los 800 millones de parados, de los que más

de 30 corresponden al área de los países de la OCDE. Junto a ello la amenaza «permanente» que supone

para fa joven democracia española y la necesidad de «concertación» —a excepción de AP— como

solución a la crisis.

La disfuncionalidad entre los distintos integrantes de la mesa —políticos y técnicos— se plasmó desde los

primeros envites lanzados por Garrigues, especialmente al representante del PSOE, Carlos Romero, y

posteriormente por Herrero de Miñón (AP) y Rodríguez Miranda (UCD). El ponente socialista se limitó a

significar la necesidad imperiosa de quebrar la tendencia actual del paro, que ha provocado desde 1977 la

destrucción de 1.300.000 puestos de trabajo, 500.000 de los cuales pertenecen al sector industrial, es-

peranza que, a su juicio, recoge la oferta socialista aun cuando no explicó las cuentas por las que ofrecían

los 800.000 puestos de trabajo ni el coste de las distintas medidas de tipo social (jubilaciones, reducción

de jomada, incremento de las prestaciones, etcétera) que propugna su programa.

En la misma línea, el representante de Centro Democrático y Social, José Luis Gómez-Calcerrada —que

significó claramente las críticas al resto de los programas—, apuntó la posibilidad de contradicción en el

programa de Alianza Popular («creo que es el programa del que sabe que no va a ganar en las próximas

elecciones», dijo) al proponer por una parte la reducción de impuestos y paralelamente una serie de

medidas que comportan mayor gasto público, tales como obras públicas, reconversión industrial

indiscriminada, plan de regadíos, Seguridad Social para las amas de casa, incremento de las pensiones,

etcétera. Sobre UCD señaló que el programa era continuista de lo realizado en e! ú|timo año que ha

supuesto llevar el endeudamiento exterior a porcentajes del 15 por 100 del Producto Interior Bruto.

En relación al PSOE, señaló que su objetivo de empleo implica crecer a ritmos anteriores a la aparición de

la crisis, con lo que comporta de desestabilización de los precios y «peligro» de un déficit público

insoportable. Por lo que se refiere al Partido Comunista, el representante del CDS y ante una observación

previa de Rodríguez Miranda sobre el planteamiento de «pacto de Estado» similar y coincidente entre el

CDS y el PCE, señaló que no tenía ningún prejuicio en coincidir con cualquier partido político en lo

fundamental.

•La Mesa-

 

< Volver