Los dos quieren un debate televisado. 
 Fraga y Lavilla se disputan a Felipe     
 
 Diario 16.    08/10/1982.  Página: 47. Páginas: 1. Párrafos: 10. 

Los dos quieren un debate televisado

Fraga y Lavilla se disputan a Felipe

Madrid - El líder del Partido Socialista Obrero Español, Felipe González, se está convirtiendo en el centro

de atención dei dirigente de Alianza Popular, Manuel Fraga, y de Unión de Centro Democrático,

Landelino Lavilla, que propugnan mantener, por separado, un debate televisado con e! secretario general

socialista

Corro ´espuesta a estas propuestas, re;teradas en las últimas horas, González mant´ene a lo largo de su

campaña que no celebrará debate alguno con ningún representante de ¡a derecha, hasta que se dec:da

quién es realmente la persona que representa este signo político. En este sentido, Felipe González, iróni-

co, ha dicho que «no voy a montar una consulta en la Segundad Social para que vayan pasando por ella

todos los numerosos líderes de !a derecha».

UCD, freno

En ei Pabellón de Deportes de Orense, el presidente de UCD, Landelino Lavílla, aseguró con vehemencia

que «la única opción para frenar el socialismo es UCD y no AP». Insistió Lavilla en que si su paitido no

consigue la mayoría, se mantendrá fiel a sus principios y no se unirá a ninguna fuerza que implique des-

virtuar la esencia de esos principios.

En relación con el intento golpista recién abortado, el dirigente centrista manifestó que debe ser entendido

como un hecho patoló-gico que normalmente se da en organismos sanos, y estimó que no hay un am-

biente golpista, sino todo lo contrario.

Los frescos

El líder de AP, Manuel Fraga, por su parte, manifestó anoche en Madrid que «Felipe González está

atrasado en todo. Es una pena que un ctiicu i¿>n joven no se entere de nada».

«Está metido —prosiguió el líder aliancista — en hacer un segundo Adolfo Suárez y esto es algo que Es-

paña no puede soportar.» «Si acepta un debate con Landelino Lavilla, significa que es un fresco, que los

dos son unos frescos, porque el único debate que interesa al país es entre Felipe González y yo.»

Tamoién tuvo Fraga un comentario crítico para Suárez. «Su especialidad — dijo— ha sido siempre, no la

de gobernar, que obviamente no lo ha hecho, sino la de sacar un nuevo resorte con el que entretener a ¡a

opinión.»

De Lavilla, muy escueto, dijo que «no es una entidad de la vida política actual» y refiriéndose a Carrillo

indicó que «el día que haya un comunista gobernando en España, yo estaré, con mucho gusto, en un

campo de concentración».

En cuanto al fallido golpe de Estado, Fraga señaló que, en caso de llegar al Gobierno, llevaría la investi-

gación hasta el final. Asimismo dijo que «no es una buena coincidencia» que uno de los militares implica-

dos en este presunto intento estuviera comiendo con Blas Pinar. «Yo, desde luego — matizó— nunca he

comido con ese señor.»

Pintones

Felipe González, por su parte, en un mitin que celebró en el polideportivo de Miranda de Ebro (Burgos),

instó a la juventud a participar en la política para que ésta no se haga en contra de esa juventud.

El líder socialista dijo que los jóvenes no debían dejarse apabullar «por eso que se ha dado en llamar

experiencia». «Es posible —prosiguió— que estemos, como dicen en mi tierra, un poco pintones, un poco

verdes, pero es que algunos están ya tan pasados que da asco.»

 

< Volver