Autor: Pablo Barbado, Eliseo de. 
   Contratiempos en la recolección por las lluvias  :   
 Favorable cambio de perspectivas en las cosechasde otoño. 
 ABC.    26/06/1964.  Página: 27, 29. Páginas: 2. Párrafos: 10. 

CONTRATIEMPOS EN LA RECOLECCIÓN POR LAS LLUVIAS

FAVORABLE CAMBIO DE PERSPECTIVAS EN LAS COSECHAS DE OTOÑO

EN ELLAS PODRÍA HALLAR EL SECTOR AGRARIO UNA COMPENSACIÓN AL SIGNO

CEREALISTA NEGATIVO

Por Elíseo DE PABLO

Los días transcurridos desde el jueves de la semana pasada no han sido buenos para los trabajos,

mecanizados o no, de recolección de cereales y trilla, Las tormentas y, en regiones enteras, lluvias con

características de temporal, los paralizaron por completo.

A lo largo de 200 kilómetros recorridos al comenzar la presente semana por tierras de Castilla la Nueva,

no hemos visto signo alguno de actividad en el campo ni en las eras. Máquinas y segadores permanecían

en poblado. Mieses agavilladas en extensos parajes, y hacinas en los ejidos, en espera de que despeje el

tiempo.

No resultaba fácil marchar por la campiña fuera de las vías de comunicación. Estaba la tierra muy

reblandecida, y, en muchas partes, encharcada.

Estos contratiempos laborales no contrarían demasiado al agricultor, en tanto no se prolonguen

excesivamente. Lógicamente ellos saben mejor que nadie el venero de riqueza y de tranquilidad que

representan estas lluvias, ya no para los cereales, por supuesto, pero si para los demás cultivos que

complementan a los de verano y para la ganadería.

Enlazada con. las cosechas cerealistas está la de maíz, del que se espera una producción superior a la del

año pasado, dada la buena forma en que evoluciona esa gramínea, incluida la de secano, desde los

primeros días de junio. Esto es muy importante, como lo es también la posibilidad de que se logren

buenos pastos de verano, contrariamente a lo que se temía hace unas semanas, en que las perspectivas

eran de tener que suministrar pienso de sostenimiento a los rebaños en pleno período veraniego.

—Vamos a tener buena barbechera y mejor rastrojera—nos ha dicho en. Añover del Tajo un pastor que

acababa de sacar del aprisco su hato lanar. En igual sentido nos informan desde otras regiones, con lo cual

llegamos a la conclusión de que el panorama ganadero ha mejorado en cuanto a disponibilidades

herbáceas, precisamente en el momento en que, por lo que se reitere al ganado lanar, está perfilándose la

futura proliferación.

Sin desentendernos de las molestias momentáneas y aun de los perjuicios que ocasionan o pudieran

originar las precipitaciones, en tanto no sean sólidas, nos parece que el agua que ha caido durante los

últimos ocho días tiene trascendental importancia, porque de la misma deberán deducirse muy dichosas

consecuencias para la totalidad de las producciones de otoño y hasta para las de otoño-invierno. Incluso

ha llegado a tiempo para afianzar la recuperación del trigo en las provincias de ciclos más tardíos, por

hallarse todavía en fase de granazón.

Considerado todo esto, contemplamos hoy con más optimismo el panorama agrario general, porque nos

parece vislumbrar que el mayor fallo—ciertamente lastimoso e importante, aunque con gradaciones—con

que nos enfrentamos es el cerealista.

Como decíamos antes, las cosechas de otoño pudieran imprimir un giro distinto y más positivo de lo que

hace un mes se esperaba, a la economía campesina.

E. P.

 

< Volver