Autor: Gil, Francisco Javier . 
 Elecciones 82. Lavilla recorrió ayer la Mancha antes de cerrar la campaña de Madrid. 
 "UCD es un partido unido y cohesionado"     
 
 Diario 16.    27/10/1982.  Página: 5. Páginas: 1. Párrafos: 18. 

Lavilla recorrió ayer la Mancha antes de cerrar la campaña en Madrid

"UCD es un partido unido y cohesionado"

Landelino Lavilla cerró la campaña electoral en un cine en el corazón de Madrid. Albacete y Toledo

fueron los puntos anteriores al cierre. En Albacete, el líder manifestó que «la campaña electoral de UCD

ha sido positiva y muy gratificante para mí». Por otra parte, Joaquín Satrústegui, candidato de UCD al

Congreso por Madrid, asistió al acto final de la campaña de los empresarios madrileños, en donde se

produjo un incidente y abandonaron la sala los centristas. Satrústegui manifestó «que los dirigentes de la

CEIM se han convertido en unos ultras».

Francisco Javier GIL

Madrid — El presidente de UCD, Landelino Lavilla, cerró brillantemente la campaña electoral centrista

en un cine abarrotado de seguidores en el corazón de Madrid. Atrás quedaban 25.000 kilómetros,

hilvanando prácticamente todas las provincias españolas en su arduo peregrinaje anunciando la buena

nueva centrista.

En el mitin madrileño de fin de campaña precedieron en el uso de la palabra a Landelino Lavilla el pre-

sidente de Gobierno, Leopoldo Calvo-Soteto; el ministro del, Interior, Juan José Rosón; y los candidatos

de UCD al Senado, Fernando Alvarez de Miranda, Emiliano Rodríguez V Armando Rodrigo.

Previamente, Landelino Lavilla habla distribuido sus mítines de película por otras salas de cine tan

dispersas como el Carlos III, en Albacete, o el Prado, de Talavera de la Reina, en la provincia de Toledo.

Curiosamente, la cartelera albaceteña anunciaba en el mismo cine donde era esperado el líder centrista la

película «La furia de Jackie», casi como un trasunto de los bravos y flamígeros denuestos que Landelino

Lavilla distribuiría a diestra y siniestra en su intervención.

Memoria

En el cine Goya de la misma capital se anunciaba el film «Sabe que estás sola», mientras que en el teatro

circo se proyectaba la película «Yo soy la justicia», que no es por nada pero venían un poco a refrescar la

memoria de cuando el líder centrista ocupó en el primer Gobierno del ex presidente Suárez la cartera de

Justicia.

El pasado lunes, Landelino Lavilla había logrado enfervorizar a varios miles de sus correligionarios

centristas en Jaén, la capital del Santo Reino, que había sido su circunscripción electoral en anteriores

elecciones legislativas.

«Venir a Jaén —dijo el líder centrista— es para mí venir a desahogarme y a re/ajarme y a tener un

momento de distensión psicológica. Porque vengo a sentir vuestro calor y vuestro afecto y la emoción de

un pueblo al que un día llegué siendo un completo desconocido y al que luego me he sentido tan

entrañado.»

El hasta ahora presidente de ias Cortes aludió a sus reiteradas visitas por los pueblos jienenses y expuso el

aval de su trayectoria democrática, para garantizar el papel que ha hecho y hará como presidente de UCD:

asegurar por encima de todo la convivencia democrática entre los españoles empeñándose en que su

partido siga siendo ei eje de la vida política española.

«Yo respondo —dijo el presidente centrista— de que UCD es un partido unido y cohesionado. Y esa es la

imagen que da la UCD de Jaén y que yo quiero que se proyecte a toda España.»

Finalmente el líder pidió a sus seguidores el voto para los candidatos centristas que representaban, dijo, su

propia preocupación personal por los problemas de la provincia.

Gratificante

En Albacete, Landelino Lavilla manifestó acerca de la´campaña electoral y del balance que de ésta saca su

partido y él como líder que «la campaña electoral de UCD ha sido positiva y muy gratificante para mí».

El líder centrista hizo una estimación de la campaña de su partido, afirmando que el balance no

es otro que el que arrojen las urnas el día 28.

Hay un balance, dijo, desde el punto de vista de quien está dirigiendo una opción política: «He percibido

la realidad de un partido vigoroso en torno al centro y a los idea/es de UCD.»

Por otra parte, Joaquín Satrústegui, candidato de UCD al Congreso de ios Diputados por Madrid,

manifestó ayer que los dirigentes de la Confederación Empresarial Independiente de Madrid ÍCEIM) son

«unos ultras» y «no defienden a las empresas en general, sino una concepción concreta de la política».

Satrústegui asistió ayer, junto con Fernando Alvarez de Miranda, candidato centrista al Senado por

Madrid, al acto final de la campaña organizada por CEIM, con motivo de las elecciones. Ambos

dirigentes de UCD abandonaron la reunión durante la intervención de José María-Cuevas, secretario

genera! de CEOE, cuando éste criticó la gestión del presidente Calvo-Sotelo e hizo una llamada al voto

útil.

El candidato centrista al Congreso declaró que: «Las manifestaciones hechas por Cuevas suponían una

falta total de consideración hacia los representantes de UCD que habían sido invitados al acto. El

secretario general de CEOE —añadió Satrústegui— atacó frontalmente a Calvo-Sotelo, y recomendó el

voto a Alianza Popular, aun sin citar concretamente a este partido. Y eso lo entendimos como una ofensa

a UCD.»

Joaquín Satrústegui afirmó que CEIM «rompió con la política que había seguido hasta ahora, de lucha

contra la abstención y defensa de !a libre empresa, y se inclinó por una oferta política concreta». «A UCD

—agregó— nadie le gana en la defensa de la empresa española, pero es que los dirigentes de CEIM se

han convertido en unos ultras.»

«Con eso —siguió diciendo Satrústegui— no se defiende a la empresa en general, como debe ser, sino

una concepción determinada de la política. Y cuando se hace esto y se ataca a UCD, me sale del fondo del

corazón hacer lo que ayer hice: marcharme. »

 

< Volver